/ jueves 14 de febrero de 2019

AMLO batea bien

Sin darle mayor importancia mediática y en un, dos por tres el presidente Andrés Manuel López Obrador “bateó” el caso Puebla relacionado con la designación del candidato de Morena a la gubernatura camotera. Muy a su estilo lo que AMLO quiso decir que esa tuna no se la come porque no quiere espinarse.

De esta manera, bateando, es como el presidente evitó meterse en líos electorales y por eso evitó mostrar su cariño o afecto en público tanto para Yeidckol como Monreal y sus respectivos gallos rumbo a Casa Puebla.

En su conferencia mañanera el presi no quiso darle su bendición a ninguno de los 2 aspirantes que buscan la candidatura de Morena por la gubernatura: Luis Miguel Barbosa y Alejandro Armenta Mier. Por cierto que aunque aún no hay convocatoria, ellos ya andan metidísimos en sus pre-campañas.

"Ahí si no opino, como dicen en el béisbol ahí si voy a batear", así de este modo, hábilmente el presidente no mostró favoritismos.

Entonces por lo que dijo López Obrador tanto Yeidckol como Monreal tendrán que aventarse el tirito de impulsar a sus respectivos candidatos y como dice el clásico: Ya veremos de cuál cuero salen más correas.


En el cabildo hace falta amor y amistad.

Como si no fueran suficientes las críticas externas a la presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera porque viajó a Viena esta semana, ahora las tundidas también le llegan desde el mismísimo Cabildo, y peor aún es que esas grillas le lleguen de parte de regidores de su propio partido, sí, de Morena... ¡¡¡¿Qué, qué?!!!

Sí. Aunque usted no lo crea, miembros de Morena han sido los principales críticos de la alcaldesa y ahora le cuestionaron que haya salido al extranjero sin antes atender prioridades en la capital.

Ante los ojos de algun@s, esa conducta se vale y es congruente, pero ante los criterios de otros -principalmente de morenistas simpatizantes de la munícipe- las arremetidas son consideradas traiciones. ¡uuuy, que feo verdad!

Los apasionamientos entre las y los regidores han llegado a tal nivel que ahora hasta han desencadenado denuncias ante la Fiscalía General del Estado por delitos como acoso. ¡¡¡zaaas!!!

Este asunto pareciera caer en el terreno del chisme o el cotilleo, pero en el fondo no es menor porque es un indicativo de que en el Cabildo no marchan bien las cosas. Exhibe que hay serias diferencias, corrientes encontradas entre sus integrantes y que tarde o temprano el cuerpo edilicio se verá entrampado en discusiones ordinarias y simplemente desencadenará que nadie les tome en cuenta y tildarán a los regidores de la cuarta transformación en regidores de más de lo mismo en perjuicio de la ciudad.

Ayer la regidora morenista Martha Ornelas Guerrero -crítica de la alcaldesa- informó que acudió a la Fiscalía a denunciar Óscar Aguirre Beltrán, que resulta que es esposo de la también cabildante morenista –simpatizante de la munícipe- y presidenta de la Comisión de Derechos Humanos del Cabildo, Carmen María Palma Benítez, por el delito de acoso. ¡maaa… quinas!

El acusado personaje no tuvo la altura, la madurez y tolerancia para asimilar las críticas que a través de sus redes sociales hizo libremente Martha Ornelas a la alcaldesa. Vamos, las críticas no las hizo a su esposa, sino a la presidenta con motivo de su viaje; pero el “señor” se puso los guantes por una causa que nadie le pidió y hoy está denunciado.

Se entiende que Oscar es una persona informada y que sabe cómo están las condenas a todo tipo de agresiones a las mujeres, pero a él le valió un cacahuate y se le fue encima a la regidora con desagradables calificativos en redes sociales. Tales reacciones y arrebatos de Aguirre Beltrán hoy le costaron la denuncia. Quizá legalmente no pase nada, pero sí exhibió su mecha corta y bajos niveles de tolerancia que de paso embarra y daña al Cabildo, a su esposa la regidora y de paso a la edil a quien comedidamente quiso “defender” de las críticas pero resultó lo contrario. La violencia contra las mujeres ahí sigue y la violencia política en su máximo esplendor entre el cuerpo edilicio.

A todo esto al cumplirse 4 meses de la gestión municipal de Puebla, las críticas al desempeño de la presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera, se han acentuado. No sólo por los palos de ciego en rubros como la seguridad, la mala conducta de policías, sino también por la falta de operación política recientemente exhibida en los plebiscitos en juntas auxiliares y por la falta de experiencia de algunos de sus colaboradores. Y por si fuera poco ahora los rounds en el cabildo. ¡¡¡Ni hablar!!!


Le recuerdo como siempre que tenemos abierto el changarro las 24 horas. Si quiere compartir chismes, ocurrencias y uno que otro tip, siempre son bienvenidos en Twitter @ferabrajan1 y en fabrajan@hotmail.com

Sin darle mayor importancia mediática y en un, dos por tres el presidente Andrés Manuel López Obrador “bateó” el caso Puebla relacionado con la designación del candidato de Morena a la gubernatura camotera. Muy a su estilo lo que AMLO quiso decir que esa tuna no se la come porque no quiere espinarse.

De esta manera, bateando, es como el presidente evitó meterse en líos electorales y por eso evitó mostrar su cariño o afecto en público tanto para Yeidckol como Monreal y sus respectivos gallos rumbo a Casa Puebla.

En su conferencia mañanera el presi no quiso darle su bendición a ninguno de los 2 aspirantes que buscan la candidatura de Morena por la gubernatura: Luis Miguel Barbosa y Alejandro Armenta Mier. Por cierto que aunque aún no hay convocatoria, ellos ya andan metidísimos en sus pre-campañas.

"Ahí si no opino, como dicen en el béisbol ahí si voy a batear", así de este modo, hábilmente el presidente no mostró favoritismos.

Entonces por lo que dijo López Obrador tanto Yeidckol como Monreal tendrán que aventarse el tirito de impulsar a sus respectivos candidatos y como dice el clásico: Ya veremos de cuál cuero salen más correas.


En el cabildo hace falta amor y amistad.

Como si no fueran suficientes las críticas externas a la presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera porque viajó a Viena esta semana, ahora las tundidas también le llegan desde el mismísimo Cabildo, y peor aún es que esas grillas le lleguen de parte de regidores de su propio partido, sí, de Morena... ¡¡¡¿Qué, qué?!!!

Sí. Aunque usted no lo crea, miembros de Morena han sido los principales críticos de la alcaldesa y ahora le cuestionaron que haya salido al extranjero sin antes atender prioridades en la capital.

Ante los ojos de algun@s, esa conducta se vale y es congruente, pero ante los criterios de otros -principalmente de morenistas simpatizantes de la munícipe- las arremetidas son consideradas traiciones. ¡uuuy, que feo verdad!

Los apasionamientos entre las y los regidores han llegado a tal nivel que ahora hasta han desencadenado denuncias ante la Fiscalía General del Estado por delitos como acoso. ¡¡¡zaaas!!!

Este asunto pareciera caer en el terreno del chisme o el cotilleo, pero en el fondo no es menor porque es un indicativo de que en el Cabildo no marchan bien las cosas. Exhibe que hay serias diferencias, corrientes encontradas entre sus integrantes y que tarde o temprano el cuerpo edilicio se verá entrampado en discusiones ordinarias y simplemente desencadenará que nadie les tome en cuenta y tildarán a los regidores de la cuarta transformación en regidores de más de lo mismo en perjuicio de la ciudad.

Ayer la regidora morenista Martha Ornelas Guerrero -crítica de la alcaldesa- informó que acudió a la Fiscalía a denunciar Óscar Aguirre Beltrán, que resulta que es esposo de la también cabildante morenista –simpatizante de la munícipe- y presidenta de la Comisión de Derechos Humanos del Cabildo, Carmen María Palma Benítez, por el delito de acoso. ¡maaa… quinas!

El acusado personaje no tuvo la altura, la madurez y tolerancia para asimilar las críticas que a través de sus redes sociales hizo libremente Martha Ornelas a la alcaldesa. Vamos, las críticas no las hizo a su esposa, sino a la presidenta con motivo de su viaje; pero el “señor” se puso los guantes por una causa que nadie le pidió y hoy está denunciado.

Se entiende que Oscar es una persona informada y que sabe cómo están las condenas a todo tipo de agresiones a las mujeres, pero a él le valió un cacahuate y se le fue encima a la regidora con desagradables calificativos en redes sociales. Tales reacciones y arrebatos de Aguirre Beltrán hoy le costaron la denuncia. Quizá legalmente no pase nada, pero sí exhibió su mecha corta y bajos niveles de tolerancia que de paso embarra y daña al Cabildo, a su esposa la regidora y de paso a la edil a quien comedidamente quiso “defender” de las críticas pero resultó lo contrario. La violencia contra las mujeres ahí sigue y la violencia política en su máximo esplendor entre el cuerpo edilicio.

A todo esto al cumplirse 4 meses de la gestión municipal de Puebla, las críticas al desempeño de la presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera, se han acentuado. No sólo por los palos de ciego en rubros como la seguridad, la mala conducta de policías, sino también por la falta de operación política recientemente exhibida en los plebiscitos en juntas auxiliares y por la falta de experiencia de algunos de sus colaboradores. Y por si fuera poco ahora los rounds en el cabildo. ¡¡¡Ni hablar!!!


Le recuerdo como siempre que tenemos abierto el changarro las 24 horas. Si quiere compartir chismes, ocurrencias y uno que otro tip, siempre son bienvenidos en Twitter @ferabrajan1 y en fabrajan@hotmail.com

jueves 15 de agosto de 2019

Llegando y haciendo

jueves 08 de agosto de 2019

Dilema azul

jueves 01 de agosto de 2019

¡¡¡Tiempos de cambio!!!

jueves 18 de julio de 2019

¡Lo mal hecho da más trabajo!

jueves 11 de julio de 2019

Los bajan antes de llegar a la esquina

jueves 04 de julio de 2019

El reto del pasaje

jueves 27 de junio de 2019

¡Apretar las tuercas morenitas!

jueves 20 de junio de 2019

Cambio de estafeta 1

jueves 06 de junio de 2019

¿Milagro azul?

Cargar Más