/ lunes 17 de diciembre de 2018

Dos desafíos políticos de Martha Erika: el federal y el estatal

TAL Y COMO estaba previsto, Martha Erika Alonso Hidalgo rindió protesta como la primera gobernadora constitucional del estado ante el Tribunal Superior de Justicia y luego dirigió, el mismo viernes, desde el auditorio de la Reforma su primer mensaje ya como mandataria, el cual tuvo, en un sistema de división de poderes y presidencialista, dos destinatarios centrales: el Ejecutivo Federal y el Congreso del Estado. Entre sus urgencias estratégicas para legitimar y dar cauce a su gobierno:

1.-“TIENDO LA MANO, dijo, al Gobierno Federal para trabajar conjuntamente en la vía de desarrollo que México necesita (…). Hago un llamado al presidente, Andrés Manuel López Obrador, para reiterarle que en Puebla siempre será bien recibido y que cuenta con nuestro mayor compromiso para llevar a cabo los programas prioritarios de su gobierno, en Puebla tendrá un gobierno aliado”.

PARA LEGITIMAR SU gobierno, a la primera gobernadora que tiene el estado le urge, pero con una urgencia extraordinaria, derretir cuanto antes el durísimo témpano que congela, divide, su relación con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, el cual ha marcado, en varias ocasiones, su lejana distancia con Martha Erika Alonso, y su esposo, el exgobernador Rafael Moreno Valle.

LÓPEZ OBRADOR DECLARÓ recientemente que no vendrá a Puebla, que no se reunirá con Martha Erika, por prudencia. Está molesto porque los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial Federal (TEPJF), “que fueron electos mediante las prácticas corruptas que se estilaban en el pasado régimen”, dieron un “fallo equivocado y antidemocrático” al declarar a Martha Erika como ganadora en el diferendo poselectoral que sostenía con Luis Miguel Barbosa, ahora excandidato de Morena.

POR ESO, MARTHA ERIKA, de manera inteligente y conveniente, extiende su mano en espera de una reacción pronta y positiva del presidente, lo cual es urgente para que le vaya bien a Puebla. En un régimen financieramente centralista, si la gobernadora no sale de la congeladora, no le irá bien a Puebla.

2.- EL SEGUNDO TEMA vitalmente estratégico que abordó la gobernadora es el de la necesaria y prioritaria reconciliación de la sociedad para legitimarse ante todos los poblanos.

TAMBIÉN SERÁ NECESARIO el diálogo y el entendimiento con Morena, el partido que tiene mayoría de 22 legisladores en el Congreso del Estado (ante el cual debió rendir protesta), que no le perdona el fallo “antidemocrático” del TEPJF, que significó la derrota de su candidato, Luis Miguel Barbosa. Tema político que tendrá que atender y controlar, si no, corre el riesgo de que se le convierta en un estorboso, calamitoso, diferendo de una inestabilidad política de tres años, el cual estará dirigido, como ya lo está, contra el morenovallismo, y el veto que el ahora exgobernador Antonio Galia le impuso a varias leyes que aprobó la mayoría de diputados morenistas.

EL CONGRESO DEL ESTADO estuvo paralizado, en huelga, por esa razón, pero el sábado pasado convocó a sesión para revisar y aprobar las leyes de ingresos y egresos del estado y los municipios.

POR ESTE MOTIVO, la gobernadora hizo un doble llamado: “es tiempo de la reconciliación, de aprender de los errores del pasado y de ver hacia adelante”. En este sentido, a querer o no, le pesa el autoritarismo con que gobernó su esposo cuando fue gobernador del Estado.

RESPECTO A LOS rijosos del Poder Legislativo, les dijo que “los poblanos no quieren "protagonismo ni pleitos", sino soluciones a sus demandas y se dijo abierta al diálogo y a que este se construya con respeto, propuestas y no con ofensas y chantajes”.

COMO SE VERÁ, el tema del enfrentamiento político entre Morena y el Gobierno del Estado es a nivel federal y estatal; tiene un mismo origen y una misma causa, son las dos puntas de una misma tijera, son los costos políticos que se pagan por la disputa de la gubernatura. Hasta el momento en que se descongele la relación entre AMLO y Martha Erika, muy probablemente se podrá desvanecer el conflicto a nivel estatal… ESCÚCHANOS DIARIAMENTE de las 13 a las 14 horas en ABC RADIO, 1280 de AM.

TAL Y COMO estaba previsto, Martha Erika Alonso Hidalgo rindió protesta como la primera gobernadora constitucional del estado ante el Tribunal Superior de Justicia y luego dirigió, el mismo viernes, desde el auditorio de la Reforma su primer mensaje ya como mandataria, el cual tuvo, en un sistema de división de poderes y presidencialista, dos destinatarios centrales: el Ejecutivo Federal y el Congreso del Estado. Entre sus urgencias estratégicas para legitimar y dar cauce a su gobierno:

1.-“TIENDO LA MANO, dijo, al Gobierno Federal para trabajar conjuntamente en la vía de desarrollo que México necesita (…). Hago un llamado al presidente, Andrés Manuel López Obrador, para reiterarle que en Puebla siempre será bien recibido y que cuenta con nuestro mayor compromiso para llevar a cabo los programas prioritarios de su gobierno, en Puebla tendrá un gobierno aliado”.

PARA LEGITIMAR SU gobierno, a la primera gobernadora que tiene el estado le urge, pero con una urgencia extraordinaria, derretir cuanto antes el durísimo témpano que congela, divide, su relación con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, el cual ha marcado, en varias ocasiones, su lejana distancia con Martha Erika Alonso, y su esposo, el exgobernador Rafael Moreno Valle.

LÓPEZ OBRADOR DECLARÓ recientemente que no vendrá a Puebla, que no se reunirá con Martha Erika, por prudencia. Está molesto porque los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial Federal (TEPJF), “que fueron electos mediante las prácticas corruptas que se estilaban en el pasado régimen”, dieron un “fallo equivocado y antidemocrático” al declarar a Martha Erika como ganadora en el diferendo poselectoral que sostenía con Luis Miguel Barbosa, ahora excandidato de Morena.

POR ESO, MARTHA ERIKA, de manera inteligente y conveniente, extiende su mano en espera de una reacción pronta y positiva del presidente, lo cual es urgente para que le vaya bien a Puebla. En un régimen financieramente centralista, si la gobernadora no sale de la congeladora, no le irá bien a Puebla.

2.- EL SEGUNDO TEMA vitalmente estratégico que abordó la gobernadora es el de la necesaria y prioritaria reconciliación de la sociedad para legitimarse ante todos los poblanos.

TAMBIÉN SERÁ NECESARIO el diálogo y el entendimiento con Morena, el partido que tiene mayoría de 22 legisladores en el Congreso del Estado (ante el cual debió rendir protesta), que no le perdona el fallo “antidemocrático” del TEPJF, que significó la derrota de su candidato, Luis Miguel Barbosa. Tema político que tendrá que atender y controlar, si no, corre el riesgo de que se le convierta en un estorboso, calamitoso, diferendo de una inestabilidad política de tres años, el cual estará dirigido, como ya lo está, contra el morenovallismo, y el veto que el ahora exgobernador Antonio Galia le impuso a varias leyes que aprobó la mayoría de diputados morenistas.

EL CONGRESO DEL ESTADO estuvo paralizado, en huelga, por esa razón, pero el sábado pasado convocó a sesión para revisar y aprobar las leyes de ingresos y egresos del estado y los municipios.

POR ESTE MOTIVO, la gobernadora hizo un doble llamado: “es tiempo de la reconciliación, de aprender de los errores del pasado y de ver hacia adelante”. En este sentido, a querer o no, le pesa el autoritarismo con que gobernó su esposo cuando fue gobernador del Estado.

RESPECTO A LOS rijosos del Poder Legislativo, les dijo que “los poblanos no quieren "protagonismo ni pleitos", sino soluciones a sus demandas y se dijo abierta al diálogo y a que este se construya con respeto, propuestas y no con ofensas y chantajes”.

COMO SE VERÁ, el tema del enfrentamiento político entre Morena y el Gobierno del Estado es a nivel federal y estatal; tiene un mismo origen y una misma causa, son las dos puntas de una misma tijera, son los costos políticos que se pagan por la disputa de la gubernatura. Hasta el momento en que se descongele la relación entre AMLO y Martha Erika, muy probablemente se podrá desvanecer el conflicto a nivel estatal… ESCÚCHANOS DIARIAMENTE de las 13 a las 14 horas en ABC RADIO, 1280 de AM.