/ jueves 17 de mayo de 2018

En Punto

Increíble.

Las dos autoridades electorales competentes se deslindaron de la difusión de propuestas de campaña que realizan candidatos a puestos de elección popular en estaciones de radio… ¡piratas!

La Junta Local del Instituto Nacional Electoral, donde despacha Marcos Rodríguez del Castillo como titular, aventó la pelota a los consejeros del IEE.

Por tratarse de candidatos locales, en el caso de los aspirantes a presidente municipal, pronunciarse al respecto y actuar en consecuencia corresponde al Instituto Electoral del Estado.

Eso fue lo que “argumentó” el área de comunicación social de la junta del INE.

En el IEE no hubo mejores resultados.

Aquí estuvieron peor.

Como no pudieron echarle la responsabilidad a nadie más, solo atinaron a responder que no estaban al tanto, que el monitoreo de medios solo se realiza en estaciones debidamente registradas y que más adelante fijarían una postura, cuando hubiesen analizado el tema a profundidad.

¿Conclusión?

Tenemos autoridades electorales incapaces de atender asuntos más allá de la organización de los comicios.

Las radios “piratas” son ilegales.

Por tanto, lo que hacen en ellas los candidatos a puestos de elección popular, también.


***

Después de mes y medio de presenciar una aburrida contienda por el Senado de la República, una entrevista radiofónica celebrada ayer en Ultra Noticias dio pie a una guerra tuitera, que se desarrolló durante varias horas entre dos de los abanderados y el esposo de una de ellas.

Se trata de Nancy de la Sierra Arámburo y Mario Riestra Piña -ella de la coalición Juntos Haremos Historia y él, de la alianza Por México al Frente-, quienes pusieron en duda la honestidad de su proceder como servidores públicos a partir del patrimonio que cada uno posee.

Al poco rato de iniciado el intercambio de descalificaciones se involucró José Juan Espinosa Torres, esposo de la candidata al Senado, presidente municipal con licencia de San Pedro Cholula y aspirante a diputado local de la misma coalición, conformada por los partidos Morena, PT y PES.

Con José Juan en el golpeteo tuitero subieron de tono las descalificaciones, que comenzaron por la mañana y continuaron hasta entrada la noche.

Sin tratar de definir un “ganador”, en el caso de que lo hubiese, lo que llamó la atención fue el cambio en el tono de la contienda.

Después de 45 días de paz y tranquilidad, por fin se agarraron de los cabellos algunos de los protagonistas de esa elección.


***

Vaya, vaya.

Dada la persistente inconformidad que existe en torno a la definición de los límites territoriales con su vecino de San Pedro Cholula, autoridades municipales de San Andrés han anunciado que, en próximas fechas, una vez que concluya el proceso electoral, se le solicitará de manera formal al Congreso del Estado que intervenga para establecer una nueva línea divisoria entre las dos Cholulas.

Bien por eso.

Es facultad de un ayuntamiento inconforme presentar solicitudes para tratar de hallar una solución favorable a sus intereses.

Óscar Palacios Ramírez, secretario de Gobernación y Asuntos Jurídicos de la comuna sanandreseña, ha hecho el anuncio.

Lo malo es la fecha en el calendario gubernamental que se ha fijado para presentar la solicitud.

San Andrés le va a pedir a los diputados una redefinición de límites territoriales con San Pedro cuando tanto los gobiernos municipales como el periodo de la actual legislatura ¡están por finalizar!

Así hasta parece broma.

Por qué, después de casi cuatro años y medio de gobierno, la autoridad apenas pretende hacer un esfuerzo serio y real para solucionar ese problema.

Ya no hay tiempo.

Y, por tanto, nada ocurrirá.

Increíble.

Las dos autoridades electorales competentes se deslindaron de la difusión de propuestas de campaña que realizan candidatos a puestos de elección popular en estaciones de radio… ¡piratas!

La Junta Local del Instituto Nacional Electoral, donde despacha Marcos Rodríguez del Castillo como titular, aventó la pelota a los consejeros del IEE.

Por tratarse de candidatos locales, en el caso de los aspirantes a presidente municipal, pronunciarse al respecto y actuar en consecuencia corresponde al Instituto Electoral del Estado.

Eso fue lo que “argumentó” el área de comunicación social de la junta del INE.

En el IEE no hubo mejores resultados.

Aquí estuvieron peor.

Como no pudieron echarle la responsabilidad a nadie más, solo atinaron a responder que no estaban al tanto, que el monitoreo de medios solo se realiza en estaciones debidamente registradas y que más adelante fijarían una postura, cuando hubiesen analizado el tema a profundidad.

¿Conclusión?

Tenemos autoridades electorales incapaces de atender asuntos más allá de la organización de los comicios.

Las radios “piratas” son ilegales.

Por tanto, lo que hacen en ellas los candidatos a puestos de elección popular, también.


***

Después de mes y medio de presenciar una aburrida contienda por el Senado de la República, una entrevista radiofónica celebrada ayer en Ultra Noticias dio pie a una guerra tuitera, que se desarrolló durante varias horas entre dos de los abanderados y el esposo de una de ellas.

Se trata de Nancy de la Sierra Arámburo y Mario Riestra Piña -ella de la coalición Juntos Haremos Historia y él, de la alianza Por México al Frente-, quienes pusieron en duda la honestidad de su proceder como servidores públicos a partir del patrimonio que cada uno posee.

Al poco rato de iniciado el intercambio de descalificaciones se involucró José Juan Espinosa Torres, esposo de la candidata al Senado, presidente municipal con licencia de San Pedro Cholula y aspirante a diputado local de la misma coalición, conformada por los partidos Morena, PT y PES.

Con José Juan en el golpeteo tuitero subieron de tono las descalificaciones, que comenzaron por la mañana y continuaron hasta entrada la noche.

Sin tratar de definir un “ganador”, en el caso de que lo hubiese, lo que llamó la atención fue el cambio en el tono de la contienda.

Después de 45 días de paz y tranquilidad, por fin se agarraron de los cabellos algunos de los protagonistas de esa elección.


***

Vaya, vaya.

Dada la persistente inconformidad que existe en torno a la definición de los límites territoriales con su vecino de San Pedro Cholula, autoridades municipales de San Andrés han anunciado que, en próximas fechas, una vez que concluya el proceso electoral, se le solicitará de manera formal al Congreso del Estado que intervenga para establecer una nueva línea divisoria entre las dos Cholulas.

Bien por eso.

Es facultad de un ayuntamiento inconforme presentar solicitudes para tratar de hallar una solución favorable a sus intereses.

Óscar Palacios Ramírez, secretario de Gobernación y Asuntos Jurídicos de la comuna sanandreseña, ha hecho el anuncio.

Lo malo es la fecha en el calendario gubernamental que se ha fijado para presentar la solicitud.

San Andrés le va a pedir a los diputados una redefinición de límites territoriales con San Pedro cuando tanto los gobiernos municipales como el periodo de la actual legislatura ¡están por finalizar!

Así hasta parece broma.

Por qué, después de casi cuatro años y medio de gobierno, la autoridad apenas pretende hacer un esfuerzo serio y real para solucionar ese problema.

Ya no hay tiempo.

Y, por tanto, nada ocurrirá.

viernes 25 de mayo de 2018

En Punto

jueves 24 de mayo de 2018

En Punto

miércoles 23 de mayo de 2018

En Punto

martes 22 de mayo de 2018

En Punto

lunes 21 de mayo de 2018

En Punto

viernes 18 de mayo de 2018

En Punto

jueves 17 de mayo de 2018

En Punto

miércoles 16 de mayo de 2018

En Punto

martes 15 de mayo de 2018

En Punto

lunes 14 de mayo de 2018

En Punto

Cargar Más