/ martes 13 de febrero de 2018

En Punto

¿Qué ocurre con los empresarios que demandaban la devolución de una parte del Impuesto sobre la Nómina (ISN)?

Aun cuando las declaraciones de Horacio Peredo Elguero se muestran optimistas, la realidad es que las cifras aportadas por él mismo no reflejan una gran respuesta de los hombres de negocios del estado en cuanto al ISN y el 1 por ciento que el gobierno del estado les ha ofrecido devolver.

Según el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), de las 26 mil empresas poblanas que se encuentran en posibilidad de solicitar la devolución de uno de los tres puntos porcentuales que cobra el gobierno por concepto de ISN, hasta el momento solo 4 mil han iniciado el trámite para conseguirlo.

El dato duro no tendría nada de relevante si no fuera porque restan apenas cinco días para que venza el plazo para recurrir a la devolución.

Peredo Elguero espera que se registre una afluencia importante de empresarios en la recta final del plazo, dado que muchos de ellos se encontraron con algunos inconvenientes fiscales que comenzaron a solventar.

Es muy posible que el líder de la Canacintra tenga razón, que muchos estén a punto de comenzar su trámite después de brincar algunos obstáculos propios de los requisitos que se les exigen, entre ellos el estar al corriente en el cumplimiento de los demás impuestos.

Aun así, 4 mil de 26 mil son pocos.

Los empresarios pugnaron por la reducción del ISN.

A ver si ahora aprovechan el beneficio que se les ha otorgado.

***

Qué caray.

No pueden eliminar o por lo menos reordenar el comercio informal del centro histórico y ya piensan en uniformar a los vendedores ambulantes del famoso e infructuoso corredor comercial que fue previsto para ellos.

En serio.

Aunque usted no lo crea.

Según Juan Carlos Morales Páez, secretario del ayuntamiento de Puebla, el gobierno municipal uniformará y dará gafetes para uso obligatorio a los ambulantes instalados en el corredor comercial, aun cuando el espacio destinado para la vente irregular no está ocupado ni al 50 por ciento de su capacidad.

En efecto, ahí solo hay 104 de los 303 comerciantes que se esperaban.

La razón es que no ha sido atractivo para los informales ir a una zona del centro histórico donde las ventas no son buenas.

Y como son ellos los que mandan, pues han seguido ‘toreando’ e imponiendo su ley en otras vialidades, lo mismo que en un sinfín de lugares de la ciudad más allá del centro histórico.

Por eso resulta cómico escuchar que ahora se les quiere poner uniforme y gafete.

¿De qué servirá?

De muy pero muy poco.

***

Interesante.

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) decomisó un total de mil 139 piezas de los llamados “productos milagro”, esos que ofrecen curas y sanaciones para todo tipo de males pero que en realidad no sirven para nada.

Los “productos milagro” son en realidad una estafa para quienes pagan por ellos.

La Cofepris procedió al decomiso porque además de no cumplir con lo prometidos, estos mil 139 productos representaban un daño para la salud de sus consumidores.

¡Bien por la institución!

Ahora, ya que nos encontramos en periodo electoral, esa misma comisión federal debería poner en marcha un operativo para barrer con otro tipo de “productos milagro”, también muy dañino para la sociedad: los candidatos a puestos de elección popular.

De idéntica manera que esas mil 139 piezas, los candidatos suelen hacer promesas que nunca llegan a cumplir.

Y también son perjudiciales pues, una vez convertidos en servidores públicos o supuestos representantes populares, viven de los impuestos de todos nosotros.

Ojalá hubiese una Cofepris para candidatos.

La gente lo agradecería enormemente.

¿Qué ocurre con los empresarios que demandaban la devolución de una parte del Impuesto sobre la Nómina (ISN)?

Aun cuando las declaraciones de Horacio Peredo Elguero se muestran optimistas, la realidad es que las cifras aportadas por él mismo no reflejan una gran respuesta de los hombres de negocios del estado en cuanto al ISN y el 1 por ciento que el gobierno del estado les ha ofrecido devolver.

Según el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), de las 26 mil empresas poblanas que se encuentran en posibilidad de solicitar la devolución de uno de los tres puntos porcentuales que cobra el gobierno por concepto de ISN, hasta el momento solo 4 mil han iniciado el trámite para conseguirlo.

El dato duro no tendría nada de relevante si no fuera porque restan apenas cinco días para que venza el plazo para recurrir a la devolución.

Peredo Elguero espera que se registre una afluencia importante de empresarios en la recta final del plazo, dado que muchos de ellos se encontraron con algunos inconvenientes fiscales que comenzaron a solventar.

Es muy posible que el líder de la Canacintra tenga razón, que muchos estén a punto de comenzar su trámite después de brincar algunos obstáculos propios de los requisitos que se les exigen, entre ellos el estar al corriente en el cumplimiento de los demás impuestos.

Aun así, 4 mil de 26 mil son pocos.

Los empresarios pugnaron por la reducción del ISN.

A ver si ahora aprovechan el beneficio que se les ha otorgado.

***

Qué caray.

No pueden eliminar o por lo menos reordenar el comercio informal del centro histórico y ya piensan en uniformar a los vendedores ambulantes del famoso e infructuoso corredor comercial que fue previsto para ellos.

En serio.

Aunque usted no lo crea.

Según Juan Carlos Morales Páez, secretario del ayuntamiento de Puebla, el gobierno municipal uniformará y dará gafetes para uso obligatorio a los ambulantes instalados en el corredor comercial, aun cuando el espacio destinado para la vente irregular no está ocupado ni al 50 por ciento de su capacidad.

En efecto, ahí solo hay 104 de los 303 comerciantes que se esperaban.

La razón es que no ha sido atractivo para los informales ir a una zona del centro histórico donde las ventas no son buenas.

Y como son ellos los que mandan, pues han seguido ‘toreando’ e imponiendo su ley en otras vialidades, lo mismo que en un sinfín de lugares de la ciudad más allá del centro histórico.

Por eso resulta cómico escuchar que ahora se les quiere poner uniforme y gafete.

¿De qué servirá?

De muy pero muy poco.

***

Interesante.

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) decomisó un total de mil 139 piezas de los llamados “productos milagro”, esos que ofrecen curas y sanaciones para todo tipo de males pero que en realidad no sirven para nada.

Los “productos milagro” son en realidad una estafa para quienes pagan por ellos.

La Cofepris procedió al decomiso porque además de no cumplir con lo prometidos, estos mil 139 productos representaban un daño para la salud de sus consumidores.

¡Bien por la institución!

Ahora, ya que nos encontramos en periodo electoral, esa misma comisión federal debería poner en marcha un operativo para barrer con otro tipo de “productos milagro”, también muy dañino para la sociedad: los candidatos a puestos de elección popular.

De idéntica manera que esas mil 139 piezas, los candidatos suelen hacer promesas que nunca llegan a cumplir.

Y también son perjudiciales pues, una vez convertidos en servidores públicos o supuestos representantes populares, viven de los impuestos de todos nosotros.

Ojalá hubiese una Cofepris para candidatos.

La gente lo agradecería enormemente.

martes 24 de abril de 2018

En Punto

lunes 23 de abril de 2018

En Punto

viernes 20 de abril de 2018

En Punto

jueves 19 de abril de 2018

En Punto

miércoles 18 de abril de 2018

En Punto

martes 17 de abril de 2018

En Punto

lunes 16 de abril de 2018

En Punto

viernes 13 de abril de 2018

En Punto

jueves 12 de abril de 2018

En Punto

miércoles 11 de abril de 2018

En Punto

Cargar Más