/ viernes 27 de diciembre de 2019

SCT sin respuestas

A unos días de que concluya el trepidante 2019, luego de los últimos minutos de un 2018 lleno de conflictos políticos en el estado de Puebla, falta aún información oficial suficiente y creíble sobre las causas que propiciaron el accidente de los Moreno Valle-Alonso.

Una desgracia que sacudió al estado y modificó la realidad de la clase política local.

El pasado lunes 23 de diciembre, dieron un pequeño pero no definitivo reporte oficial.

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, descartó que el accidente aéreo, en el que fallecieron Martha Erika Alonso, Rafael Moreno Valle y tres personas más, haya sido un atentado.

Versión que no coincide con la percepción social, como leeremos más adelante.

En un adelanto del reporte final, que presentarán en el primer trimestre de 2020, el funcionario indicó que al momento se encuentra completa toda la información del incidente en el que murieron la ex gobernadora de Puebla, el senador del PAN, dos pilotos y un auxiliar de Moreno Valle.

La información documental está integrada, dijo, solamente falta que se realice la reunión de todos los involucrados en la investigación del accidente aéreo, que son los fabricantes del helicóptero y las autoridades aeronáuticas de México, Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea e Italia.

Precisó que no hay presencia de balazos o explosivos, por lo que “no hay ningún indicio que, en primera instancia, haya sido un atentado; si en la reunión final surge algo al respecto, se dará a conocer cuando concluya”, en un extraño sí, pero no, que debe quedar claro y no como una declaración al ahí se va.

Jiménez Espriú cumplió con lo prometido, a un año del accidente en el que perdieron la vida la gobernadora y el senador panista, sólo iba a dar en este diciembre un “informito” y eso sucedió. Termina 2019 y no existe información oficial congruente y definitiva.

El pasado 24 de diciembre la periodista Elena Domínguez de El Sol de Puebla presentó un trabajo relevante vinculado al tema.

“Sólo el 5.8 por ciento de los internautas cree que la muerte de la gobernadora Martha Erika Alonso y de su esposo, el senador Rafael Moreno Valle, fue un accidente, este resultado se desprende de la encuesta realizada por El Sol de Puebla en la red social Twitter.

“En este ejercicio se registraron 4 mil 307 votos, ante la pregunta “A un año de la muerte de Rafael Moreno Valle y Martha Erika Alonso por el desplome de su helicóptero, ¿qué piensas del caso?”, la mayoría opinó que aún viven y huyeron”.

Interesante que eso piensen quienes dedicaron tiempo a contestar una encuesta y que no obedecen a intereses políticos o militantes. Son ciudadanos que opinan y eso cree, lo que está lejano a la versión oficial.

“Con el 54.1 por ciento se ubicó la opción “Aún viven y huyeron”; el 40.1 por ciento de los participantes consideraron la opción “Los mataron”; y el 5.8 por ciento votó porque la caída del helicóptero fue un accidente”.

Es la opinión ciudadana y no se puede ni debe ignorar, por lo que el gobierno federal debe acelerar y dar un informe final a detalle, que no deje lugar a dudas y que si fueron factores de mantenimiento, técnicos o humanos, las causas del accidente que se sancione a los responsables, que los debe haber.

Por ejemplo, la responsabilidad en el mantenimiento de los dueños de la empresa propietaria del Aerotaxi, modelo Agusta 109 Grand matrícula XA-BON, Servicios Aéreos del Altiplano SA. de CV Unidad usado, tiempo completo, por el senador panista Moreno Valle, quien se había convertido en el principal líder opositor en las Cámaras al flamante gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Por salud política, la SCT tiene y debe informar verazmente sobre el caso.

En cuanto al morenovallismo, hoy su realidad en lo poco que queda es de división total por no decir caótica.

Convocados por Acción Nacional a un año de la tragedia, se celebró el 24 de diciembre una misa en su memoria sin la presencia de sus familiares, quienes participaron en actos religiosos privados.

La concelebración pública se llevó a cabo en el Santuario Guadalupano en el Seminario Palafoxiano donde participaron militantes y los dirigentes del PAN, Marko Cortés y Genoveva Huerta.

La ceremonia fue oficiada por el obispo Felipe Pozos, quien elogió a la pareja Moreno Valle Alonso, concretamente a la gobernadora de quien dijo "le constaba" que era una mujer caritativa y hacía obras de beneficencia.

Comentó que unos días antes de iniciar su gobierno el 15 de diciembre del año pasado, se reunió con ella en el Santuario Guadalupano para encomendar su mandato.

La familia Alonso anunció que no participaría en homenajes políticos y celebró una ceremonia privada. Por su parte, familiares, amigos y colaboradores del senador organizaron el mismo 24 de diciembre una misa privada en Las Bodegas del Molino, a la que convocó con invitación personal su secretaria particular, Mercedes Aguilar.

El 24 de diciembre de 2018, alrededor de las tres de la tarde, será recordado por el trágico accidente que cambió la vida política del estado.

Para cerrar esa página urge información oficial creíble porque la percepción social crece en torno a que no fue un accidente y eso es lo que menos conviene a nadie, empezando por el propio gobierno federal.

De las anécdotas que se cuentan

Hombre directo, lejos de los juegos retóricos, Rafael Moreno Valle presumía en sus tiempos de gobernador por qué el comandante Roberto Coppe Obregón era su piloto.

-¿Sabes por qué Coppe viaja conmigo siempre?- preguntaba el gobernador.

-No- era respuesta recurrente.

- Porqué él se encarga del mantenimiento de la nave y si hay errores y sucede algo fatal, moriremos los dos. Por eso siempre viaja conmigo- Decía seguro y tranquilo.

El 24 de diciembre de 2018 murieron los dos.

Esa fue la respuesta definitiva.

fcrisanto00@yahoo.com.mx

Twitter @fercrisanto

Facebook: Fernando Alberto Crisanto

A unos días de que concluya el trepidante 2019, luego de los últimos minutos de un 2018 lleno de conflictos políticos en el estado de Puebla, falta aún información oficial suficiente y creíble sobre las causas que propiciaron el accidente de los Moreno Valle-Alonso.

Una desgracia que sacudió al estado y modificó la realidad de la clase política local.

El pasado lunes 23 de diciembre, dieron un pequeño pero no definitivo reporte oficial.

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, descartó que el accidente aéreo, en el que fallecieron Martha Erika Alonso, Rafael Moreno Valle y tres personas más, haya sido un atentado.

Versión que no coincide con la percepción social, como leeremos más adelante.

En un adelanto del reporte final, que presentarán en el primer trimestre de 2020, el funcionario indicó que al momento se encuentra completa toda la información del incidente en el que murieron la ex gobernadora de Puebla, el senador del PAN, dos pilotos y un auxiliar de Moreno Valle.

La información documental está integrada, dijo, solamente falta que se realice la reunión de todos los involucrados en la investigación del accidente aéreo, que son los fabricantes del helicóptero y las autoridades aeronáuticas de México, Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea e Italia.

Precisó que no hay presencia de balazos o explosivos, por lo que “no hay ningún indicio que, en primera instancia, haya sido un atentado; si en la reunión final surge algo al respecto, se dará a conocer cuando concluya”, en un extraño sí, pero no, que debe quedar claro y no como una declaración al ahí se va.

Jiménez Espriú cumplió con lo prometido, a un año del accidente en el que perdieron la vida la gobernadora y el senador panista, sólo iba a dar en este diciembre un “informito” y eso sucedió. Termina 2019 y no existe información oficial congruente y definitiva.

El pasado 24 de diciembre la periodista Elena Domínguez de El Sol de Puebla presentó un trabajo relevante vinculado al tema.

“Sólo el 5.8 por ciento de los internautas cree que la muerte de la gobernadora Martha Erika Alonso y de su esposo, el senador Rafael Moreno Valle, fue un accidente, este resultado se desprende de la encuesta realizada por El Sol de Puebla en la red social Twitter.

“En este ejercicio se registraron 4 mil 307 votos, ante la pregunta “A un año de la muerte de Rafael Moreno Valle y Martha Erika Alonso por el desplome de su helicóptero, ¿qué piensas del caso?”, la mayoría opinó que aún viven y huyeron”.

Interesante que eso piensen quienes dedicaron tiempo a contestar una encuesta y que no obedecen a intereses políticos o militantes. Son ciudadanos que opinan y eso cree, lo que está lejano a la versión oficial.

“Con el 54.1 por ciento se ubicó la opción “Aún viven y huyeron”; el 40.1 por ciento de los participantes consideraron la opción “Los mataron”; y el 5.8 por ciento votó porque la caída del helicóptero fue un accidente”.

Es la opinión ciudadana y no se puede ni debe ignorar, por lo que el gobierno federal debe acelerar y dar un informe final a detalle, que no deje lugar a dudas y que si fueron factores de mantenimiento, técnicos o humanos, las causas del accidente que se sancione a los responsables, que los debe haber.

Por ejemplo, la responsabilidad en el mantenimiento de los dueños de la empresa propietaria del Aerotaxi, modelo Agusta 109 Grand matrícula XA-BON, Servicios Aéreos del Altiplano SA. de CV Unidad usado, tiempo completo, por el senador panista Moreno Valle, quien se había convertido en el principal líder opositor en las Cámaras al flamante gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Por salud política, la SCT tiene y debe informar verazmente sobre el caso.

En cuanto al morenovallismo, hoy su realidad en lo poco que queda es de división total por no decir caótica.

Convocados por Acción Nacional a un año de la tragedia, se celebró el 24 de diciembre una misa en su memoria sin la presencia de sus familiares, quienes participaron en actos religiosos privados.

La concelebración pública se llevó a cabo en el Santuario Guadalupano en el Seminario Palafoxiano donde participaron militantes y los dirigentes del PAN, Marko Cortés y Genoveva Huerta.

La ceremonia fue oficiada por el obispo Felipe Pozos, quien elogió a la pareja Moreno Valle Alonso, concretamente a la gobernadora de quien dijo "le constaba" que era una mujer caritativa y hacía obras de beneficencia.

Comentó que unos días antes de iniciar su gobierno el 15 de diciembre del año pasado, se reunió con ella en el Santuario Guadalupano para encomendar su mandato.

La familia Alonso anunció que no participaría en homenajes políticos y celebró una ceremonia privada. Por su parte, familiares, amigos y colaboradores del senador organizaron el mismo 24 de diciembre una misa privada en Las Bodegas del Molino, a la que convocó con invitación personal su secretaria particular, Mercedes Aguilar.

El 24 de diciembre de 2018, alrededor de las tres de la tarde, será recordado por el trágico accidente que cambió la vida política del estado.

Para cerrar esa página urge información oficial creíble porque la percepción social crece en torno a que no fue un accidente y eso es lo que menos conviene a nadie, empezando por el propio gobierno federal.

De las anécdotas que se cuentan

Hombre directo, lejos de los juegos retóricos, Rafael Moreno Valle presumía en sus tiempos de gobernador por qué el comandante Roberto Coppe Obregón era su piloto.

-¿Sabes por qué Coppe viaja conmigo siempre?- preguntaba el gobernador.

-No- era respuesta recurrente.

- Porqué él se encarga del mantenimiento de la nave y si hay errores y sucede algo fatal, moriremos los dos. Por eso siempre viaja conmigo- Decía seguro y tranquilo.

El 24 de diciembre de 2018 murieron los dos.

Esa fue la respuesta definitiva.

fcrisanto00@yahoo.com.mx

Twitter @fercrisanto

Facebook: Fernando Alberto Crisanto

viernes 27 de marzo de 2020

Contingencia y los derechos laborales

viernes 20 de marzo de 2020

Escuelas de perdón

viernes 13 de marzo de 2020

Los porros y su añoranza

viernes 06 de marzo de 2020

La megamarcha, lecciones y retos

viernes 28 de febrero de 2020

Seguridad, el reclamo

viernes 21 de febrero de 2020

Las minas y los cárteles

viernes 14 de febrero de 2020

El PRI al banquillo

viernes 07 de febrero de 2020

¿Choque de micros?

viernes 31 de enero de 2020

Reforma Judicial, libertad en riesgo

viernes 24 de enero de 2020

Los “otros datos”

Cargar Más