/ martes 18 de junio de 2019

De latón ha de ser la cama, de latón la cabecera | TURISTEANDO CON EL BARÓN ROJO

Se tienen datos históricos de camas majestuosas desde la antigua Roma, Egipto y Grecia

Hola queridos lectores, gracias nuevamente por recibirme en sus hogares ya en este lluvioso mes de junio; ahora sí, a sacar sombrillas e impermeables, y a disfrutar de esta lectura acompañados de un buen cafecito.

En esta ocasión les voy a platicar la historia de un oficio que se niega a morir: la restauración de camas de latón. Les parecerá un poco extraño este tema, pero fíjense que tiene mucha relación con la historia de nuestra ciudad, en seguida se los platico.

¿Qué es el latón?, es una aleación de cobre y zinc, maleable, altamente resistente y fácil de abrillantar, pero también fácil de arruinarse por acción del medio ambiente, por eso la necesidad de darle mantenimiento permanentemente, abrillantándolo con abrasivos suaves, y es ahí donde entra la participación del restaurador de este metal, el artesano abrillantador.

Se tienen datos históricos de camas majestuosas desde la antigua Roma, Egipto y Grecia, elaboradas con finísimos metales, con enormes pabellones encortinados, pero las de latón tienen su origen en la Francia de los Luises, esto es desde el siglo XIII, hasta el XVI; las camas más elegantes ya se fabrican para las mejores familias en Francia, Alemania, Bélgica y Holanda.

A México comienzan a llegar a partir de la consumación de la Independencia, en 1821, cuando el país es ya considerado un socio comercial a nivel mundial y se vuelve la casa de miles de familias francesas, atraídas por las oportunidades de fundar negocios, empresas e industrias, y lógicamente, se traen de su país todo mueble posible, para estar más cómodos en sus nuevas casas, instalándose con mueblerías con incrustaciones, enormes roperos, vajillas y cubiertos de plata, y desde luego, el tálamo nupcial por excelencia: la cama de latón.

Pero la época dorada para estas camas fue la llegada de Maximiliano de Habsburgo, con toda su parentela y servidumbre; lógicamente, las familias pudientes mexicanas no se querían quedar atrás en la moda, y comienza la importación de grandes cantidades de camas desde Francia y España, con mil y un estilos diferentes, desde diseños sencillos, hasta altamente garigoleados y rebuscados, convirtiéndose en un dolor de cabeza para la servidumbre a la hora de limpiarlas, todo un reto a la paciencia.

EL PULIDOR DE LATÓN

Un oficio artesanal que se niega a morir, tan antiguo como las mismas camas. El primer paso antiguamente era hacer un dibujo de la piecera y la cabecera (hoy en día basta con fotografiarlas), para dar paso al desarmado completo, pieza por pieza; acto seguido la restauración de abolladuras y daños en las tuberías de latón, y a continuación el pulido de cada pieza.

¿Sabías que el color original de esas camas no era el dorado sino el plateado?, porque las camas venían niqueladas, pero el uso y desgaste, provocó que se cayera el níquel y apareciera el dorado del latón y a sus dueños les gustaron más en este tono, además que resulta más barato pulir el latón que niquelarlo.

Generalmente los postes principales de las camas eran tubos de gran diámetro, hasta de 8 cm, lo que resultó en la necesidad de instalarles tapones y bolas ornamentales, pero con un pequeño detalle: eran desmontables, lo cual resultó en convertir sus patas en cajas fuertes improvisadas, en las que se han encontrado desde dinero de la Revolución, hasta papeles importantes de la época, incluso monedas de oro.

¿En cuánto se cotiza una restaurada y en perfectas condiciones?, desde 24 hasta 30 mil pesos, una cuna sencilla, hasta en 10 mil pesos y su valor seguirá subiendo con el tiempo.

¿Y sabías que la ciudad de Puebla fue uno de los lugares con más camas de latón en el país?, inclusive sobre la ciudad de México, esto se debió a la gran cantidad de familias francesas que se establecieron aquí.

Soy Jorge Eduardo Zamora Martínez, nos leemos la próxima semana.

Contacto:

  • WhatsApp: 22 14 15 85 38
  • Facebook: Eduardo Zamora Martínez

Hola queridos lectores, gracias nuevamente por recibirme en sus hogares ya en este lluvioso mes de junio; ahora sí, a sacar sombrillas e impermeables, y a disfrutar de esta lectura acompañados de un buen cafecito.

En esta ocasión les voy a platicar la historia de un oficio que se niega a morir: la restauración de camas de latón. Les parecerá un poco extraño este tema, pero fíjense que tiene mucha relación con la historia de nuestra ciudad, en seguida se los platico.

¿Qué es el latón?, es una aleación de cobre y zinc, maleable, altamente resistente y fácil de abrillantar, pero también fácil de arruinarse por acción del medio ambiente, por eso la necesidad de darle mantenimiento permanentemente, abrillantándolo con abrasivos suaves, y es ahí donde entra la participación del restaurador de este metal, el artesano abrillantador.

Se tienen datos históricos de camas majestuosas desde la antigua Roma, Egipto y Grecia, elaboradas con finísimos metales, con enormes pabellones encortinados, pero las de latón tienen su origen en la Francia de los Luises, esto es desde el siglo XIII, hasta el XVI; las camas más elegantes ya se fabrican para las mejores familias en Francia, Alemania, Bélgica y Holanda.

A México comienzan a llegar a partir de la consumación de la Independencia, en 1821, cuando el país es ya considerado un socio comercial a nivel mundial y se vuelve la casa de miles de familias francesas, atraídas por las oportunidades de fundar negocios, empresas e industrias, y lógicamente, se traen de su país todo mueble posible, para estar más cómodos en sus nuevas casas, instalándose con mueblerías con incrustaciones, enormes roperos, vajillas y cubiertos de plata, y desde luego, el tálamo nupcial por excelencia: la cama de latón.

Pero la época dorada para estas camas fue la llegada de Maximiliano de Habsburgo, con toda su parentela y servidumbre; lógicamente, las familias pudientes mexicanas no se querían quedar atrás en la moda, y comienza la importación de grandes cantidades de camas desde Francia y España, con mil y un estilos diferentes, desde diseños sencillos, hasta altamente garigoleados y rebuscados, convirtiéndose en un dolor de cabeza para la servidumbre a la hora de limpiarlas, todo un reto a la paciencia.

EL PULIDOR DE LATÓN

Un oficio artesanal que se niega a morir, tan antiguo como las mismas camas. El primer paso antiguamente era hacer un dibujo de la piecera y la cabecera (hoy en día basta con fotografiarlas), para dar paso al desarmado completo, pieza por pieza; acto seguido la restauración de abolladuras y daños en las tuberías de latón, y a continuación el pulido de cada pieza.

¿Sabías que el color original de esas camas no era el dorado sino el plateado?, porque las camas venían niqueladas, pero el uso y desgaste, provocó que se cayera el níquel y apareciera el dorado del latón y a sus dueños les gustaron más en este tono, además que resulta más barato pulir el latón que niquelarlo.

Generalmente los postes principales de las camas eran tubos de gran diámetro, hasta de 8 cm, lo que resultó en la necesidad de instalarles tapones y bolas ornamentales, pero con un pequeño detalle: eran desmontables, lo cual resultó en convertir sus patas en cajas fuertes improvisadas, en las que se han encontrado desde dinero de la Revolución, hasta papeles importantes de la época, incluso monedas de oro.

¿En cuánto se cotiza una restaurada y en perfectas condiciones?, desde 24 hasta 30 mil pesos, una cuna sencilla, hasta en 10 mil pesos y su valor seguirá subiendo con el tiempo.

¿Y sabías que la ciudad de Puebla fue uno de los lugares con más camas de latón en el país?, inclusive sobre la ciudad de México, esto se debió a la gran cantidad de familias francesas que se establecieron aquí.

Soy Jorge Eduardo Zamora Martínez, nos leemos la próxima semana.

Contacto:

  • WhatsApp: 22 14 15 85 38
  • Facebook: Eduardo Zamora Martínez

Cultura

La Juárez, una avenida que se originó por un conflicto bélico | Los tiempos idos

Se planeó como una gran vialidad con rotondas y arboledas sobre una zona de llanos y aguas azufradas

Local

Aumentará precio del gas LP en Puebla por tercera semana consecutiva

A partir de mañana, el tanque de gas de 20 kilos tendrá un aumento de 8.4 pesos con respecto al precio establecido la semana anterior

Policiaca

Cadáver de Liliana Lozada fue encontrado en una localidad de Atlixco, confirman autoridades

El cuerpo fue encontrado en unos campos de cultivo, en avanzado estado de descomposición

Mundo

Movilizan equipo y suministros hacia Tonga a una semana de la erupción volcánica

Los gobiernos de Australia y Nueva Zelanda, así como la Unión Europea, movilizaron varias toneladas se suministros y equipo de emergencia hacia las islas

Turismo

San Juan Raya, una reserva natural con paisajes sorprendentes

Fósiles marinos, huellas de dinosaurios y plantas endémicas, como los zotolines, biznagas y columnares, son algunos de sus atractivos

Local

PRI, PAN y PRD consultarán a militantes para candidaturas comunes en elección extraordinaria

El IEE determinó que proceso electoral extraordinario para los municipios de Teotlalco, Tlahuapan y Santiago Miahuatlán comenzó el pasado 3

Local

Aprueba el IEE estrategia para monitoreo de medios en elección extraordinaria

El Consejo General del IEE dio a conocer el listado de 67 ayuntamientos con los que firmó convenios de colaboración

Local

Estudiantes BUAP cancelan manifestación tras publicarse fechas para retorno gradual

La máxima casa de estudios publicó las fechas para el retorno escalonado a clases presenciales

Sociedad

Aplaza Zacatecas regreso a clases presenciales por semáforo naranja

La modalidad a distancia se realizará del 24 de enero al 6 de febrero