imagotipo

En Punto

  • En Punto

¿Verdad que los apretones de tuercas suelen ser buenos?

Tras la aprobación de las reformas a la Ley del Transporte y la presión social por hacer más estrictas las condiciones de seguridad para los usuarios de empresas de redes de transporte, Uber ha tomado una nueva medida.

La empresa estadounidense, líder en la prestación del servicio de taxis ejecutivos en Puebla,  ha contratado un seguro para socios-conductores y usuarios.

¿Qué le parece?

A partir de ayer, según lo anunciado por la firma a través de un comunicado, ambas partes están aseguradas contra accidentes de tráfico, robo o daños a terceros.

Según el documento, el seguro de Axa cubre desde que el usuario aborda la unidad y hasta que concluye el viaje, situaciones de responsabilidad civil por daños a terceros ocasionados por un accidente de tránsito cuando el socio conductor esté conectado en la aplicación, por daños a ocupantes ocasionados por un accidente de tránsito, cobertura contingente de daños materiales y robo total del vehículo y gastos médicos para usuarios, socios conductores y terceros afectados.

Y lo mejor: sin costo adicional para nadie.

Qué bueno que los dueños de Uber dejaron atrás el tono amenazante y ahora hasta servicios adicionales ofrecen a sus usuarios.

¿No que no se podía?

***

Y en más del ex presidente municipal de Puebla, Eduardo Rivera Pérez, ayer tocó el turno a la corriente perredista que ha tomado el control del partido.

Aprovechando una conferencia de prensa del dirigente estatal, el recién estrenado Carlos Martínez Amador, los reporteros le pidieron su opinión sobre el panista y le preguntaron si estaría de acuerdo en llevarlo como candidato a gobernador, como la semana pasada propuso Roxana Luna Porquillo.

Martínez Amador no dijo que sí, pero tampoco dijo que no.

El ex director general del Colegio de Bachilleres dejó esa decisión para el Frente Ciudadano por México, en caso, claro, de que se concrete.

Lo interesante es que la jugada de Luna Porquillo ha rendido frutos para el ex edil panista, quien aunque no recibe ningún ofrecimiento formal por parte de los integrantes del Comité Directivo Estatal blanquiazul, ni siquiera una invitación para tomar un café, sigue estando en la grilla política.

A ver si en un futuro no muy lejano por fin le ofrecen una candidatura a un puesto de elección popular o lo dejan, como se dice, vestido y alborotado.

***

Víctor Giorgana Jiménez suena entusiasta.

El diputado federal del PRI y aspirante a un cargo de elección popular para los comicios de 2018 dice que la reciente visita de Enrique Ochoa Reza al estado dejó una sensación de optimismo entre los tricolores poblanos.

Lo que quedó en el ambiente, expone Giorgana, es la sensación de que el PRI irá por el carro completo el próximo año, tanto en la contienda federal como en la estatal.

¿Será?

El legislador piensa que sí.

Así lo comentó:

“Nosotros iremos comprobando que así sea (que no haya pacto con el ex gobernador Rafael Moreno Valle) porque así lo han ofrecido, pero así también lo demandamos los priistas poblanos. Si aquí en la entidad los priistas estamos haciendo un esfuerzo por sumar, por integrarse, por lograr entendimientos para recuperar la gubernatura y los espacios perdidos, la dirigencia nacional está obligada a ayudarnos”.

Para confirmar que se tiene el interés de ganar Puebla y para sumar posibilidades de salir victoriosos en la contienda local, Giorgana pone como punto relevante el tema de las alianzas.

Solo con ellas se tendrá una posibilidad real de obtener el triunfo en las urnas, afirma.

Y tiene razón.