/ miércoles 8 de marzo de 2023

8M: Madres lloran a sus hijas víctimas de feminicidios

Son mujeres que luchan contra la impunidad y que buscan justicia por el asesinato de sus hijas.

Este 8 de marzo “Día de la Mujer”, diversos grupos femeninos alzarán la voz por la violencia que se vive en el estado de Puebla, entre ellos, las madres que lloran a sus hijas víctimas de feminicidios. Son mujeres que luchan contra la impunidad y que buscan justicia por el asesinato de sus hijas.

Actualmente el 8 de marzo está estrechamente vinculado a los movimientos feministas, esos movimientos que buscan los mismos derechos que los hombres y que quieren que se elimine cualquier forma de discriminación o violencia contra las mujeres.

Argelia Romero, madre de Olga Nayeli Sosa Romero, no sabe si considerarse feminista o no, pero este 8 de marzo esta contemplando marchar por primera vez en su vida debido a que su hija se la mataron hace nueve años, y, hasta el momento, no hay justicia.

El esposo de Olga, Moisés N, era la persona que decía amarla, pero también la persona que la golpeó hasta matarla, la desmembró, se la llevó hasta el municipio de Huaquechula, hizo una fosa y la roció con gasolina para después quemar lo que quedaba de su cuerpo. Aunque este hombre se declaró culpable, no le han dictado una condena.

Si bien, está en la cárcel, Argelia cree que no es suficiente, pues al no tener condena en cualquier momento puede salir y su hija se quedará sin justicia. Olga y Moisés tuvieron una hija, la cual quedó a custodia de los padres de este hombre. Ya tiene casi cuatro años que no la ven.

Para esta madre, el 8 de marzo es un día fundamental para alzar la voz, para decirle a las autoridades que en Puebla sigue la impunidad y que las autoridades machistas han sido los principales cómplices para que los feminicidas no sean castigados.

“Ni una mamá espera que su hija muera en estas condiciones, que le arrebaten la vida. Él mismo confesó como la mató, como le quitó pedazo por pedazo y como era médico fue nombrando cada parte de su cuerpo. Imagínense todo esto y han pasado años y no tiene sentencia, claro que quiero salir a las calles a gritar mucho y exigir justicia”, comentó.

La señora cree que el caso estuvo lleno de irregularidades y compadrazgos, pues uno de los tíos del asesino era magistrado, por lo que creen que este sujeto tuvo que ver en que no le dieran una condena inmediata pese a estar confeso.

El dolor de la muerte, el dolor de la injusticia y el dolor de la impunidad se han convertido en lucha, pero después de tantos años, también este proceso se ha vuelto cansado. La señora cada vez está más triste, come menos y no hay día que no piense en Olga, que no le llore y no hay día que le pregunté a Dios ¿por qué a ella?.

No hay repuestas. Sólo sabe que hasta el último día de su vida pedirá justicia por Olga y que este 8 de marzo tendrá un nuevo pretexto para reclamarle a las autoridades que no les den la espalda a las mujeres.

Muerte de Zyanya sin castigo

María Patricia Becerril es otra madre que no ha encontrado justicia en Puebla. Su hija es Zyanya Estefanía Figueroa Becerril, una médico que fue encontrada muerta en su casa. Desde el inicio, las autoridades determinaron que había sido un suicidio, pero gracias a sus propias investigaciones, la familia cree que es un feminicidio.

Pese a las indagatorias externas, las autoridades se han negado a cambiar el rumbo de la investigación y, por ello, María Patricia ha tenido que marchar en diferentes ocasiones para pedir justicia por “su niña”. Una mujer originaria de la Ciudad de México, que llegó a Puebla con un montón de sueños, pero que ni uno de ellos desgraciadamente se cumplirá.

“El 8 de marzo es ahora mi oportunidad para salir a las calles para seguir visibilizando la violencia hacia nuestras mujeres, en mi caso particular, el asesinato de mi hija. Estamos a punto de cumplir 5 años de que la encontramos sin vida y 5 años en donde la lucha seguirá hasta saber la verdad”, compartió.

Para Paty, el estado sí es “Puebla de los ángeles”, pero esos ángeles son todas las mujeres que han muerto por razón de género. Hace años, nunca había considerado marchar, pero ahora las movilizaciones son parte fundamental para seguir exigiendo justicia por los asesinatos.

Este año el 8M, no marchará en Puebla, lugar en donde ocurrieron los hechos, sino que estará en las caminatas de la Ciudad de México, pero dijo que su corazón está con las mujeres poblanas, todas estas mujeres que, como ella, han tenido que emprender su propia investigación ante los nulos resultados de las autoridades.

También agradece a todas las que utilizan la imagen de Zyanya como un estandarte de la lucha feminista, pues aún no logran su objetivo, que es cambiar el estatus de la investigación. “No hemos logrado revertir la tipificación de suicidio para que se reclasifique a probable feminicidio, todavía hay esa tendencia a no escuchar las propuestas de los familiares, pero seguiremos agotando varias vías”, concluyó.

Las dos madres creen que el 8 de marzo es un día significativo para todas las personas que han perdido una hermana, una madre, una tía, pero en especial una hija, pues las dos creen que sus niñas tenían mucho futuro y todo fue arrebatado en unos segundos.

Este 8 de marzo “Día de la Mujer”, diversos grupos femeninos alzarán la voz por la violencia que se vive en el estado de Puebla, entre ellos, las madres que lloran a sus hijas víctimas de feminicidios. Son mujeres que luchan contra la impunidad y que buscan justicia por el asesinato de sus hijas.

Actualmente el 8 de marzo está estrechamente vinculado a los movimientos feministas, esos movimientos que buscan los mismos derechos que los hombres y que quieren que se elimine cualquier forma de discriminación o violencia contra las mujeres.

Argelia Romero, madre de Olga Nayeli Sosa Romero, no sabe si considerarse feminista o no, pero este 8 de marzo esta contemplando marchar por primera vez en su vida debido a que su hija se la mataron hace nueve años, y, hasta el momento, no hay justicia.

El esposo de Olga, Moisés N, era la persona que decía amarla, pero también la persona que la golpeó hasta matarla, la desmembró, se la llevó hasta el municipio de Huaquechula, hizo una fosa y la roció con gasolina para después quemar lo que quedaba de su cuerpo. Aunque este hombre se declaró culpable, no le han dictado una condena.

Si bien, está en la cárcel, Argelia cree que no es suficiente, pues al no tener condena en cualquier momento puede salir y su hija se quedará sin justicia. Olga y Moisés tuvieron una hija, la cual quedó a custodia de los padres de este hombre. Ya tiene casi cuatro años que no la ven.

Para esta madre, el 8 de marzo es un día fundamental para alzar la voz, para decirle a las autoridades que en Puebla sigue la impunidad y que las autoridades machistas han sido los principales cómplices para que los feminicidas no sean castigados.

“Ni una mamá espera que su hija muera en estas condiciones, que le arrebaten la vida. Él mismo confesó como la mató, como le quitó pedazo por pedazo y como era médico fue nombrando cada parte de su cuerpo. Imagínense todo esto y han pasado años y no tiene sentencia, claro que quiero salir a las calles a gritar mucho y exigir justicia”, comentó.

La señora cree que el caso estuvo lleno de irregularidades y compadrazgos, pues uno de los tíos del asesino era magistrado, por lo que creen que este sujeto tuvo que ver en que no le dieran una condena inmediata pese a estar confeso.

El dolor de la muerte, el dolor de la injusticia y el dolor de la impunidad se han convertido en lucha, pero después de tantos años, también este proceso se ha vuelto cansado. La señora cada vez está más triste, come menos y no hay día que no piense en Olga, que no le llore y no hay día que le pregunté a Dios ¿por qué a ella?.

No hay repuestas. Sólo sabe que hasta el último día de su vida pedirá justicia por Olga y que este 8 de marzo tendrá un nuevo pretexto para reclamarle a las autoridades que no les den la espalda a las mujeres.

Muerte de Zyanya sin castigo

María Patricia Becerril es otra madre que no ha encontrado justicia en Puebla. Su hija es Zyanya Estefanía Figueroa Becerril, una médico que fue encontrada muerta en su casa. Desde el inicio, las autoridades determinaron que había sido un suicidio, pero gracias a sus propias investigaciones, la familia cree que es un feminicidio.

Pese a las indagatorias externas, las autoridades se han negado a cambiar el rumbo de la investigación y, por ello, María Patricia ha tenido que marchar en diferentes ocasiones para pedir justicia por “su niña”. Una mujer originaria de la Ciudad de México, que llegó a Puebla con un montón de sueños, pero que ni uno de ellos desgraciadamente se cumplirá.

“El 8 de marzo es ahora mi oportunidad para salir a las calles para seguir visibilizando la violencia hacia nuestras mujeres, en mi caso particular, el asesinato de mi hija. Estamos a punto de cumplir 5 años de que la encontramos sin vida y 5 años en donde la lucha seguirá hasta saber la verdad”, compartió.

Para Paty, el estado sí es “Puebla de los ángeles”, pero esos ángeles son todas las mujeres que han muerto por razón de género. Hace años, nunca había considerado marchar, pero ahora las movilizaciones son parte fundamental para seguir exigiendo justicia por los asesinatos.

Este año el 8M, no marchará en Puebla, lugar en donde ocurrieron los hechos, sino que estará en las caminatas de la Ciudad de México, pero dijo que su corazón está con las mujeres poblanas, todas estas mujeres que, como ella, han tenido que emprender su propia investigación ante los nulos resultados de las autoridades.

También agradece a todas las que utilizan la imagen de Zyanya como un estandarte de la lucha feminista, pues aún no logran su objetivo, que es cambiar el estatus de la investigación. “No hemos logrado revertir la tipificación de suicidio para que se reclasifique a probable feminicidio, todavía hay esa tendencia a no escuchar las propuestas de los familiares, pero seguiremos agotando varias vías”, concluyó.

Las dos madres creen que el 8 de marzo es un día significativo para todas las personas que han perdido una hermana, una madre, una tía, pero en especial una hija, pues las dos creen que sus niñas tenían mucho futuro y todo fue arrebatado en unos segundos.

Estado

En Tehuacán, ráfagas de viento causan apagones y caída de árboles

Vecinos reportan incidentes en la Vía Puebla y autoridades recomiendan precaución ante altas probabilidades de lluvia.

Elecciones 2024

“La austeridad es la virtud que debemos de tener”: Alejandro Armenta

Estas declaraciones fueron respecto a la candidata a la alcaldía de Quecholac por Pacto Social de Integración

Elecciones 2024

Propone Eduardo Rivera programa peso a peso y Financiera Rural

El objetivo es que los sectores rurales mejoren su financiamiento y apoyo de créditos, así como capacitación y tecnología

Local

SEP emite convocatoria para normales públicas y privadas; aquí te contamos todos los detalles

La convocatoria está dirigida para los graduados de bachillerato, preparatorio o nivel equivalente

Elecciones 2024

Pepe Chedraui no participará en debate entre los tres perfiles

El morenista detalló que no existe el interés de presentar una solicitud ante el IEE para el mismo ejercicio

Local

Línea 3 de la RUTA reanuda su servicio hacia CAPU

Desde el 16 de abril la línea 3 de la RUTA tuvo modificaciones, debido a los trabajos que se realizan en la zona del Bulevar Carmen Serdán