/ lunes 1 de junio de 2020

“¿Cómo mantenerse con las manos limpias?, si ni siquiera tengo agua”: vecina de Azumiatla

Así como Dolores muchos otros poblanos combaten el coronavirus con carencia del líquido 

“¿Cómo mantenerse con las manos limpias si ni siquiera tengo agua?”, es lo que se pregunta la señora Dolores, quien tiene sólo tres cubetas para hacerle frente al coronavirus, en su colonia el agua cae a cuentagotas y muy pocas personas tienen la posibilidad de hacer una cisterna o comprar un tinaco durante esta pandemia.

Dolores Sedas Bonilla tiene tres hijos, ella no ha encontrado trabajo desde hace tiempo y su esposo es albañil, viven en la privada Zapote en la colonia Buenos Aires de San Andrés Azumiatla, su casa es un cuarto de tres por dos metros y por estas complicaciones que actualmente viven, no han podido adquirir un tinaco de agua.

Ella y su familia ya estaban acostumbrados a esta escasez del vital líquido, pero hoy en día la situación les preocupa más, ya que al no seguir las medidas de sanidad consideran que están más vulnerables al Covid-19. Y no sólo eso, su situación económica les impide seguir el aislamiento social y guardar la sana distancia.

Uno de sus vecinos tiene cisterna y aunque también a él no le llega constante el agua, de su guardadito le permite a Dolores llenar sus cubetas para que pueda limpiar a sus hijos, lavar sus platos, hacer su comida y utilizarla para el baño. Esto debido a que los dueños de las pipas le cobran 900 pesos al mes por llenarle unos tambos que tiene y actualmente no tiene dinero para hacer ese gasto.

En la calle en donde vive se pueden ver muchas casas con tinacos, la gran mayoría son de los que han regalado las autoridades gubernamentales, pero ella al no tener una credencial oficial con la dirección en donde vive hoy en día, le han negado este apoyo.

“Veo que a muchas señoras les regalan tinacos de agua y ya tienen hasta dos en sus casas, yo no tengo ni uno y yo sí lo necesito. Ojalá puedan apoyarme porque al parecer sólo se los dan a las personas que son amigos de los de la Presidencia Auxiliar”, compartió.

En la privada Zapote también vive la señora Sabina Romero, ella recordó que las autoridades anunciaron la ampliación de drenaje en esta zona y varias colonias de Azumiatla, pero hasta el momento eso no ha pasado. Tampoco han llegado las pipas que reparten agua que prometieron tanto las autoridades locales como estales y lo que han hecho ella y su familia durante la pandemia, es administrar el poco recurso que llega en una fosa de agua.

“Nos prometen y no cumplen y yo la verdad si quiero agua, porque nos hace falta, también tiene poco que apenas nos instalaron la luz (…) en la presidencia hemos ido a pedir ayuda, pero nos dicen que no”, dijo.

En la entrada de esta junta auxiliar en la calle Palmitas vive Alma Lucero García con su esposo y sus dos hijos, ella sí tiene tinaco, pero en últimos días no se llena por completo, por lo que han tenido que pedir el servicio de pipas y esto significa un gasto extra que pudieron haber ocupado en comida durante esta contingencia sanitaria.

Foto: Bibiana Díaz | El Sol de Puebla

“Cada 8 días se supone que debería de llegar, pero llega muy poquita y pues sí tenemos que cuidar mucho el agua para que no se nos acabe. La ocupo en la ropa, trastes, en el baño, es muy importante. Y es que si no llega como nos vamos a lavar las manos, por ejemplo, ahorita está vacío mi tinaco”, compartió.

En esta misma calle vive don Pedro Díaz quien se dedica al campo y a la albañilería, el señor aceptó que aún sigue escéptico en torno a la enfermedad del coronavirus, sin embargo, esta situación ha hecho que no tenga trabajo, y sin empleo, no puede “darse el lujo” de contratar pipas de agua para su campo y su casa.

“A veces llega y a veces no y pues es importante porque yo me dedico al campo y ahorita ya va a empezar la temporada de calabacitas y de elotes y sino le echo agua pues no va a dar. También es importante para mi casa y pues antes si no llegaba contratábamos pipas, pero ahorita con lo del coronavirus no hay chamba de albañilería que es lo que también hago y pues no podemos darnos ese lujo”, comentó.

“¿Cómo mantenerse con las manos limpias si ni siquiera tengo agua?”, es lo que se pregunta la señora Dolores, quien tiene sólo tres cubetas para hacerle frente al coronavirus, en su colonia el agua cae a cuentagotas y muy pocas personas tienen la posibilidad de hacer una cisterna o comprar un tinaco durante esta pandemia.

Dolores Sedas Bonilla tiene tres hijos, ella no ha encontrado trabajo desde hace tiempo y su esposo es albañil, viven en la privada Zapote en la colonia Buenos Aires de San Andrés Azumiatla, su casa es un cuarto de tres por dos metros y por estas complicaciones que actualmente viven, no han podido adquirir un tinaco de agua.

Ella y su familia ya estaban acostumbrados a esta escasez del vital líquido, pero hoy en día la situación les preocupa más, ya que al no seguir las medidas de sanidad consideran que están más vulnerables al Covid-19. Y no sólo eso, su situación económica les impide seguir el aislamiento social y guardar la sana distancia.

Uno de sus vecinos tiene cisterna y aunque también a él no le llega constante el agua, de su guardadito le permite a Dolores llenar sus cubetas para que pueda limpiar a sus hijos, lavar sus platos, hacer su comida y utilizarla para el baño. Esto debido a que los dueños de las pipas le cobran 900 pesos al mes por llenarle unos tambos que tiene y actualmente no tiene dinero para hacer ese gasto.

En la calle en donde vive se pueden ver muchas casas con tinacos, la gran mayoría son de los que han regalado las autoridades gubernamentales, pero ella al no tener una credencial oficial con la dirección en donde vive hoy en día, le han negado este apoyo.

“Veo que a muchas señoras les regalan tinacos de agua y ya tienen hasta dos en sus casas, yo no tengo ni uno y yo sí lo necesito. Ojalá puedan apoyarme porque al parecer sólo se los dan a las personas que son amigos de los de la Presidencia Auxiliar”, compartió.

En la privada Zapote también vive la señora Sabina Romero, ella recordó que las autoridades anunciaron la ampliación de drenaje en esta zona y varias colonias de Azumiatla, pero hasta el momento eso no ha pasado. Tampoco han llegado las pipas que reparten agua que prometieron tanto las autoridades locales como estales y lo que han hecho ella y su familia durante la pandemia, es administrar el poco recurso que llega en una fosa de agua.

“Nos prometen y no cumplen y yo la verdad si quiero agua, porque nos hace falta, también tiene poco que apenas nos instalaron la luz (…) en la presidencia hemos ido a pedir ayuda, pero nos dicen que no”, dijo.

En la entrada de esta junta auxiliar en la calle Palmitas vive Alma Lucero García con su esposo y sus dos hijos, ella sí tiene tinaco, pero en últimos días no se llena por completo, por lo que han tenido que pedir el servicio de pipas y esto significa un gasto extra que pudieron haber ocupado en comida durante esta contingencia sanitaria.

Foto: Bibiana Díaz | El Sol de Puebla

“Cada 8 días se supone que debería de llegar, pero llega muy poquita y pues sí tenemos que cuidar mucho el agua para que no se nos acabe. La ocupo en la ropa, trastes, en el baño, es muy importante. Y es que si no llega como nos vamos a lavar las manos, por ejemplo, ahorita está vacío mi tinaco”, compartió.

En esta misma calle vive don Pedro Díaz quien se dedica al campo y a la albañilería, el señor aceptó que aún sigue escéptico en torno a la enfermedad del coronavirus, sin embargo, esta situación ha hecho que no tenga trabajo, y sin empleo, no puede “darse el lujo” de contratar pipas de agua para su campo y su casa.

“A veces llega y a veces no y pues es importante porque yo me dedico al campo y ahorita ya va a empezar la temporada de calabacitas y de elotes y sino le echo agua pues no va a dar. También es importante para mi casa y pues antes si no llegaba contratábamos pipas, pero ahorita con lo del coronavirus no hay chamba de albañilería que es lo que también hago y pues no podemos darnos ese lujo”, comentó.

Policiaca

Caen dos presuntos distribuidores de droga de “La Güera” en Amozoc

Su zona de influencia sería la colonia El Arenal y San Salvador Chachapa

Mundo

Marchas antirraciales se extienden por EU

Sexta noche de protestas por casos de brutalidad policíaca en varias ciudades del país

Política

Votarán desde el extranjero más de 33 mil mexicanos

De los votantes en el extranjero, 66 por ciento prefieren el voto electrónico, mientras que 33 por ciento apuestan por vía postal

Mundo

Guerra diplomática se intensifica contra Rusia

Ucrania intercambia expulsiones de diplomáticos; Republica Checa también echa a 18 funcionarios

Sociedad

Crecen 4% los contagios por Semana Santa

La epidemia activa pasó de 29 mil 370 a 30 mil 540 casos activos, mientras que en términos generales desde la llegada de la pandemia de Covid-19 a nuestro país cobró la vida de 212 mil 228 casos.

Sociedad

Nula presencia del Ejército en la frontera sur

En los límites de México y Guatemala, la presencia de la GN y en INM es cada vez más escasa, principalmente al caer el sol

Sociedad

La violencia de los Mara no se detiene

Miembros de la Mara quitan a las familias los fondos para la reconstrucción de la zona