/ viernes 31 de agosto de 2018

Mamá de linchado suplicó por Facebook para que no mataran a su hijo

La señora vio la transmisión vivo y mandaba mensajes diciendo que no era un secuestrador

A través de una trasmisión de Facebook en vivo, la familia de Ricardo y Alberto se enteraron del linchamiento de ambos, en el momento en que se realizaba, durante la tarde del miércoles 29 de agosto, sin embargo, mientras mandaban mensajes a través de las cuentas que transmitían las escenas, veían cómo sus consanguíneos eran quemados.

Un mensaje del perfil de Charo Rodríguez, en la misma red social, pedía que no mataran a su hijo, al tiempo en que trataba de comunicar a los agresores que el joven no era ningún secuestrador.

“Estaban en la hora equivocada en el momento equivocado, mi hijo es inocente. En el nombre de la virgencita se los pido, no le hagan daño a mi hijo”, externó.

En otro mensaje expresó: “Él es mi hijo, no le hagan daño por favor, él no es ningún secuestrador, él es de Tianguistengo junto con su tío. Ingratos ¿Por qué quemaron su camioneta si ellos no son secuestradores?”.

Al igual, el hermano de Ricardo mencionó que se enteró a través de las redes sociales, ya que un amigo le enseñó que su familia estaba siendo detenida, por lo que en ese momento acudió al Centro de Readaptación Social (Cereso), sin embargo, ya no pudo hacer nada.

Las imágenes llegaron en directo hasta los familiares de las víctimas en Estados Unidos. Ellos también estuvieron observando cómo sus parientes eran asesinados brutalmente. La noticia llegó rápidamente a los padres de Ricardo quienes se encuentran en Estados Unidos, mismos que emprendieron el viaje de regreso para dar el último adiós a su hijo.

MANEJO DE REDES SOCIALES

De acuerdo con el seguimiento de los hechos, vecinos refirieron que la violencia inició por mensajes lanzados en la misma red social por una persona originaria de San Vicente Boquerón, quien empezó a difundir que había una camioneta afuera de una escuela y que eran desconocidos.

“Por favor a las autoridades de San Vicente Boquerón, tener precaución con vehículos desconocidos con vidrios polarizados, hoy se vio uno en la entrada de la primaria, Miguel Hidalgo. Cuidemos nuestros niños, no los dejemos solos. Comunidad no nos cuesta vigilar a la vecinita o vecino que llegue a sus domicilios, al ver extraños ponernos en alerta, nunca por sitios solos”, apuntó.

Otras personas más de localidad difundieron imágenes similares, sin embargo, al rastrear las redes sociales no hay una fotografía de que los delincuentes llevaban a los infantes, y mucho menos de los padres que los acusaban.

Después varias personas, publicaron que robachicos habían sido detenidos por la Policía Municipal y que fueron trasladados a los separos del Cereso de Acatlán, y que estos iban a quedar libres y por lo que era importante impedirlo.

Al ver los mensajes, los vecinos se empezaron a reunir frente al Cereso, mismos que trasmitieron en vivo lo que estaba ocurriendo; otros más, subían fotografías a sus redes sociales. Algunos dentro de sus trasmisiones daban su opinión de lo que estaba pasando e incluso algunos incitaban a que se reuniera la gente para evitar que salieran libres.

Un número indeterminado de las cuentas fueron canceladas por Facebook y en algunos casos borró los comentarios, ya que estos incitaban a la violencia y amenazaban a quienes trasmitieron en vivo.

A través de una trasmisión de Facebook en vivo, la familia de Ricardo y Alberto se enteraron del linchamiento de ambos, en el momento en que se realizaba, durante la tarde del miércoles 29 de agosto, sin embargo, mientras mandaban mensajes a través de las cuentas que transmitían las escenas, veían cómo sus consanguíneos eran quemados.

Un mensaje del perfil de Charo Rodríguez, en la misma red social, pedía que no mataran a su hijo, al tiempo en que trataba de comunicar a los agresores que el joven no era ningún secuestrador.

“Estaban en la hora equivocada en el momento equivocado, mi hijo es inocente. En el nombre de la virgencita se los pido, no le hagan daño a mi hijo”, externó.

En otro mensaje expresó: “Él es mi hijo, no le hagan daño por favor, él no es ningún secuestrador, él es de Tianguistengo junto con su tío. Ingratos ¿Por qué quemaron su camioneta si ellos no son secuestradores?”.

Al igual, el hermano de Ricardo mencionó que se enteró a través de las redes sociales, ya que un amigo le enseñó que su familia estaba siendo detenida, por lo que en ese momento acudió al Centro de Readaptación Social (Cereso), sin embargo, ya no pudo hacer nada.

Las imágenes llegaron en directo hasta los familiares de las víctimas en Estados Unidos. Ellos también estuvieron observando cómo sus parientes eran asesinados brutalmente. La noticia llegó rápidamente a los padres de Ricardo quienes se encuentran en Estados Unidos, mismos que emprendieron el viaje de regreso para dar el último adiós a su hijo.

MANEJO DE REDES SOCIALES

De acuerdo con el seguimiento de los hechos, vecinos refirieron que la violencia inició por mensajes lanzados en la misma red social por una persona originaria de San Vicente Boquerón, quien empezó a difundir que había una camioneta afuera de una escuela y que eran desconocidos.

“Por favor a las autoridades de San Vicente Boquerón, tener precaución con vehículos desconocidos con vidrios polarizados, hoy se vio uno en la entrada de la primaria, Miguel Hidalgo. Cuidemos nuestros niños, no los dejemos solos. Comunidad no nos cuesta vigilar a la vecinita o vecino que llegue a sus domicilios, al ver extraños ponernos en alerta, nunca por sitios solos”, apuntó.

Otras personas más de localidad difundieron imágenes similares, sin embargo, al rastrear las redes sociales no hay una fotografía de que los delincuentes llevaban a los infantes, y mucho menos de los padres que los acusaban.

Después varias personas, publicaron que robachicos habían sido detenidos por la Policía Municipal y que fueron trasladados a los separos del Cereso de Acatlán, y que estos iban a quedar libres y por lo que era importante impedirlo.

Al ver los mensajes, los vecinos se empezaron a reunir frente al Cereso, mismos que trasmitieron en vivo lo que estaba ocurriendo; otros más, subían fotografías a sus redes sociales. Algunos dentro de sus trasmisiones daban su opinión de lo que estaba pasando e incluso algunos incitaban a que se reuniera la gente para evitar que salieran libres.

Un número indeterminado de las cuentas fueron canceladas por Facebook y en algunos casos borró los comentarios, ya que estos incitaban a la violencia y amenazaban a quienes trasmitieron en vivo.

Policiaca

José Agustín: de músico a huachigasero responsable de explosión en Xochimehuacan

También es señalado de ser el jefe de Ricardo, alias “El Callo”, quien fue detenido en diciembre del 2021

Policiaca

Hallan muerta a niña de 10 años con visibles signos de violencia en Zoquitlán

La menor acudiría a la casa de una vecina, pero se presume que en el trayecto fue interceptada por personas desconocidas que la privaron de la vida

Local

Puebla capital tendrá Agencia Municipal contra el Acoso Sexual

A través de esta agencia, se dará apoyo a las mujeres que sean víctimas de alguna situación de acoso

Política

La autoridad no evitó el homicidio del Ray

La CDHM concluyó que en el penal de Atlacholoaya, en donde se encontraba el capo, había pocos custodios y varias armas blancas

Deportes

Jorge Flores está de vuelta con Pericos, pero dejan ir a un grande

Los verdes soltarán a David Olmedo para adquirir al parador en corto que tanto buscaban

Salud

OMS emite recomendaciones ante la combinación de vacunas contra Covid-19

Tener la vacuna de refuerzo ofrece una mayor respuesta inmunitaria ante variantes como Ómicron

Salud

¿Qué tan peligrosa es la subvariante BA.2 de Ómicron?

Más de cinco mil casos de esta nueva subvariante ya han sido identificados

Sociedad

Confía el Cuauh en la FGR y no en la estatal

Blanco Bravo consideró que las acusaciones en su contra obedecen a ataques de “narcopolíticos” que quieren el poder rumbo a la carrera presidencial de 2024

Mundo

Reino Unido cobrará por pruebas Covid

OMS mantendrán emergencia mundial por pandemia, aseguran que aún está lejos de terminarse