/ miércoles 5 de junio de 2019

Se inundan casas y avenidas en Tehuacán, Ejército activa Plan DNIII

Ante las fuertes lluvias personal de Protección Civil y bomberos brindaron atención a las personas afectadas

TEHUACÁN, Pue.- Una fuerte lluvia que se registró durante la tarde y noche del martes, ocasionó severas inundaciones en diferentes puntos de la ciudad, siendo la más grave la del el fraccionamiento Residencial San Lorenzo en donde se vieron afectadas más de 150 casas; autoridades informaron que sólo se trató de encharcamientos los reportes por esta lluvia.

Aunque la precipitación no fue torrencial, sí fue constante por lo que durante varias horas avenidas y colonias sufrieron de inundaciones, siendo necesaria la intervención de elementos del Ejército Mexicano, quienes aplicaron el plan de emergencia DNIII, logrando apoyar a varias familias afectadas.

Los primeros reportes que se tuvieron fueron de vecinos que colindan con algunas obras públicas que se han estado realizando desde hace algunos meses y que desafortunadamente han presentado atrasos, posteriormente las avenidas y el centro de la ciudad también sufrieron de la gran cantidad de agua que ocurrió desde la zona alta, sin que en algún momento los colectores tuvieran algún funcionamiento adecuado para evitar este problema.

Por la noche los vecinos del fraccionamiento Residencial San Lorenzo, solicitaron el auxilio a personal de Protección Civil y bomberos indicando que el agua llegó a alcanzar hasta los 70 centímetros de altura, generando daños en al menos 150 viviendas exigiendo la presencia de la constructora, para hacerse responsable de las afectaciones en estos domicilios.

Entre autoridades municipales y elementos del Ejército Mexicano brindaron atención a las personas afectadas, pese a que a las pocas horas de haberse iniciado esta lluvia indicaban que sólo se trataban de encharcamientos minimizando el problema que ha generado las fuertes precipitaciones.

TEHUACÁN, Pue.- Una fuerte lluvia que se registró durante la tarde y noche del martes, ocasionó severas inundaciones en diferentes puntos de la ciudad, siendo la más grave la del el fraccionamiento Residencial San Lorenzo en donde se vieron afectadas más de 150 casas; autoridades informaron que sólo se trató de encharcamientos los reportes por esta lluvia.

Aunque la precipitación no fue torrencial, sí fue constante por lo que durante varias horas avenidas y colonias sufrieron de inundaciones, siendo necesaria la intervención de elementos del Ejército Mexicano, quienes aplicaron el plan de emergencia DNIII, logrando apoyar a varias familias afectadas.

Los primeros reportes que se tuvieron fueron de vecinos que colindan con algunas obras públicas que se han estado realizando desde hace algunos meses y que desafortunadamente han presentado atrasos, posteriormente las avenidas y el centro de la ciudad también sufrieron de la gran cantidad de agua que ocurrió desde la zona alta, sin que en algún momento los colectores tuvieran algún funcionamiento adecuado para evitar este problema.

Por la noche los vecinos del fraccionamiento Residencial San Lorenzo, solicitaron el auxilio a personal de Protección Civil y bomberos indicando que el agua llegó a alcanzar hasta los 70 centímetros de altura, generando daños en al menos 150 viviendas exigiendo la presencia de la constructora, para hacerse responsable de las afectaciones en estos domicilios.

Entre autoridades municipales y elementos del Ejército Mexicano brindaron atención a las personas afectadas, pese a que a las pocas horas de haberse iniciado esta lluvia indicaban que sólo se trataban de encharcamientos minimizando el problema que ha generado las fuertes precipitaciones.

Local

Cierran 20 escuelas privadas en Puebla ante crisis por Covid-19

Con el argumento de no tener alumnos inscritos, estos colegios solicitaron a la Secretaría de Educación estatal suspender operaciones de forma voluntaria

Estado

Peregrinos lamentan que la pandemia no les permita acudir a la Basílica

Los más pequeños del grupo, aunque su devoción aún no es tan grande, comentan que se sienten tristes de que esta tradición no se pueda realizar