imagotipo

500 centroamericanos se establecen en Puebla al mes

  • Redacción
  • en Local

De forma mensual 500 migrantes centroamericanos, en promedio, se quedan en el estado de Puebla para buscar algún empleo, especialmente para dedicarse al área de la construcción , evidenció el coordinador de la Pastoral de Migrantes de la Arquidiócesis de Puebla, Gustavo Rodríguez Zárate.

En entrevista refirió que los migrantes que viajan en el tren conocido como “La Bestia” con dirección a Estados Unidos para encontrar mejores condiciones de trabajo, también buscan generar recursos durante su traslado por lo que resaltó que ha tenido comunicación con otras pastorales y son los estados de Puebla y Jalisco donde buscan más empleo.

Como responsable de uno de los albergues para migrantes, refirió que algunos de los centroamericanos buscan estabilizarse en las ciudades, pues vienen con sus familias e incluso viajan con niños.

Resaltó que los menores de edad son quienes viajan con mayor facilidad, o se ubican en las ciudades escondidos en los puentes y calles donde no son detectados; asimismo, resaltó que las edades de los niños que viajan son entre 11 y 15 años.

“Son por regiones, estamos hablando de que los que se van a la ciudad de Puebla se van a las periferias, no los vemos en el centro. No hay contabilidad, pero nosotros apreciamos que se están quedando al mes 500 centroamericanos y van aumentando”, explicó el sacerdote.

Aunque refirió que si bien se quedan algún tiempo y deciden trabajar en el área de la construcción, en muchas de las ocasiones optan por trasladarse a la Ciudad de México donde es más probable que encuentren trabajo, pues es en la capital del país el lugar en el que hay más oportunidades.

“Algunos aguantan un mes y se siguen, dicen que no encuentran trabajo y se siguen, pero sí, percibimos que se van mucho a la Ciudad de México, los que no encuentran trabajo aquí en Puebla se van y sí hay trabajo, sí hay mucho trabajo para los indocumentados centroamericanos”, comentó.

El sacerdote, quien ha dedicado mucho tiempo a la atención de migrantes nacionales y centroamericanos, sostuvo que el costo por cruzar real territorio mexicano es de 3 mil 500 dólares, la cuota mínima para los migrantes.

“Los que se dedican a eso ya tienen definido su recorrido y sus redes; esto está muy claro que hay una complicidad entre las autoridades de México y Estados Unidos para que una parte de los migrantes pase”, puntualizó.