imagotipo

Senadores del PRI piden auditar ciclopista de Hermanos Serdán

  • Víctor Hugo Juárez
  • en Local

La fracción parlamentaria del PRI en el Senado de la República propuso un punto de acuerdo para que la Auditoría Superior del Estado (ASE) realice una auditoría a la construcción de la nueva ciclopista en el bulevar Hermanos Serdán, al denunciar posibles irregularidades y sobrecostos en la obra de 271.3 millones de pesos, que calificaron como la ciclopista más costosa del país.

“Se exhorta al Congreso del Estado de Puebla para que, a través de la Auditoría Superior de la Entidad, realice una auditoría integral a los recursos destinados para la construcción de la Ciclovía Hermanos Serdán, debido a posibles irregularidades, como sobrecostos en su ejecución y anomalías en las licitaciones, adjudicaciones, licencias de construcción y evaluación de impacto ambiental”, indica el documento entregado en el Senado.

Los senadores priistas argumentaron que se trata de la ciclopista más cara del país, una vez que cada kilómetro de construcción tendrá un costo de 36 millones 177 mil pesos, después de que se informó que la longitud de esta infraestructura ciclista será de 6 kilómetros.

También criticaron el tiempo de ejecución de la obra, pues está planeado que se termine en 180 días para ser inaugurada a finales de este año, lo que fue considerado un riesgo por la falta de planeación que pone en peligro a los trabajadores y posiblemente a la población aledaña al proyecto.

 

PIDEN REFORZAR SEGURIDAD POR EL POPO

En la misma sesión, la diputada federal del PRI, Xitlalic Ceja García, entregó un dictamen para exhortar a los gobiernos del Estado de México, Morelos y Puebla a reforzar los protocolos de seguridad, de auxilio y evacuación en los alrededores del volcán Popocatépetl.

La propuesta fue aprobada por la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, que instruyó fortalecer los protocolos de seguridad en estos tres estados, a través de la coordinación entre sus unidades de Protección Civil, el Sistema Nacional de Protección Civil y el Centro Nacional de Prevención de Desastres.

La Comisión Permanente tomó en cuenta la reciente fumarola de 2.5 kilómetros de alto que se registró el pasado 8 de junio, por lo que consideró necesario el monitoreo permanente del volcán Popocatépetl y reforzar las medidas preventivas en caso de desastre, entre las que destaca mejorar las rutas de evacuación en las zonas de riesgo.