/ martes 21 de abril de 2020

Violencia doméstica, otra urgencia en América Latina

Encerradas con su agresor, se disparan feminicidios y los pedidos de ayuda telefónica en varios países

BUENOS AIRES. El confinamiento en varios países de América Latina para frenar la pandemia de Covid-19 disparó los pedidos de auxilio de víctimas de violencia doméstica, obligadas a convivir con su agresor en una región donde el promedio de feminicidios supera la decena diaria.

Desde la ONU hasta el papa Francisco han reclamado atender el drama de las mujeres en medio de medidas excepcionales con restricción de circulación, la economía paralizada y limitaciones para acceder a la justicia.

"Con el aumento de las presiones económicas, sociales y del miedo, hemos visto un estremecedor repunte global de la violencia doméstica", admitió el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

"La cuarentena deja a miles de mujeres en un infierno, encerradas con un agresor al que le tienen más miedo que al coronavirus", dijo Victoria Aguirre, representante de la ONG argentina MuMaLá, que lucha contra la violencia de género.

En Argentina, 18 mujeres fueron asesinadas por sus parejas o exparejas en los primeros 20 días de cuarentena, que comenzó el 20 de marzo, y los pedidos de auxilio telefónico aumentaron un 39%.

La situación se repite en México, Brasil o Chile, donde las acciones del gobierno y de asociaciones civiles son insuficientes para frenar los asesinatos.

América Latina registró unos 3 mil 800 feminicidios en 2019, según cifras preliminares, un aumento de 8% respecto al año anterior según el Observatorio de Igualdad de Género de la Cepal.

En México, desde el 24 de marzo, cuando se inició la cuarentena, "los pedidos de auxilio han aumentado", dijo Nadine Gasman, directora del Instituto Nacional de las Mujeres de México (Inmujeres).

María Salguero, investigadora y creadora de un mapa de feminicidios en México, aseguró que se han producido "unos 200 desde el 24 de marzo, muchos cometidos contra niñas por sus padrastros".

En los primeros días de abril conmovió el crimen de Ana Paola, una niña de 13 años abusada y asesinada a golpes en su casa de Sonora mientras su madre había salido a comprar provisiones.

Los pedidos de auxilio aumentaron 60% en la Red Nacional de Refugios y se incrementó en 5% la acogida de víctimas.

En Sao Paulo, epicentro del coronavirus en Brasil, en los primeros diez días de cuarentena las denuncias treparon 30%.

Unas 700 voluntarias conformaron la llamada "red de justicieras", que brinda asistencia médica, legal y psicológica mediante Whatsapp.

En Chile, con cuarentenas selectivas por regiones y bajo toque de queda nocturno, el número de feminicidios reportados (4) es bajo frente al aumento de las denuncias, que en algunas comunas como Providencia, de clase media y alta, crecieron 500%.

En medio de la crisis sanitaria hubo "aumento en el consumo de alcohol, efectos en la salud mental, mayor ansiedad, angustia, depresiones y violencia intrafamiliar", dijo la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza.


Te recomendamos el podcast ⬇

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Omny

BUENOS AIRES. El confinamiento en varios países de América Latina para frenar la pandemia de Covid-19 disparó los pedidos de auxilio de víctimas de violencia doméstica, obligadas a convivir con su agresor en una región donde el promedio de feminicidios supera la decena diaria.

Desde la ONU hasta el papa Francisco han reclamado atender el drama de las mujeres en medio de medidas excepcionales con restricción de circulación, la economía paralizada y limitaciones para acceder a la justicia.

"Con el aumento de las presiones económicas, sociales y del miedo, hemos visto un estremecedor repunte global de la violencia doméstica", admitió el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

"La cuarentena deja a miles de mujeres en un infierno, encerradas con un agresor al que le tienen más miedo que al coronavirus", dijo Victoria Aguirre, representante de la ONG argentina MuMaLá, que lucha contra la violencia de género.

En Argentina, 18 mujeres fueron asesinadas por sus parejas o exparejas en los primeros 20 días de cuarentena, que comenzó el 20 de marzo, y los pedidos de auxilio telefónico aumentaron un 39%.

La situación se repite en México, Brasil o Chile, donde las acciones del gobierno y de asociaciones civiles son insuficientes para frenar los asesinatos.

América Latina registró unos 3 mil 800 feminicidios en 2019, según cifras preliminares, un aumento de 8% respecto al año anterior según el Observatorio de Igualdad de Género de la Cepal.

En México, desde el 24 de marzo, cuando se inició la cuarentena, "los pedidos de auxilio han aumentado", dijo Nadine Gasman, directora del Instituto Nacional de las Mujeres de México (Inmujeres).

María Salguero, investigadora y creadora de un mapa de feminicidios en México, aseguró que se han producido "unos 200 desde el 24 de marzo, muchos cometidos contra niñas por sus padrastros".

En los primeros días de abril conmovió el crimen de Ana Paola, una niña de 13 años abusada y asesinada a golpes en su casa de Sonora mientras su madre había salido a comprar provisiones.

Los pedidos de auxilio aumentaron 60% en la Red Nacional de Refugios y se incrementó en 5% la acogida de víctimas.

En Sao Paulo, epicentro del coronavirus en Brasil, en los primeros diez días de cuarentena las denuncias treparon 30%.

Unas 700 voluntarias conformaron la llamada "red de justicieras", que brinda asistencia médica, legal y psicológica mediante Whatsapp.

En Chile, con cuarentenas selectivas por regiones y bajo toque de queda nocturno, el número de feminicidios reportados (4) es bajo frente al aumento de las denuncias, que en algunas comunas como Providencia, de clase media y alta, crecieron 500%.

En medio de la crisis sanitaria hubo "aumento en el consumo de alcohol, efectos en la salud mental, mayor ansiedad, angustia, depresiones y violencia intrafamiliar", dijo la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza.


Te recomendamos el podcast ⬇

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Omny

Estado

Fueron a Coppel y ya no regresaron, buscan a Brenda y a su hijo Dylan en Izúcar

Brenda López Hernández tiene 15 años de edad y su hijo Dylan Mateo López Hernández 5 meses de nacido

Estado

Van a Chignahuapan a comprar árbol de navidad y los atracan en el regreso a EdoMéx

Tras el violento asalto, un menor de tres años de edad falleció 

Policiaca

Sujetos armados privan de su libertad al juez de paz de La Resurrección

En un principio pensaron que podría tratarse de una orden de aprehensión, pero trascendió que los secuestradores ya exigieron una cantidad

Local

Propone Japón a Puebla ampliar relaciones bilaterales

El país nipón, principal inversionista de Asia en México

Estado

Roba 45 mil pesos destinados a los jornaleros y minutos después detienen a uno

El recurso sería utilizado para el primer pago de la zafra 2020-2021 de la junta auxiliar de Santa María Xuchapa en Izúcar de Matamoros

Local

No estoy siendo herramienta electoral, responde Estefanía Rodríguez

"Les comenté que ingresaría al Congreso para tener una mesa de diálogo y escuchar sus peticiones"

Local

Pagará Ayuntamiento de Puebla 26 mdp a empresa contratada en 2005 por Luis Paredes

La obra del Distribuidor Vial no se finiquitó y la firma reclamo el pago