/ jueves 25 de octubre de 2018

Hombre hallado en el Atoyac fue asesinado por sus compañeros de farra

Los ahora detenidos apuñalaron en 32 ocasiones a la víctima

Marco Antonio N., el hombre hallado sin vida en aguas del río Atoyac el pasado 7 de octubre, fue asesinado por amigos de su compañera de trabajo tras ingerir bebidas embriagantes y consumir droga durante una noche de farra. Los ahora detenidos apuñalaron en 32 ocasiones a la víctima para luego apoderarse de su automóvil, el cual llevaron a vender a “la 46” de esta capital poblana.

Lo anterior se sabe con base en la declaración de Yessica N., testigo y compañera de trabajo del hoy occiso, quien laboraba en el polideportivo del Parque Ecológico, según lo expuesto ayer durante audiencia en la Casa de Justicia Puebla.

Sobre los hechos, la agente del Ministerio Público indicó que, de acuerdo con las investigaciones y las entrevistas realizadas, se sabe que el pasado 6 de octubre Marco Antonio salió del trabajo junto con Yessica, a quien conocía desde hace poco más de dos años.

La víctima, junto con su compañera de trabajo, abordó su automóvil Ford Figo gris, con placas de Puebla. Una vez en la unidad, Marco Antonio llevó a Yessica hacia la unidad habitacional de La Margarita, donde la dejó con un sujeto llamado Emmanuel.

Después de un par de horas, Marco Antonio (el hoy occiso) regresó por Yessica, a quien invitó a su domicilio, por lo que se trasladaron a la colonia Magisterial, donde ambos ingirieron bebidas embriagantes. Alcoholizado, el hoy finado le dijo a Yessica que quería consumir cocaína, a lo que la mujer contestó que ella también.

Fue entonces que la compañera de trabajo de Marco Antonio llamó a un número celular para conseguir la droga, de tal manera que se dirigieron a las canchas de la unidad habitacional Volkswagen, donde se vieron con una mujer de nombre Ivonne, quien les proporcionó la droga a cambio de 500 pesos.

Con el estupefaciente en su poder, Martín Antonio y Yessica se intoxicaron a bordo del automóvil tipo Figo.

Para continuar la fiesta, Yessica invitó a la víctima al cumpleaños de su amiga Guillermina N., alias “La Yeye”, cerca del punto donde se encontraban.

Una vez ahí, Guillermina (hoy asegurada) les dijo a Marco Antonio y a Yessica que fueran a un bar de la avenida Juárez para festejar el cumpleaños de su amigo Ángel, alias “El Padrino” (detenido), y que incluso ahí llegarían Juan, alias “El Cholo” (asegurado), así como Fernando N., alias “El Chino” (hoy prófugo).

Sin embargo, Marco Antonio continúo bebiendo bebidas embriagantes junto con Yessica, mientras que Guillermina salió al antro con su amigo Ángel. Tras acabarse el buen ambiente en la casa de Guillermina, Marco Antonio, Yessica y otra mujer, de nombre Irene, alias “La Pollo”, alcanzaron a la propietaria del domicilio en el bar “La Dueña”, donde la víctima conoció a sus verdugos, con quienes bebió hasta las 3 horas del 7 de octubre.

Minutos después, todos, a bordo del auto de la víctima, así como de una camioneta Traverse negra, se fueron al bar “Los Amigos”, donde siguieron consumiendo bebidas embriagantes hasta las 3:30 horas del 7 de octubre.

No obstante, después condujeron hasta el Oxxo de la Carcaña en Cuautlancingo, donde los tres detenidos y el ahora prófugo planearon asesinar a Marco Antonio para luego vender su auto. Lo anterior fue escuchado por Yessica, quien, tras darse cuenta de los planes de los ahora imputados, prefirió hacerse la dormida, sugiriéndole lo mismo a Irene.

Incluso los asegurados varones, al darse cuenta de que estas dos mujeres supuestamente ya se habían quedado dormidas, mencionaron que querían violarlas; sin embargo, Guillermina manifestó que lo primero era seguir el plan, es decir, asesinar a Marco Antonio.

Por lo que se trasladaron hasta el kilómetro 119+200 de la autopista México-Puebla, a la altura de Moratilla, donde Marco Antonio fue bajado de forma violenta, golpeado, maniatado y apuñalado en 32 ocasiones para luego ser arrojado al río Atoyac, estando como testigos Yessica e Irene, quienes hasta ese momento seguían fingiendo estar dormidas.

Mientras algunos de los homicidas llevaron el auto de la víctima hacia “la 46”, otros se fueron a bordo de la camioneta negra hacia la casa de Guillermina, donde en un descuido la compañera de trabajo de Marco Antonio e Irene lograron huir.

Tras los hechos, Yessica decidió acudir a la Fiscalía para narrar lo sucedido y mostrar por fotografías contenidas en su perfil de Facebook la identidad de sus amigos.

Es así como Guillermina, Ángel (dueño de un centro de Alcohólicos Anónimos) y Juan, también miembro de dicho AA, fueron ubicados y detenidos por delitos contra la salud para luego ser juzgados por homicidio calificado y ser enviados al penal de San Miguel hasta que se determine su situación jurídica, pues este miércoles una jueza de control les impuso la medida cautelar de prisión preventiva oficiosa. Será dentro de próximos días que se establezca si son o no vinculados a proceso.

Marco Antonio N., el hombre hallado sin vida en aguas del río Atoyac el pasado 7 de octubre, fue asesinado por amigos de su compañera de trabajo tras ingerir bebidas embriagantes y consumir droga durante una noche de farra. Los ahora detenidos apuñalaron en 32 ocasiones a la víctima para luego apoderarse de su automóvil, el cual llevaron a vender a “la 46” de esta capital poblana.

Lo anterior se sabe con base en la declaración de Yessica N., testigo y compañera de trabajo del hoy occiso, quien laboraba en el polideportivo del Parque Ecológico, según lo expuesto ayer durante audiencia en la Casa de Justicia Puebla.

Sobre los hechos, la agente del Ministerio Público indicó que, de acuerdo con las investigaciones y las entrevistas realizadas, se sabe que el pasado 6 de octubre Marco Antonio salió del trabajo junto con Yessica, a quien conocía desde hace poco más de dos años.

La víctima, junto con su compañera de trabajo, abordó su automóvil Ford Figo gris, con placas de Puebla. Una vez en la unidad, Marco Antonio llevó a Yessica hacia la unidad habitacional de La Margarita, donde la dejó con un sujeto llamado Emmanuel.

Después de un par de horas, Marco Antonio (el hoy occiso) regresó por Yessica, a quien invitó a su domicilio, por lo que se trasladaron a la colonia Magisterial, donde ambos ingirieron bebidas embriagantes. Alcoholizado, el hoy finado le dijo a Yessica que quería consumir cocaína, a lo que la mujer contestó que ella también.

Fue entonces que la compañera de trabajo de Marco Antonio llamó a un número celular para conseguir la droga, de tal manera que se dirigieron a las canchas de la unidad habitacional Volkswagen, donde se vieron con una mujer de nombre Ivonne, quien les proporcionó la droga a cambio de 500 pesos.

Con el estupefaciente en su poder, Martín Antonio y Yessica se intoxicaron a bordo del automóvil tipo Figo.

Para continuar la fiesta, Yessica invitó a la víctima al cumpleaños de su amiga Guillermina N., alias “La Yeye”, cerca del punto donde se encontraban.

Una vez ahí, Guillermina (hoy asegurada) les dijo a Marco Antonio y a Yessica que fueran a un bar de la avenida Juárez para festejar el cumpleaños de su amigo Ángel, alias “El Padrino” (detenido), y que incluso ahí llegarían Juan, alias “El Cholo” (asegurado), así como Fernando N., alias “El Chino” (hoy prófugo).

Sin embargo, Marco Antonio continúo bebiendo bebidas embriagantes junto con Yessica, mientras que Guillermina salió al antro con su amigo Ángel. Tras acabarse el buen ambiente en la casa de Guillermina, Marco Antonio, Yessica y otra mujer, de nombre Irene, alias “La Pollo”, alcanzaron a la propietaria del domicilio en el bar “La Dueña”, donde la víctima conoció a sus verdugos, con quienes bebió hasta las 3 horas del 7 de octubre.

Minutos después, todos, a bordo del auto de la víctima, así como de una camioneta Traverse negra, se fueron al bar “Los Amigos”, donde siguieron consumiendo bebidas embriagantes hasta las 3:30 horas del 7 de octubre.

No obstante, después condujeron hasta el Oxxo de la Carcaña en Cuautlancingo, donde los tres detenidos y el ahora prófugo planearon asesinar a Marco Antonio para luego vender su auto. Lo anterior fue escuchado por Yessica, quien, tras darse cuenta de los planes de los ahora imputados, prefirió hacerse la dormida, sugiriéndole lo mismo a Irene.

Incluso los asegurados varones, al darse cuenta de que estas dos mujeres supuestamente ya se habían quedado dormidas, mencionaron que querían violarlas; sin embargo, Guillermina manifestó que lo primero era seguir el plan, es decir, asesinar a Marco Antonio.

Por lo que se trasladaron hasta el kilómetro 119+200 de la autopista México-Puebla, a la altura de Moratilla, donde Marco Antonio fue bajado de forma violenta, golpeado, maniatado y apuñalado en 32 ocasiones para luego ser arrojado al río Atoyac, estando como testigos Yessica e Irene, quienes hasta ese momento seguían fingiendo estar dormidas.

Mientras algunos de los homicidas llevaron el auto de la víctima hacia “la 46”, otros se fueron a bordo de la camioneta negra hacia la casa de Guillermina, donde en un descuido la compañera de trabajo de Marco Antonio e Irene lograron huir.

Tras los hechos, Yessica decidió acudir a la Fiscalía para narrar lo sucedido y mostrar por fotografías contenidas en su perfil de Facebook la identidad de sus amigos.

Es así como Guillermina, Ángel (dueño de un centro de Alcohólicos Anónimos) y Juan, también miembro de dicho AA, fueron ubicados y detenidos por delitos contra la salud para luego ser juzgados por homicidio calificado y ser enviados al penal de San Miguel hasta que se determine su situación jurídica, pues este miércoles una jueza de control les impuso la medida cautelar de prisión preventiva oficiosa. Será dentro de próximos días que se establezca si son o no vinculados a proceso.

Local

Integrantes de Antorcha Magisterial exigen contratación de 200 maestros

Un grupo de manifestantes permanece en inmediaciones de la SEP mientras que otro avanza con dirección a Casa Aguayo

Policiaca

Las noticias policiacas de hoy 18 de enero en Puebla

Las noticias policiacas de Puebla en un solo lugar

Local

Covid-19 Puebla: Alcanza el estado más de 129 mil casos positivos

El 82.44 por ciento de la población ya tiene el esquema completo y el 95.79 cuenta con al menos una dosis del biológico

Local

Aplaude Eduardo Rivera detención de presunto culpable de explosión en Xochimehuacan

Apuntó que se realizará un trabajo cuidadoso para que después del proceso de renovación de las 17 juntas auxiliares se trabaje en coordinación

Local

Integrantes de Antorcha Magisterial exigen contratación de 200 maestros

Un grupo de manifestantes permanece en inmediaciones de la SEP mientras que otro avanza con dirección a Casa Aguayo

Local

Cuentan con exámenes de control de confianza todos los custodios de San Miguel: Barbosa

Descartó un endeudamiento en el estado por más de 20 mil millones de pesos como parte de la propuesta que hizo una empresa para construir un penal

Policiaca

Las noticias policiacas de hoy 18 de enero en Puebla

Las noticias policiacas de Puebla en un solo lugar

Finanzas

Más del 50 por ciento de empresarios tuvo ánimo de invertir en Puebla en 2021

Dichas inversiones, se enfocaron al tema de la industria manufacturera, sector servicios, comercio y construcción

Automotriz

Chevrolet Cavalier Turbo 2022, evoluciona acertadamente

Con la más reciente ejecución, el sedán compacto da un salto considerable en términos de eficiencia, desempeño, espacio interior y refinamiento