/ miércoles 1 de noviembre de 2017

Junto al Kalimba fue asesinada su pareja  en clínica de Puebla

El Kalimba y su “pareja” habían venido el lunes a pasear ala ciudad de Puebla y luego de recorrer el recién inauguradocentro comercial Parque Puebla, ubicado en Calzada Zaragoza cercade los estadios, realizaron unas compras dentro de una exclusivatienda departamental, para luego abordar su lujosa camioneta yllegar hasta la clínica particular “EPMAC”, localizada en lacolonia Lomas 5 de Mayo, a escasos cinco minutos, dieron a conocerfuentes extraoficiales.

La pareja nunca se imaginó que un grupo armado sabía susmovimientos y que estaba por llegar a dicho nosocomio  paraejecutarlos con armas de alto poder. Fue precisamente cuando ya seencontraban dentro del centro de especialidades médicas, dondehabrían preguntado sobre un tratamiento, que llegó el grupo desicarios para a sangre fría ejecutarlos, incluso con el tiro degracia, alrededor de las 17 horas del pasado lunes.

La misma fuente agregó que además de la pareja, tambiénmataron de manera colateral al hermano del dueño de la clínica,quien respondía en vida al nombre de Agustín García González,de 60 años de edad, mismo que recibió varios impactos de arma defuego.

La cuarta víctima hasta el momento se encuentra en calidad dedesconocida, pero se piensa que podría tratarse de un hombre deconfianza (escolta) del líder huachicolero, quien también tuvo elmismo fin que su patrón, es decir, pereció masacrado por el grupoarmado.

De acuerdo a la fuente consultada por EL SOL DE PUEBLA, JesúsMartín Mirón López, alías El Kalimba y su “novia”,realizaron compras en la tienda departamental dentro de la reciéninaugurada plaza. Los anterior se presume por las bolsas deLiverpool que fueron halladas dentro de la camioneta Jeep tipoWranger Unlimited blanca y de reciente modelo que quedó abandonadajusto afuera de la citada clínica donde fue la masacre, ubicada encalle Porfirio Díaz número 133.

DANTESCA ESCENA DELCRIMEN

De acuerdo a un video que difundió la página web de EL SOL DEPUEBLA retomado de las redes sociales, se aprecia cómo estáafuera de la clínica, una camioneta Ford Lobo de color  guinda,que previamente habían robado los sicarios; dos de ellos cubiertosdel rostro resguardaban la puerta principal, uno de cada lado.

Tras escucharse unos disparos, se observa cuando salen otros dossujetos, igual cubiertos con pasamontañas y uno de ellos lleva unabolsa roja e inmediatamente se dan a la fuga.

Trascendió que en el interior de la clínica, se llevó a cabouna verdadera masacre, pues sin ser muy descriptivos, se sabe queal emplear armas de alto poder, los sicarios sabían el daño quecausarían. Las paredes quedaron salpicadas de sangre. Además delas huellas de los múltiples impactos de balas.

El cuerpo del sexagenario, médico de profesión y hermano deldueño de la clínica, quedó cerca de la rampa que se encuentra enel recibidor, antes del descanso de las escaleras para el segundopiso.

En un cuarto al final de las escaleras, con la leyenda“AISLADO”, junto a los sanitarios, quedó el hombre hasta elmomento desconocido, quien vestía pants negros, playera del mismocolor y que no tenía zapatos. Otra versión apunta que por estarazón quizás era un paciente al que había ido a visitar ElKalimba.

Luego, entre las camas de la clínica, se encontró el cadáverde una mujer, de alrededor de 25 años de edad, vestida también depants gris, tenis blancos y suéter negro.

Finalmente, en una de las ventanas que dan hacia el exterior enel segundo piso, estaba el cuerpo de quien sería El Kalimba, dealrededor de 30 años de edad, quien vestía pantalón de mezclillaazul, playera blanca con estampados en negro y de tenisblancos.

Los cuatro tenían múltiples heridas de arma de fuego, inclusoalgunos disparos en la cabeza.

Finalmente es importante señalar que en la huida de lossicarios, al abandonar la camioneta Lobo, mataron a un joven pararobarle su automóvil Ford tipo Figo, en Chachapa, ante los ojos desu madre que salía de trabajar y el joven había ido por ella.Luego los homicidas fueron vistos en Amozoc, discutiendo con otraspersonas, a quienes asesinaron, una de ellas murió en el sitio yotra en el hospital CESSA de ese municipio.

Se presume que podría haber un hombre “levantado” del mismoCESSA, y que quizás aparezca más adelante sin vida.

Tampoco descartan las fuentes consultadas que la ejecución detres personas en Palmar de Bravo ayer por la madrugada, seansecuelas de los acontecimientos del día anterior.

El Kalimba y su “pareja” habían venido el lunes a pasear ala ciudad de Puebla y luego de recorrer el recién inauguradocentro comercial Parque Puebla, ubicado en Calzada Zaragoza cercade los estadios, realizaron unas compras dentro de una exclusivatienda departamental, para luego abordar su lujosa camioneta yllegar hasta la clínica particular “EPMAC”, localizada en lacolonia Lomas 5 de Mayo, a escasos cinco minutos, dieron a conocerfuentes extraoficiales.

La pareja nunca se imaginó que un grupo armado sabía susmovimientos y que estaba por llegar a dicho nosocomio  paraejecutarlos con armas de alto poder. Fue precisamente cuando ya seencontraban dentro del centro de especialidades médicas, dondehabrían preguntado sobre un tratamiento, que llegó el grupo desicarios para a sangre fría ejecutarlos, incluso con el tiro degracia, alrededor de las 17 horas del pasado lunes.

La misma fuente agregó que además de la pareja, tambiénmataron de manera colateral al hermano del dueño de la clínica,quien respondía en vida al nombre de Agustín García González,de 60 años de edad, mismo que recibió varios impactos de arma defuego.

La cuarta víctima hasta el momento se encuentra en calidad dedesconocida, pero se piensa que podría tratarse de un hombre deconfianza (escolta) del líder huachicolero, quien también tuvo elmismo fin que su patrón, es decir, pereció masacrado por el grupoarmado.

De acuerdo a la fuente consultada por EL SOL DE PUEBLA, JesúsMartín Mirón López, alías El Kalimba y su “novia”,realizaron compras en la tienda departamental dentro de la reciéninaugurada plaza. Los anterior se presume por las bolsas deLiverpool que fueron halladas dentro de la camioneta Jeep tipoWranger Unlimited blanca y de reciente modelo que quedó abandonadajusto afuera de la citada clínica donde fue la masacre, ubicada encalle Porfirio Díaz número 133.

DANTESCA ESCENA DELCRIMEN

De acuerdo a un video que difundió la página web de EL SOL DEPUEBLA retomado de las redes sociales, se aprecia cómo estáafuera de la clínica, una camioneta Ford Lobo de color  guinda,que previamente habían robado los sicarios; dos de ellos cubiertosdel rostro resguardaban la puerta principal, uno de cada lado.

Tras escucharse unos disparos, se observa cuando salen otros dossujetos, igual cubiertos con pasamontañas y uno de ellos lleva unabolsa roja e inmediatamente se dan a la fuga.

Trascendió que en el interior de la clínica, se llevó a cabouna verdadera masacre, pues sin ser muy descriptivos, se sabe queal emplear armas de alto poder, los sicarios sabían el daño quecausarían. Las paredes quedaron salpicadas de sangre. Además delas huellas de los múltiples impactos de balas.

El cuerpo del sexagenario, médico de profesión y hermano deldueño de la clínica, quedó cerca de la rampa que se encuentra enel recibidor, antes del descanso de las escaleras para el segundopiso.

En un cuarto al final de las escaleras, con la leyenda“AISLADO”, junto a los sanitarios, quedó el hombre hasta elmomento desconocido, quien vestía pants negros, playera del mismocolor y que no tenía zapatos. Otra versión apunta que por estarazón quizás era un paciente al que había ido a visitar ElKalimba.

Luego, entre las camas de la clínica, se encontró el cadáverde una mujer, de alrededor de 25 años de edad, vestida también depants gris, tenis blancos y suéter negro.

Finalmente, en una de las ventanas que dan hacia el exterior enel segundo piso, estaba el cuerpo de quien sería El Kalimba, dealrededor de 30 años de edad, quien vestía pantalón de mezclillaazul, playera blanca con estampados en negro y de tenisblancos.

Los cuatro tenían múltiples heridas de arma de fuego, inclusoalgunos disparos en la cabeza.

Finalmente es importante señalar que en la huida de lossicarios, al abandonar la camioneta Lobo, mataron a un joven pararobarle su automóvil Ford tipo Figo, en Chachapa, ante los ojos desu madre que salía de trabajar y el joven había ido por ella.Luego los homicidas fueron vistos en Amozoc, discutiendo con otraspersonas, a quienes asesinaron, una de ellas murió en el sitio yotra en el hospital CESSA de ese municipio.

Se presume que podría haber un hombre “levantado” del mismoCESSA, y que quizás aparezca más adelante sin vida.

Tampoco descartan las fuentes consultadas que la ejecución detres personas en Palmar de Bravo ayer por la madrugada, seansecuelas de los acontecimientos del día anterior.

Estado

Con cantos y versos, niños de Zoyamazalco "piden calaverita" de la manera tradicional

Con rimas que han ido transmitiéndose de generación en generación, los más pequeños salen a recorrer casa por casa

Local

Pide ayuda activista Miguel López Vega; autoridades quieren imputar dos delitos más

Fue detenido por defender el río Metlapanapa y oponerse al proyecto Ciudad Textil en los límites de Huejotzingo y Juan C. Bonilla

Estado

En Tepeaca, impiden instalación de puestos por Día de Muertos

Los comerciantes se manifestaron en la presidencia municipal para exigir al alcalde la autorización

Gossip

¿Se iba a caer? Lalo Mora reaparece y niega acoso a fan

El cantante reapareció con la prensa y dio a conocer su versión de lo acontecido en el video que circuló en internet

Gossip

"Demasiado pronto para hablar de cargos criminales": sheriff sobre caso Alec Baldwin

Las autoridades de Santa Fe no descartan que el actor reciba algún tipo de cargo

Finanzas

¿Tienes 65 años o más? Ya puedes solicitar tu tarjeta de pensión AMLO

En regiones alejadas y sin internet, habrá un censo “casa por casa”. 

Policiaca

Dejan embolsado en la colonia Santa María de la capital poblana

Vecinos alertaron de una bolsa negra en el que se veía un cuerpo

Policiaca

Amantes de lo ajeno atracan Autozone de bulevar Atlixco

Sujetos con armas de fuego amagaron a los empleados