/ sábado 8 de junio de 2019

“La dejé viva”, se defiende Iker N. sobre el presunto feminicidio de estudiante BUAP

El presunto responsable afirmó que nunca sostuvieron una relación sentimental

“Nunca fuimos novios, solo tuvimos una amistad, tampoco la acosaba, ella siempre me buscaba, le gustaba la fiesta; además yo me fui y la dejé viva en el departamento”, bajo esta declaración frente al estrado, es como ayer Ricardo Iker buscaba deslindarse de su presunta responsabilidad en el feminicidio de Ingrid Aremis, estudiante de Psicología de la BUAP, golpeada y asfixiada en el domicilio de su amiga en San Andrés Cholula.

Con el rostro ceñido y convencido de su versión de los hechos, este viernes en audiencia, Ricardo Iker pidió hacer valer su derecho a declarar, situación por la que el juez de control le cedió la palabra al hombre de 35 años de edad.

Frente al público y la madre de la víctima, Iker relató que fue hace un año cuando conoció a la estudiante de la BUAP, cuando ella comenzó a frecuentar y después, a laborar en el mismo lugar que él, es decir, en el bar Capital Nigth Club.

Lo cual a decir del acusado, le generó problemas ya que su jefe le llamó la atención debido a que Ingrid iba todos los días y ahí se quedaba por muchas horas; sin embargo, la relación de amistad continuó, incluso el hombre la calificó como una relación buena, al grado que salían en repetidas ocasiones y de manera frecuente, sostenían intimidad.

De acuerdo con la declaración del imputado, el día de los hechos, Ingrid le llamó para verse en un restaurante donde otros amigos de ella también estaban reunidos; de ahí partieron hacia diversos bares, incluso asistieron a un evento de autos en Angelópolis para después regresar a Capital Nigth Club, donde él (Iker) se incomodó al ver que lo había dejado solo, cuando se trataba de una salida juntos.

Con voz firme, el acusado siguió con su declaración.

“Después de que me sacaran del antro por agarrarla del brazo, ella me mando mensaje para que comiéramos tacos, para que fuera a la casa de su amiga Giovanna, por lo que pedí un taxi y me fui para allá, pero al buscar mi celular me di cuenta que no lo tenía; al no poder llamarle, salté la barda del fraccionamiento y me dirigí a la casa de Giovanna a la cual también conozco, pero vi que no estaba Ingrid, me quedé dormitando sobre un carro hasta que ella (la estudiante) llegó y me metió. Yo me quedé en el sofá y al día siguiente por la mañana, me preguntó cómo me sentía, hablamos de lo sucedido y después me pegó para luego decirme que estábamos locos y besarme”, narró el detenido, quien aseveró que al final, él se fue mientras que Aremis se quedó viva, en la puerta de la casa.

Pero ni el relato anterior, ni el hecho de que el acusado dejara al descubierto las prácticas sexuales y posibles adicciones de la joven veracruzana, convencieron al juez para creer que no estuvo implicado en los hechos ocurridos el pasado 12 de mayo en el fraccionamiento Allegros de San Andrés Cholula.

Además de que la defensa particular del investigado no logró debatir ninguno de los argumentos de la Fiscalía, la información presentada por la agente del Ministerio Público y los antecedentes de violencia que Ricardo Iker ejercía sobre Ingrid, llevaron a que el juez de control resolviera vincular a proceso al detenido, ordenando mantener la prisión en su contra por todo el tiempo que dure el procedimiento judicial.

En tanto, la madre de Ingrid, lució tranquila bajo el apoyo de su asesor jurídico y sin poder creer la versión que Ricardo Iker fue a exponer frente a los asistentes de la Sala 3 del Centro de Justicia Penal de San Andrés Cholula.

“Nunca fuimos novios, solo tuvimos una amistad, tampoco la acosaba, ella siempre me buscaba, le gustaba la fiesta; además yo me fui y la dejé viva en el departamento”, bajo esta declaración frente al estrado, es como ayer Ricardo Iker buscaba deslindarse de su presunta responsabilidad en el feminicidio de Ingrid Aremis, estudiante de Psicología de la BUAP, golpeada y asfixiada en el domicilio de su amiga en San Andrés Cholula.

Con el rostro ceñido y convencido de su versión de los hechos, este viernes en audiencia, Ricardo Iker pidió hacer valer su derecho a declarar, situación por la que el juez de control le cedió la palabra al hombre de 35 años de edad.

Frente al público y la madre de la víctima, Iker relató que fue hace un año cuando conoció a la estudiante de la BUAP, cuando ella comenzó a frecuentar y después, a laborar en el mismo lugar que él, es decir, en el bar Capital Nigth Club.

Lo cual a decir del acusado, le generó problemas ya que su jefe le llamó la atención debido a que Ingrid iba todos los días y ahí se quedaba por muchas horas; sin embargo, la relación de amistad continuó, incluso el hombre la calificó como una relación buena, al grado que salían en repetidas ocasiones y de manera frecuente, sostenían intimidad.

De acuerdo con la declaración del imputado, el día de los hechos, Ingrid le llamó para verse en un restaurante donde otros amigos de ella también estaban reunidos; de ahí partieron hacia diversos bares, incluso asistieron a un evento de autos en Angelópolis para después regresar a Capital Nigth Club, donde él (Iker) se incomodó al ver que lo había dejado solo, cuando se trataba de una salida juntos.

Con voz firme, el acusado siguió con su declaración.

“Después de que me sacaran del antro por agarrarla del brazo, ella me mando mensaje para que comiéramos tacos, para que fuera a la casa de su amiga Giovanna, por lo que pedí un taxi y me fui para allá, pero al buscar mi celular me di cuenta que no lo tenía; al no poder llamarle, salté la barda del fraccionamiento y me dirigí a la casa de Giovanna a la cual también conozco, pero vi que no estaba Ingrid, me quedé dormitando sobre un carro hasta que ella (la estudiante) llegó y me metió. Yo me quedé en el sofá y al día siguiente por la mañana, me preguntó cómo me sentía, hablamos de lo sucedido y después me pegó para luego decirme que estábamos locos y besarme”, narró el detenido, quien aseveró que al final, él se fue mientras que Aremis se quedó viva, en la puerta de la casa.

Pero ni el relato anterior, ni el hecho de que el acusado dejara al descubierto las prácticas sexuales y posibles adicciones de la joven veracruzana, convencieron al juez para creer que no estuvo implicado en los hechos ocurridos el pasado 12 de mayo en el fraccionamiento Allegros de San Andrés Cholula.

Además de que la defensa particular del investigado no logró debatir ninguno de los argumentos de la Fiscalía, la información presentada por la agente del Ministerio Público y los antecedentes de violencia que Ricardo Iker ejercía sobre Ingrid, llevaron a que el juez de control resolviera vincular a proceso al detenido, ordenando mantener la prisión en su contra por todo el tiempo que dure el procedimiento judicial.

En tanto, la madre de Ingrid, lució tranquila bajo el apoyo de su asesor jurídico y sin poder creer la versión que Ricardo Iker fue a exponer frente a los asistentes de la Sala 3 del Centro de Justicia Penal de San Andrés Cholula.

Estado

Jimena desapareció en Tepeaca, su familia teme por su seguridad

La menor de 16 años fue vista por última vez en el paraje de "La Colorada"

Finanzas

Esta es la falla detectada en la camioneta Q5 fabricada en Puebla

Profeco pidió verificar las unidades y sustituir las piezas defectuosas

Estado

Roban un millón de pesos en mercancía sobre la federal México-Puebla

Cinco sujetos con armas de fuego amagaron al chofer y su acompañante encerrándolos en el interior del tractocamión

Local

En imágenes | Así es transitar por la 5 de Mayo, entre ambulantes y vallas

Ir de compras por el comercio establecido de la zona, cada es más complicado

Local

Tendrá Puebla tres juzgados laborales para 2021

Héctor Sánchez reveló que el presupuesto solicitado para el ejercicio fiscal del próximo año contempla el inicio de otros dos para 2022

Local

Ignora Pharma Tycsa a empleados del sector salud que se manifestaron en Puebla

La Secretaría de Salud hizo un llamado a cumplir con las obligaciones laborales, pero a la empresa poco le importó

Deportes

La mini-franja en llamas, doblan 4-2 a Atlas

El conjunto poblano se va en ventaja a Guadalajara, donde el sábado se juega el pase a la final

Automotriz

MINI, rumbo a la electrificación

La marca desarrolla conceptos para modelos eléctricos John Cooper Works.