/ jueves 5 de diciembre de 2019

Primero Lobos... ahora ¿Puebla? El balompié profesional fracasa en la entidad

El cuarto estado más importante del país es incapaz de florecer en la industria del futbol

El uno de abril del presente año, José Luis Sánchez Solá reflexionaba como técnico del Puebla sobre la presencia de dos equipos profesionales de futbol en la ciudad. Lo anterior, a partir de la pobre entrada registrada en el Universitario de la BUAP durante el último derbi de la Angelópolis disputado en la Primera División (9 mil aficionados).

“Fueron 9 mil y cacho personas, en un mitin de un candidato hay más, la mayoría de Puebla. ¿Cómo el derbi de la ciudad y van 9 mil? Hay una realidad que no encaja”, dijo por entonces el entrenador.

Sánchez Solá, aludiendo al elevado costo de los precios de los boletos para el juego, explicó la raquítica presencia en la grada del cubil.

De paso, dejaba en claro la realidad del bolsillo del aficionado al futbol en Puebla: incapaz de desembolsar por una entrada 300 pesos (la más barata) y menos de llevar con esos costos a toda su familia. Todo esto, sin considerar el gasto a realizar dentro del estadio a la hora de comprar bebidas o comida.

“Hay familias que no tienen para pagar 600 pesos en el futbol, 300 pesos el más barato, son 15 dólares, en este país el ingreso es muy bajo. No hay dinero para que estadios de 300, 400 o 500 pesos se llenen, es imposible, esa gente que no gastó, no salieron de su casa. Se quedaron ahí, porque no tienen 600 pesos. Es una pena”, argumentó.

Lobos, dos meses después de caer 4-0 con La Franja en el cubil, se despedía de Puebla y se mudaba a Ciudad Juárez en búsqueda de un territorio más fecundo para florecer.

El adiós de La Manada obedecía, a decir de sus entonces dueños, a la falta de capital, producto de malas entradas y de apoyo por parte de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), demostrando sin quererlo la poca preparación de la ciudad para auspiciar a dos equipos de futbol profesional en la máxima categoría.

Todo esto llama la atención, cuando Puebla se localiza a 120 Kilómetros (Km.) de la Ciudad de México y a 300 del puerto internacional de Veracruz; además, goza de aeropuerto internacional. Es decir, en teoría es territorio fértil para los negocios, pues aquí han florecido industrias como la automotriz, metalmecánica, química, textil, minera y de tecnologías de la información.

Aunque la del futbol en Puebla genera para los dueños del balón, en un partido clase AAA como aquellos contra América o Chivas, una ganancia de 2 millones 890 mil pesos, tan sólo por concepto de entradas.

Pero en un juego flojo, o de clase E, ante Atlas, León, Morelia, Necaxa, Pachuca, Santos, Querétaro, Xolos y Toluca, el negocio del futbol ingresa alrededor de 250 mil pesos, también por venta de localidades.

Estas cifras no consideran la comercialización de esquilmos (bebidas y comida) dentro del estadio, ni el cobro a los comerciantes para permitirles el ingreso al inmueble para ofrecer sus productos.

¿QUIÉN ES QUIÉN?

La industria del futbol es un negocio redondo para los dueños de la pelota, pues si la operación no resulta conforme a lo esperado, gozan de la chance de recuperar su inversión vendiendo o mudando la franquicia en su poder a otro grupo u estado.

Pero la partida de un equipo de una ciudad, afecta a los empleos directos o indirectos generados por el futbol. Por ejemplo, los vendedores de cerveza, refresco o comida dejarían de ingresarse a sus bolsillos hasta 3 mil pesos por juego.

Aunque según un estudio del Grupo de Economistas y Asociados (GEA), elaborado a petición de la Liga MX, el sector de los servicios o el entretenimiento se vería también perjudicado en una hipótetica mudanza del Puebla a otro estado, pues éstos son los de mejores ganancias en la industria.

Los medios de comunicación resentirían la partida de un equipo como el Puebla, pues sus contenidos perderían uno de los temas más importantes de la agenda de la ciudad.

A CONSIDERAR…

EL 70 por ciento de las personas seguidoras de un equipo de futbol gasta dinero en la compra de algún producto antes, durante y después de un juego

250 MIL pesos generaban los Lobos por venta de boletos en un partido de clase E

230 MIL pesos por bebidas, 45 o 60 mil movían en duelo de los calificados como AAA

PAUL MORENO EXFUTBOLISTA PUEBLA MAYO 17, 2019

“Tú me preguntas si el estado o la ciudad está lista para tener dos equipos, creo que primero deberíamos de ver qué tipos de equipos tenemos, pues si con uno se batalla… imagínate con dos, pues ambos son dueños de pobres resultados”.

El uno de abril del presente año, José Luis Sánchez Solá reflexionaba como técnico del Puebla sobre la presencia de dos equipos profesionales de futbol en la ciudad. Lo anterior, a partir de la pobre entrada registrada en el Universitario de la BUAP durante el último derbi de la Angelópolis disputado en la Primera División (9 mil aficionados).

“Fueron 9 mil y cacho personas, en un mitin de un candidato hay más, la mayoría de Puebla. ¿Cómo el derbi de la ciudad y van 9 mil? Hay una realidad que no encaja”, dijo por entonces el entrenador.

Sánchez Solá, aludiendo al elevado costo de los precios de los boletos para el juego, explicó la raquítica presencia en la grada del cubil.

De paso, dejaba en claro la realidad del bolsillo del aficionado al futbol en Puebla: incapaz de desembolsar por una entrada 300 pesos (la más barata) y menos de llevar con esos costos a toda su familia. Todo esto, sin considerar el gasto a realizar dentro del estadio a la hora de comprar bebidas o comida.

“Hay familias que no tienen para pagar 600 pesos en el futbol, 300 pesos el más barato, son 15 dólares, en este país el ingreso es muy bajo. No hay dinero para que estadios de 300, 400 o 500 pesos se llenen, es imposible, esa gente que no gastó, no salieron de su casa. Se quedaron ahí, porque no tienen 600 pesos. Es una pena”, argumentó.

Lobos, dos meses después de caer 4-0 con La Franja en el cubil, se despedía de Puebla y se mudaba a Ciudad Juárez en búsqueda de un territorio más fecundo para florecer.

El adiós de La Manada obedecía, a decir de sus entonces dueños, a la falta de capital, producto de malas entradas y de apoyo por parte de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), demostrando sin quererlo la poca preparación de la ciudad para auspiciar a dos equipos de futbol profesional en la máxima categoría.

Todo esto llama la atención, cuando Puebla se localiza a 120 Kilómetros (Km.) de la Ciudad de México y a 300 del puerto internacional de Veracruz; además, goza de aeropuerto internacional. Es decir, en teoría es territorio fértil para los negocios, pues aquí han florecido industrias como la automotriz, metalmecánica, química, textil, minera y de tecnologías de la información.

Aunque la del futbol en Puebla genera para los dueños del balón, en un partido clase AAA como aquellos contra América o Chivas, una ganancia de 2 millones 890 mil pesos, tan sólo por concepto de entradas.

Pero en un juego flojo, o de clase E, ante Atlas, León, Morelia, Necaxa, Pachuca, Santos, Querétaro, Xolos y Toluca, el negocio del futbol ingresa alrededor de 250 mil pesos, también por venta de localidades.

Estas cifras no consideran la comercialización de esquilmos (bebidas y comida) dentro del estadio, ni el cobro a los comerciantes para permitirles el ingreso al inmueble para ofrecer sus productos.

¿QUIÉN ES QUIÉN?

La industria del futbol es un negocio redondo para los dueños de la pelota, pues si la operación no resulta conforme a lo esperado, gozan de la chance de recuperar su inversión vendiendo o mudando la franquicia en su poder a otro grupo u estado.

Pero la partida de un equipo de una ciudad, afecta a los empleos directos o indirectos generados por el futbol. Por ejemplo, los vendedores de cerveza, refresco o comida dejarían de ingresarse a sus bolsillos hasta 3 mil pesos por juego.

Aunque según un estudio del Grupo de Economistas y Asociados (GEA), elaborado a petición de la Liga MX, el sector de los servicios o el entretenimiento se vería también perjudicado en una hipótetica mudanza del Puebla a otro estado, pues éstos son los de mejores ganancias en la industria.

Los medios de comunicación resentirían la partida de un equipo como el Puebla, pues sus contenidos perderían uno de los temas más importantes de la agenda de la ciudad.

A CONSIDERAR…

EL 70 por ciento de las personas seguidoras de un equipo de futbol gasta dinero en la compra de algún producto antes, durante y después de un juego

250 MIL pesos generaban los Lobos por venta de boletos en un partido de clase E

230 MIL pesos por bebidas, 45 o 60 mil movían en duelo de los calificados como AAA

PAUL MORENO EXFUTBOLISTA PUEBLA MAYO 17, 2019

“Tú me preguntas si el estado o la ciudad está lista para tener dos equipos, creo que primero deberíamos de ver qué tipos de equipos tenemos, pues si con uno se batalla… imagínate con dos, pues ambos son dueños de pobres resultados”.

Estado

Ladrones intentan asaltar a agentes de la FGR y uno termina herido

El tramo donde ocurrieron los hechos es en la autopista México-Puebla, a la altura de Santa María Moyotzingo

Deportes

Apuestan a desplumar a los Gallos Blancos en el debut en el Cuauhtémoc

Para Daniel Arreola, zaguero del Puebla, el triunfo del debut sólo pesará si en la presentación en casa doblan a Querétaro

Celebridades

¡De niña a mujer! Karol Sevilla rompe estereotipos

Olvida su paso por la serie de Disney Soy Luna para convertirse en una estrella de la música con brillo propio

Policiaca

Se autoimponen "toque de queda", locatarios de la federal Puebla- Tehuacán

Comerciantes del entronque de Amalucan al Periférico Ecológico cierran temprano ante temor de ser asaltados

Local

¿Buscas empleo?  Abre Cuautlancingo plazas para policías

El salario es de 12 mil pesos; interesados tendrán una beca de 27 mil pesos en el periodo de su formación inicial

Local

Entrega edil de Coronango computadoras a una escuela

Refrenda el compromiso para utilizar el dinero público en acciones que permitan mejorar la calidad de vida de los ciudadanos

Deportes

¡Defensa y ataque solido! Arranque histórico del Puebla Femenil en la Liga

Las blanquiazules marchan hasta ahora en mejor forma en relación al Clausura 2019, el torneo donde calificaron a la Liguilla