/ martes 2 de noviembre de 2021

Con música y alegría recordarán al primer alcalde de Chiapas muerto por Covid-19

De policía raso llegó a ser alcalde de Jiquipilas, la gente lo recuerda por su humildad y el cariño con el que los trataba

Aunque su vida por mucho tiempo estuvo en riesgo entre las balas de los diferentes operativos que realizaba como elemento y al mando en la Secretaría de Seguridad y Participación Ciudadana (SSyPC) en contra del crimen, fue un asesino silencioso que apareció en los primeros meses del 2020 el que le quitó la vida.

➡️ Especial: Una flor por los que se fueron

Carlos Manuel Calvo Martínez, combatió al crimen por más de 25 años en la SSyPC empezando desde policía raso, luego fue comandante de Sector en Tapachula, director de la Policía Estatal, Jefe del Estado Mayor, subsecretario de Seguridad Pública del Estado y alcalde de Jiquipilas, siendo este último cargo el que ya no concluyó, pues la Covid-19 le quitó la vida antes que terminara su mandato, convirtiéndolo en el primer alcalde de Chiapas que perdió la vida a causa del virus pandémico.

“Fue una persona humilde pero alegre que empezó desde abajo y llegó ser alcalde de Jiquipilas, siempre lo recordaremos por sus ganas de salir adelante y bondad, pues podría quedarse sin comer con tal de que los demás no pasarán hambre. Sin lugar a dudas eso es un gran legado difícil de superar como hijo”, expresa en entrevista Carlos Eduardo Calvo Gil.

Señala que el Día de Muertos, es una tradición para la familia, Calvo, por ello este año recordarán a su patriarca como él lo pidió antes de su partida: con música norteña, cerveza y comida para todos los que lleguen. Esto, siempre y cuando no estén cerrados los panteones como el año anterior.

Familiares y amigos le decían el “Comándate Cobra” y así era como también se le conocía en las filas de SSyPC, pero sin duda su carisma y el escuchar a la gente es lo que muchos extrañan de él, por lo que al saberse de su muerte contra todo pronóstico los pobladores y empleados del ayuntamiento le hicieran un homenaje afuera de la alcaldía de Jiquipilas.


“Su sepelio fue muy alegre y este Día de Muertos que será el primer año que no contemos con él, lo vamos a recordar como a él gustaba” abundó.

Reconoció que como hijo no convivió con su padre hasta tener 16 años, pues su dedicación como policía no se lo permitió, ya que para él primero era su trabajo y luego la familia, sin embargo, eso le permitió a Calvo Martínez alcanzar su sueño de convertirse en acalde de este municipio ubicado en la región “Valle” de Chiapas.

Con una sonrisa en el rostro, Calvo Gil recordó que su papá nunca dejó su espíritu de policía, ya que a la presidencia llegaba con botas a realizar para sus actividades y él era quien directamente junto con su secretario se encargaba del tema de seguridad. Con nostalgia nos comenta que otro de los talentos del mando policía y alcalde de quien perdiera la batalla contra el coronavirus era cocinar, algo que extrañan su tres hijos desde su partida.

“Sin lugar a duda nosotros como familia nos quedamos con lo bueno que nos sigue diciendo la gente de mi padre hasta la fecha, pues todos quedaron agradecidos por lo que hizo por ellos”. Carlos Manuel Calvo Martínez, fue internado un 2 de agosto en Sanatorio Muñoz de Tuxtla Gutiérrez, pero su cuerpo no resistió y perdió la batalla contra el coronavirus el 8 de septiembre del 2020. DEP.


Aunque su vida por mucho tiempo estuvo en riesgo entre las balas de los diferentes operativos que realizaba como elemento y al mando en la Secretaría de Seguridad y Participación Ciudadana (SSyPC) en contra del crimen, fue un asesino silencioso que apareció en los primeros meses del 2020 el que le quitó la vida.

➡️ Especial: Una flor por los que se fueron

Carlos Manuel Calvo Martínez, combatió al crimen por más de 25 años en la SSyPC empezando desde policía raso, luego fue comandante de Sector en Tapachula, director de la Policía Estatal, Jefe del Estado Mayor, subsecretario de Seguridad Pública del Estado y alcalde de Jiquipilas, siendo este último cargo el que ya no concluyó, pues la Covid-19 le quitó la vida antes que terminara su mandato, convirtiéndolo en el primer alcalde de Chiapas que perdió la vida a causa del virus pandémico.

“Fue una persona humilde pero alegre que empezó desde abajo y llegó ser alcalde de Jiquipilas, siempre lo recordaremos por sus ganas de salir adelante y bondad, pues podría quedarse sin comer con tal de que los demás no pasarán hambre. Sin lugar a dudas eso es un gran legado difícil de superar como hijo”, expresa en entrevista Carlos Eduardo Calvo Gil.

Señala que el Día de Muertos, es una tradición para la familia, Calvo, por ello este año recordarán a su patriarca como él lo pidió antes de su partida: con música norteña, cerveza y comida para todos los que lleguen. Esto, siempre y cuando no estén cerrados los panteones como el año anterior.

Familiares y amigos le decían el “Comándate Cobra” y así era como también se le conocía en las filas de SSyPC, pero sin duda su carisma y el escuchar a la gente es lo que muchos extrañan de él, por lo que al saberse de su muerte contra todo pronóstico los pobladores y empleados del ayuntamiento le hicieran un homenaje afuera de la alcaldía de Jiquipilas.


“Su sepelio fue muy alegre y este Día de Muertos que será el primer año que no contemos con él, lo vamos a recordar como a él gustaba” abundó.

Reconoció que como hijo no convivió con su padre hasta tener 16 años, pues su dedicación como policía no se lo permitió, ya que para él primero era su trabajo y luego la familia, sin embargo, eso le permitió a Calvo Martínez alcanzar su sueño de convertirse en acalde de este municipio ubicado en la región “Valle” de Chiapas.

Con una sonrisa en el rostro, Calvo Gil recordó que su papá nunca dejó su espíritu de policía, ya que a la presidencia llegaba con botas a realizar para sus actividades y él era quien directamente junto con su secretario se encargaba del tema de seguridad. Con nostalgia nos comenta que otro de los talentos del mando policía y alcalde de quien perdiera la batalla contra el coronavirus era cocinar, algo que extrañan su tres hijos desde su partida.

“Sin lugar a duda nosotros como familia nos quedamos con lo bueno que nos sigue diciendo la gente de mi padre hasta la fecha, pues todos quedaron agradecidos por lo que hizo por ellos”. Carlos Manuel Calvo Martínez, fue internado un 2 de agosto en Sanatorio Muñoz de Tuxtla Gutiérrez, pero su cuerpo no resistió y perdió la batalla contra el coronavirus el 8 de septiembre del 2020. DEP.


Local

Xochimehuacan, foco rojo para la elección en juntas auxiliares

La SSC atiende las peticiones por parte de la ciudadanía y de los propios candidatos en el tema de seguridad

Local

Puebla capital tendrá Agencia Municipal contra el Acoso Sexual

A través de esta agencia, se dará apoyo a las mujeres que sean víctimas de alguna situación de acoso

Local

Pese a cuarta ola de contagios continuarán clases híbridas en Puebla

Miguel Barbosa informó que con el ahorro de 300 millones de pesos en el costo del CIS, se disminuirá la deuda generada por dicho proyecto

Local

CDH Puebla pide a CNDH no intervenir en caso de bebé muerto en Cereso

El organismo poblano aseguró que este acontecimiento es “competencia exclusiva” del estado

Futbol

Covid-19 pospone el encuentro entre Puebla y Tijuana

Se registraron siete casos positivos en las filas de los Xolos de Tijuana

Doble Vía

¿Qué plataformas de streaming gratuitas se encuentran en México?

Aunque algunas presentan comerciales o contenido limitado, son una gran opción de entretenimiento

Virales

Baby Shark hace historia al alcanzar los 10 mil millones de reproducciones en YouTube

La canción se volvió tan popular que destronó a ‘Despacito’ como el video más visto en YouTube

Policiaca

Joven denuncia a ministeriales por invasión de su vivienda y el robo de 50 mil pesos

Por un aparente error, los agentes de la FGE arribaron a su domicilio con armas largas para realizar un cateo

Estado

Aplicarán más de 55 mil vacunas a jóvenes y mayores de 50 en Tehuacán

En la mayoría de los 13 módulos se aplicaron dosis de la vacuna AztraZeneca