/ viernes 28 de junio de 2019

Argentina obligada a ganar frente a Venezuela

Un partido que, por primera vez, no se explica desde la historia -Venezuela nunca ganó a Argentina en Copa América-

Río de Janeiro.- “¿Quién iba a pensar que un día se enfrentarían Argentina y Venezuela y no existiera un claro favorito?”.

En vísperas del choque, Rafael Dudamel, técnico venezolano, encerró en una frase todo el significado de los cuartos de final de la Copa América que en el Maracaná como escenario, enfrentarán a dos grandes equipos sudamericanos.

Un partido que, por primera vez, no se explica desde la historia -Venezuela nunca ganó a Argentina en Copa América-, ni por el peso de la camiseta, ni siquiera, por la presencia del mejor jugador en las filas de la selección Albiceleste.

El análisis previo conduce al momento de cada uno y, de ese, sale ganadora la sorprendente Vinotinto, un conjunto con un proceso definido y un objetivo claro; ha puesto la mira en las eliminatorias porque quiere dejar de ser el único equipo sudamericano que no ha jugado nunca un Mundial, pero antes hace una ambiciosa parada en la Copa América. En ese trayecto, ya han conseguido sobrevivir con un jugador menos ante Perú, resistir el asedio de Brasil y lograr un importante refuerzo anímico con su sólida victoria contra Bolivia (3-1).

Argentina es todo lo contrario. Llegó a Brasil con muchas dudas y afronta otra fase llena de incertidumbres, empezando por el futuro de Lionel Scaloni, un técnico que tan sólo tiene contrato hasta que concluya el torneo sudamericano.

Ante Venezuela sumará su decimotercer once en otros tantos partidos, con el regreso de Germán Pezella a la defensa, desplazando al lateral a Juan Foyth, y la entrada de Marcos Acuña por Giovanni Lo Celso en el centro del campo. Una vez más, el duelo queda pendiente de la respuesta del capitán. Como casi siempre, todo volverá a girar entorno al “10” que por el momento no ha dejado en Brasil más que algunos detalles y sus quejas por el estado de los campos de juego.

Messi se siente obligado a ganar la Copa América y sus compañeros a facilitarle la misión. Le queda a Dudamel, ahora, decidir si apuesta por el conjunto agónico que sobrevivió en las dos primeras jornadas o, como ante Bolivia, va por el rival, en busca de la historia.

Río de Janeiro.- “¿Quién iba a pensar que un día se enfrentarían Argentina y Venezuela y no existiera un claro favorito?”.

En vísperas del choque, Rafael Dudamel, técnico venezolano, encerró en una frase todo el significado de los cuartos de final de la Copa América que en el Maracaná como escenario, enfrentarán a dos grandes equipos sudamericanos.

Un partido que, por primera vez, no se explica desde la historia -Venezuela nunca ganó a Argentina en Copa América-, ni por el peso de la camiseta, ni siquiera, por la presencia del mejor jugador en las filas de la selección Albiceleste.

El análisis previo conduce al momento de cada uno y, de ese, sale ganadora la sorprendente Vinotinto, un conjunto con un proceso definido y un objetivo claro; ha puesto la mira en las eliminatorias porque quiere dejar de ser el único equipo sudamericano que no ha jugado nunca un Mundial, pero antes hace una ambiciosa parada en la Copa América. En ese trayecto, ya han conseguido sobrevivir con un jugador menos ante Perú, resistir el asedio de Brasil y lograr un importante refuerzo anímico con su sólida victoria contra Bolivia (3-1).

Argentina es todo lo contrario. Llegó a Brasil con muchas dudas y afronta otra fase llena de incertidumbres, empezando por el futuro de Lionel Scaloni, un técnico que tan sólo tiene contrato hasta que concluya el torneo sudamericano.

Ante Venezuela sumará su decimotercer once en otros tantos partidos, con el regreso de Germán Pezella a la defensa, desplazando al lateral a Juan Foyth, y la entrada de Marcos Acuña por Giovanni Lo Celso en el centro del campo. Una vez más, el duelo queda pendiente de la respuesta del capitán. Como casi siempre, todo volverá a girar entorno al “10” que por el momento no ha dejado en Brasil más que algunos detalles y sus quejas por el estado de los campos de juego.

Messi se siente obligado a ganar la Copa América y sus compañeros a facilitarle la misión. Le queda a Dudamel, ahora, decidir si apuesta por el conjunto agónico que sobrevivió en las dos primeras jornadas o, como ante Bolivia, va por el rival, en busca de la historia.

Estado

En Atlixco matan a una mujer en la colonia Valle Sur

Refieren que un hombre estuvo en el lugar y pudo ser el homicida

Local

Llama Claudia Rivera a ser responsables y mesurados en reactivación económica

“Estoy segura de que juntos podremos levantar nuestra ciudad”, afirma la alcaldesa de Puebla

Local

Homenajean en el IMSS “San José” a trabajadores fallecidos por el Covid-19

De acuerdo al reciente reporte de la Secretaría de Salud del estado, en la entidad han fallecido al menos 60 médicos, 10 enfermeras y personal de otras áreas

Local

Estas son las nuevas disposiciones y horarios para la reapertura de negocios en Puebla

En caso de no ser acatados derivarán en la clausura de los negocios, sanción aplicada por Protección Civil Estatal

Finanzas

Inicia el descongelamiento económico en Puebla, negocios reabren 

Para que un establecimiento esté abierto es indispensable que cuente con validación de protocolos sanitarios autorizados por Protección Civil del Estado

Estado

Se vuelca pipa de Gas LP en Tepeaca; desalojan a 50 familias ante presunto riesgo

La pesada unidad también embistió a una camioneta cuyo conductor tuvo que ser trasladado a un nosocomio

Futbol

¡Las otras víctimas! Frustran oportunidad a talentos poblanos con el adiós de Lobos

La no concreción del proyecto licántropo se cargó la chance de llevar o ver a un jugador del estado en el futbol profesional, todo a partir de las visorías que se pactaron para la próxima semana

Policiaca

Pesan otras denuncias en el país sobre sujeto que intimidó a poblana

El primo de un presunto feminicida fue arrestado por violencia de género contra de una joven del municipio de Tehuacán

Finanzas

Inflación avanza 3.62% en julio, su mayor nivel en cinco meses

Esta aceleración se debe principalmente a incrementos en los precios de las gasolinas, el gas doméstico, el pollo y la cerveza