/ miércoles 29 de mayo de 2024

Priistas relacionados con Mario Marín se fueron a Morena: Eduardo Rivera [Entrevista]

El candidato a la gubernatura del estado confía en que el fenómeno del “voto oculto” en la entidad le beneficiará

“Veo un priismo activo, actuante y trabajador, ese es el verdadero priismo”, sostiene el candidato a la gubernatura de la alianza Mejor Rumbo para Puebla, Eduardo Rivera Pérez, y con ello afirma que el respaldo del Revolucionario Institucional no le afecta, ya que quienes representan el PRI de Mario Marín están con su adversario de la coalición, Sigamos Haciendo Historia, Alejandro Armenta Mier.

➡️ Únete al canal de El Sol de Puebla en WhatsApp para no perderte la información más importante

El dos veces edil de la capital poblana considera que los priistas que lo respaldan no cargan con señalamientos que sí tienen aquellos perfiles que abandonaron al partido tricolor para sumarse a las filas de Morena y respaldar a Alejandro Armenta, por eso está seguro que no le afectará competir con esa marca incluida en la coalición.


“Ese priismo de Doger, ese priismo de Jorge Estefan Chidiac, ese priismo de José Chedraui, ese priismo del marinismo es el priismo de Armenta, ahí están”, declara en una entrevista realizada por Jorge Rodríguez, Salvador Ríos y Andrea Villalobos, titulares del departamento editorial de El Sol de Puebla.

Rivera agrega que el priismo joven y que ha dado resultados se encuentra activo e incluso buscando la reelección, como en el caso de varios ediles en el interior del estado, por lo que aquellos que cambiaron de partido “en su consciencia” sabrán si tomaron la mejor decisión.

Al reflexionar sobre perfiles como Leobarto Soto Enríquez, Christian Lucero Guzmán Jiménez y Sandra Montalvo Domínguez, que renunciaron abiertamente al PRI para sumarse a Morena a pesar de que formaban parte del equipo de trabajo con el que gobernó por segunda vez la ciudad, el panista considera que en la política la traición siempre puede estar “a la vuelta del esquina”.

Se dice respetuoso de las decisiones que tomaron cada uno de los citados ex priistas y considera que dicho acto hablará por ellos mismos. A la par, defiende que él jugó limpio, de manera honesta y abrió los espacios para darles oportunidad de participación.

“Lo más fácil y lo más cómodo es irse al otro lado, porque ahí está el poder, los intereses, sus intereses, sus bisnes, el dinero, el reto es estar aquí, el reto en la historia es estar aquí, es decir, dar esta pelea porque en nuestro estado y nuestro país hay cosas que no están bien”, recalca al tiempo de reconocer a quienes sí han permanecido en el PRI y respaldándolo, como la ex senadora, Blanca Alcalá Ruíz.


Eduardo Rivera recuerda que en la elección del 2021, cuando compitió por tercera vez por la presidencia municipal de Puebla, había voces que afirmaban que le afectaría estar respaldado por el PRI, sin embargo, contrario a ello le aportó un cinco por ciento porcentual en la votación y obtuvo el triunfo, por lo que insiste en que el panorama será igual ahora que busca la gubernatura.

Voto oculto y diferenciado le beneficiará como oposición

A cuatro días para la elección, el aspirante a gobernar el estado afirma que hay un gran fenómeno de “voto oculto” en la entidad que le beneficiará, dado que las propias casas encuestadoras han referido que existen ciertos factores por los que no es posible conocer la preferencia del electorado.

Entre ellos, enlistó la dificultad para acceder a determinados conjuntos habitacionales a aplicar los cuestionarios, el hartazgo de las personas para atender encuestas vía telefónica o el temor de tener alguna represalia por expresar abiertamente la intención del voto.

“Hay, en mi opinión, un gran voto oculto y generalmente el voto oculto beneficia a quienes van en la oposición, porque a la mejor un maestro, un sindicalizado, un burócrata um policía se cuida y mejor no se expresa”, refiere.

Rivera considera que el sufragio diferenciado probablemente se dará en el interior del estado y también será para su beneficio, dado que contará con el apoyo de grupos que, por diversas cuestiones, no están de acuerdo en respaldar a Alejandro Armenta pero si votarán por candidatos de esa alianza para otorgar cargos.

“Yo he platicado con candidatos de otros partidos, es más, hasta con candidatos de Morena en los municipios que dicen: nosotros no vamos a ir en la gubernatura con Armenta, o candidatos del Verde o de MC o Fuerza por México que dicen, nosotros vamos aquí en la presidencia municipal por lo que quieras, muchas razones, pero en la gubernatura vamos por Lalo Rivera”, comenta.

En este sentido, subraya que ha pedido a quienes ya decidieron darle su voto que convenzan al que se abstiene, al morenista desilusionado o al joven que va a votar por primera ocasión y considera que, para quienes todavía están indecisos, el debate puede ser el factor que aclare dudas.

Además, en el caso concreto de la capital poblana, pide a los electores que recuerden cómo gobernó Morena la ciudad y comparen el trabajo que él realizó, ya que basa su propuesta de gobierno para el estado en las acciones realizadas en la presidencia municipal.

Hay operación política con programas sociales y desde el Estado

Eduardo Rivera señala que, tal como lo han advertido diversos analistas, el tema de la permanencia de los programas sociales establecidos por el gobierno federal está interviniendo demasiado en la elección, dado que existen operadores políticos de la coalición Sigamos Haciendo Historia que los incluyen en su narrativa para pedir el voto.


“Hay operadores que directamente van tocan la puerta y dicen: aguas, que si gana Xóchitl o si gana Lalo Rivera o el candidato a presidente municipal te van a quitar los programas sociales. Es cierta esa operación, es cierta también la operación en donde desde el gobierno del estado hay presión a policías, burócratas, doctores, maestros, los obligan a asistir a los mítines, los obligaron a asistir a los mítines con Claudia Sheinbaum y entonces hay esa operación siempre de presión”, acusó.

Agrega que ha conocido testimonios de trabajadores del gobierno estatal que debieron cubrir determinada cuota de credenciales de elector registradas en la plataforma de la coalición Sigamos Haciendo Historia, denominada “votometría” para evitar alguna represalia, no obstante le han expresado que en la elección no votarán por Armenta Mier.

El candidato a la gubernatura subraya que como parte de las acciones para combatir la narrativa de Morena ha dado a conocer que además de mantener los programas sociales destinará un 10 por ciento más del presupuesto para ellos.

La campaña sin ataques frontales fue estrategia

Aunque reconoce que el debate ha sido su mejor momento dentro de la campaña, el aspirante comparte que dejó de lado los ataques directos y con argumentos a su adversario en la mayoría del periodo para hacer proselitismo porque su estrategia se basó en privilegiar las propuestas.


“A la gente no le gusta estar viendo el pleito ranchero, es un riesgo que se puede correr y en lugar de generar empatía o adhesión generar un rechazo”, indica al tiempo de señalar que buscó realizar proselitismo resaltando sus propuestas y comparándolas con las de su adversario a través de los spots y materiales difundidos en redes sociales.

Asimismo, sostiene que al igual que Armenta tuvo muestras de apoyo y respaldo de personajes destacados en el deporte, aunque opina que esto no siempre ayuda a incrementar el nivel de preferencia entre el electorado.

Califica como satisfactorio el desempeño que tuvo el Partido Acción Nacional en la campaña y advierte que, en general, los partidos políticos que lo respaldan, hicieron un buen trabajo, ya que el PRD, PSI y Fuerza por México tuvieron la capacidad de congeniar sus diversas ideas y estilos en el proyecto que encabeza.

Por último y ante la pregunta de qué haría en caso de perder la elección, remarca que el escenario que tiene previsto es ganar dado que las encuestas lo ponen en empate e incluso arriba de Alejandro Armenta, además de que muchos lo perciben como ganador del debate.


“Veo un priismo activo, actuante y trabajador, ese es el verdadero priismo”, sostiene el candidato a la gubernatura de la alianza Mejor Rumbo para Puebla, Eduardo Rivera Pérez, y con ello afirma que el respaldo del Revolucionario Institucional no le afecta, ya que quienes representan el PRI de Mario Marín están con su adversario de la coalición, Sigamos Haciendo Historia, Alejandro Armenta Mier.

➡️ Únete al canal de El Sol de Puebla en WhatsApp para no perderte la información más importante

El dos veces edil de la capital poblana considera que los priistas que lo respaldan no cargan con señalamientos que sí tienen aquellos perfiles que abandonaron al partido tricolor para sumarse a las filas de Morena y respaldar a Alejandro Armenta, por eso está seguro que no le afectará competir con esa marca incluida en la coalición.


“Ese priismo de Doger, ese priismo de Jorge Estefan Chidiac, ese priismo de José Chedraui, ese priismo del marinismo es el priismo de Armenta, ahí están”, declara en una entrevista realizada por Jorge Rodríguez, Salvador Ríos y Andrea Villalobos, titulares del departamento editorial de El Sol de Puebla.

Rivera agrega que el priismo joven y que ha dado resultados se encuentra activo e incluso buscando la reelección, como en el caso de varios ediles en el interior del estado, por lo que aquellos que cambiaron de partido “en su consciencia” sabrán si tomaron la mejor decisión.

Al reflexionar sobre perfiles como Leobarto Soto Enríquez, Christian Lucero Guzmán Jiménez y Sandra Montalvo Domínguez, que renunciaron abiertamente al PRI para sumarse a Morena a pesar de que formaban parte del equipo de trabajo con el que gobernó por segunda vez la ciudad, el panista considera que en la política la traición siempre puede estar “a la vuelta del esquina”.

Se dice respetuoso de las decisiones que tomaron cada uno de los citados ex priistas y considera que dicho acto hablará por ellos mismos. A la par, defiende que él jugó limpio, de manera honesta y abrió los espacios para darles oportunidad de participación.

“Lo más fácil y lo más cómodo es irse al otro lado, porque ahí está el poder, los intereses, sus intereses, sus bisnes, el dinero, el reto es estar aquí, el reto en la historia es estar aquí, es decir, dar esta pelea porque en nuestro estado y nuestro país hay cosas que no están bien”, recalca al tiempo de reconocer a quienes sí han permanecido en el PRI y respaldándolo, como la ex senadora, Blanca Alcalá Ruíz.


Eduardo Rivera recuerda que en la elección del 2021, cuando compitió por tercera vez por la presidencia municipal de Puebla, había voces que afirmaban que le afectaría estar respaldado por el PRI, sin embargo, contrario a ello le aportó un cinco por ciento porcentual en la votación y obtuvo el triunfo, por lo que insiste en que el panorama será igual ahora que busca la gubernatura.

Voto oculto y diferenciado le beneficiará como oposición

A cuatro días para la elección, el aspirante a gobernar el estado afirma que hay un gran fenómeno de “voto oculto” en la entidad que le beneficiará, dado que las propias casas encuestadoras han referido que existen ciertos factores por los que no es posible conocer la preferencia del electorado.

Entre ellos, enlistó la dificultad para acceder a determinados conjuntos habitacionales a aplicar los cuestionarios, el hartazgo de las personas para atender encuestas vía telefónica o el temor de tener alguna represalia por expresar abiertamente la intención del voto.

“Hay, en mi opinión, un gran voto oculto y generalmente el voto oculto beneficia a quienes van en la oposición, porque a la mejor un maestro, un sindicalizado, un burócrata um policía se cuida y mejor no se expresa”, refiere.

Rivera considera que el sufragio diferenciado probablemente se dará en el interior del estado y también será para su beneficio, dado que contará con el apoyo de grupos que, por diversas cuestiones, no están de acuerdo en respaldar a Alejandro Armenta pero si votarán por candidatos de esa alianza para otorgar cargos.

“Yo he platicado con candidatos de otros partidos, es más, hasta con candidatos de Morena en los municipios que dicen: nosotros no vamos a ir en la gubernatura con Armenta, o candidatos del Verde o de MC o Fuerza por México que dicen, nosotros vamos aquí en la presidencia municipal por lo que quieras, muchas razones, pero en la gubernatura vamos por Lalo Rivera”, comenta.

En este sentido, subraya que ha pedido a quienes ya decidieron darle su voto que convenzan al que se abstiene, al morenista desilusionado o al joven que va a votar por primera ocasión y considera que, para quienes todavía están indecisos, el debate puede ser el factor que aclare dudas.

Además, en el caso concreto de la capital poblana, pide a los electores que recuerden cómo gobernó Morena la ciudad y comparen el trabajo que él realizó, ya que basa su propuesta de gobierno para el estado en las acciones realizadas en la presidencia municipal.

Hay operación política con programas sociales y desde el Estado

Eduardo Rivera señala que, tal como lo han advertido diversos analistas, el tema de la permanencia de los programas sociales establecidos por el gobierno federal está interviniendo demasiado en la elección, dado que existen operadores políticos de la coalición Sigamos Haciendo Historia que los incluyen en su narrativa para pedir el voto.


“Hay operadores que directamente van tocan la puerta y dicen: aguas, que si gana Xóchitl o si gana Lalo Rivera o el candidato a presidente municipal te van a quitar los programas sociales. Es cierta esa operación, es cierta también la operación en donde desde el gobierno del estado hay presión a policías, burócratas, doctores, maestros, los obligan a asistir a los mítines, los obligaron a asistir a los mítines con Claudia Sheinbaum y entonces hay esa operación siempre de presión”, acusó.

Agrega que ha conocido testimonios de trabajadores del gobierno estatal que debieron cubrir determinada cuota de credenciales de elector registradas en la plataforma de la coalición Sigamos Haciendo Historia, denominada “votometría” para evitar alguna represalia, no obstante le han expresado que en la elección no votarán por Armenta Mier.

El candidato a la gubernatura subraya que como parte de las acciones para combatir la narrativa de Morena ha dado a conocer que además de mantener los programas sociales destinará un 10 por ciento más del presupuesto para ellos.

La campaña sin ataques frontales fue estrategia

Aunque reconoce que el debate ha sido su mejor momento dentro de la campaña, el aspirante comparte que dejó de lado los ataques directos y con argumentos a su adversario en la mayoría del periodo para hacer proselitismo porque su estrategia se basó en privilegiar las propuestas.


“A la gente no le gusta estar viendo el pleito ranchero, es un riesgo que se puede correr y en lugar de generar empatía o adhesión generar un rechazo”, indica al tiempo de señalar que buscó realizar proselitismo resaltando sus propuestas y comparándolas con las de su adversario a través de los spots y materiales difundidos en redes sociales.

Asimismo, sostiene que al igual que Armenta tuvo muestras de apoyo y respaldo de personajes destacados en el deporte, aunque opina que esto no siempre ayuda a incrementar el nivel de preferencia entre el electorado.

Califica como satisfactorio el desempeño que tuvo el Partido Acción Nacional en la campaña y advierte que, en general, los partidos políticos que lo respaldan, hicieron un buen trabajo, ya que el PRD, PSI y Fuerza por México tuvieron la capacidad de congeniar sus diversas ideas y estilos en el proyecto que encabeza.

Por último y ante la pregunta de qué haría en caso de perder la elección, remarca que el escenario que tiene previsto es ganar dado que las encuestas lo ponen en empate e incluso arriba de Alejandro Armenta, además de que muchos lo perciben como ganador del debate.


Local

En Chignahuapan habrá elección extraordinaria: IEE

Tras el conteo supletorio se concluyó que de los 85 paquetes electorales en 38 se encontraron irregularidades graves en el procedimiento de entrega al órgano transitorio

Estado

Señala Itaipue opacidad de Carlos Peredo en Teziutlán

El gobierno municipal no ha querido dar a conocer a ciudadanos información sobre el uso de recursos públicos

Estado

En Tetela de Ocampo acusan despidos injustificados en el Ayuntamiento

El edil habría despedido a cerca de 15 trabajadores de manera prepotente y grosera, bajo el pretexto de no haber recibido su apoyo durante la campaña

Estado

Tehuacán supera récord de ingresos por recaudación

El departamento de catastro ha logrado un ingreso de 43 millones 212 mil 844 pesos, en lo que va del año