/ viernes 31 de agosto de 2018

Se vive tensa calma en Acatlán tras doble linchamiento

En el lugar aún se percibe un olor a “chamuscado”

En tensa calma amaneció la cabecera de Acatlán de Osorio al otro día del linchamiento de Alberto N., de 56 años de edad y Ricardo N., de 21, a manos de los pobladores, quienes los rociaron con gasolina y les prendieron fuego para privarlos de sus vidas bajo el supuesto de que eran “robachicos”.

Las personas que estaban en el zócalo, en el mercado o en la explanada “Miguel Hidalgo” comentaban entrono a lo que sucedió, cada quien con una versión distinta de los hechos.

Además la presencia de las policías municipal y estatal era notoria, ya que los recorridos en la zona eran constantes.

En el lugar donde fueron quemados los cuerpos, en la entrada de la comandancia de Acatlán de Osorio, aún se percibía el olor a “chamuscado” y el tizne tras la remoción de los hoy occisos, al igual que el sitio donde prendieron fuego a la camioneta de los inculpados por los pobladores de San Vicente Boquerón, la cual quedó incinerada.

Cabe señalar que esta área quedó acordonada, por lo que los vehículos tenían que circular por la avenida.

A la par de este escenario, otros ciudadanos continuaban con sus actividades diarias, ya sea yendo al trabajo, de compras al mercado municipal o tomando el transporte público para trasladarse de un lugar a otro.

LA VIGILANCIA

Alrededor de 60 elementos de la Policía Estatal resguardan Acatlán, los cuales arribaron al municipio desde 29 de agosto por la tarde para cuidar la zona.

Los policías implementaron operativos en la periferia de la ciudad, uno a la altura del Hospital General y otro más frente a un balneario, por lo que vehículos sospechosos, incluidas motocicletitas, eran revisados.

Estas acciones se llevaron a cabo desde la mañana de ayer, mientras que otros uniformados se colocaron frente a la presidencia municipal, para cuidar el lugar en donde se habían registrado las muertes de Alberto N. y Ricardo N.

Hasta ahora se conoce que la Policía Municipal se agrupó junto con la Policía Estatal para cuidar el municipio de cualquier otra situación que pueda ocurrir, ante el temor de que surjan represalias de los familiares en contra de los incitadores.

Además se conoce que los operativos se realizarán por tiempo indefinido, mientras se esclarece el doble homicidio.

Cabe destacar que el director de Seguridad Pública Municipal, José Manuel Vidals, ha brillado por su ausencia.

En tensa calma amaneció la cabecera de Acatlán de Osorio al otro día del linchamiento de Alberto N., de 56 años de edad y Ricardo N., de 21, a manos de los pobladores, quienes los rociaron con gasolina y les prendieron fuego para privarlos de sus vidas bajo el supuesto de que eran “robachicos”.

Las personas que estaban en el zócalo, en el mercado o en la explanada “Miguel Hidalgo” comentaban entrono a lo que sucedió, cada quien con una versión distinta de los hechos.

Además la presencia de las policías municipal y estatal era notoria, ya que los recorridos en la zona eran constantes.

En el lugar donde fueron quemados los cuerpos, en la entrada de la comandancia de Acatlán de Osorio, aún se percibía el olor a “chamuscado” y el tizne tras la remoción de los hoy occisos, al igual que el sitio donde prendieron fuego a la camioneta de los inculpados por los pobladores de San Vicente Boquerón, la cual quedó incinerada.

Cabe señalar que esta área quedó acordonada, por lo que los vehículos tenían que circular por la avenida.

A la par de este escenario, otros ciudadanos continuaban con sus actividades diarias, ya sea yendo al trabajo, de compras al mercado municipal o tomando el transporte público para trasladarse de un lugar a otro.

LA VIGILANCIA

Alrededor de 60 elementos de la Policía Estatal resguardan Acatlán, los cuales arribaron al municipio desde 29 de agosto por la tarde para cuidar la zona.

Los policías implementaron operativos en la periferia de la ciudad, uno a la altura del Hospital General y otro más frente a un balneario, por lo que vehículos sospechosos, incluidas motocicletitas, eran revisados.

Estas acciones se llevaron a cabo desde la mañana de ayer, mientras que otros uniformados se colocaron frente a la presidencia municipal, para cuidar el lugar en donde se habían registrado las muertes de Alberto N. y Ricardo N.

Hasta ahora se conoce que la Policía Municipal se agrupó junto con la Policía Estatal para cuidar el municipio de cualquier otra situación que pueda ocurrir, ante el temor de que surjan represalias de los familiares en contra de los incitadores.

Además se conoce que los operativos se realizarán por tiempo indefinido, mientras se esclarece el doble homicidio.

Cabe destacar que el director de Seguridad Pública Municipal, José Manuel Vidals, ha brillado por su ausencia.

Policiaca

Facundo Rosas: ¿quién es y sus escándalos en Puebla?

Un accidente automovilístico detonó el arresto del hombre vinculado con el caso "rápido y furioso"

Estado

Ejidatarios bloquean el relleno sanitario de Tepeaca por falta de acuerdos

El presidente municipal, José Huerta Espinosa, no ha logrado concretar acuerdos sobre el pago correspondiente

Estado

Mujer denuncia a su expareja por amenazas de muerte y pide intervención de autoridades

La denuncia en redes busca exponer las presuntas agresiones y acoso que recibe desde hace meses de su expareja

Local

Respaldará Gobierno acciones de la nueva directora del penal del San Miguel

El gobernador de Puebla dijo que contará con la confianza del gobierno para que apliquen las normas de orden, disciplina en este centro.

Policiaca

Facundo Rosas: ¿quién es y sus escándalos en Puebla?

Un accidente automovilístico detonó el arresto del hombre vinculado con el caso "rápido y furioso"

Estado

Enlista SCJN discusión de amparo Tecoltemi contra proyecto minero

El tema fue agendado para el próximo miércoles en la Primera Sala, luego de que fuera pospuesta el 19 de enero

Local

Extorsionan a mujeres cuyas fotos difunden en Telegram; piden atención de autoridades

Con otro grupo, llamado “Ireul:CyberAttack”, hombres buscan afectar a féminas poblanas; al menos cinco han sido afectadas