/ martes 6 de febrero de 2024

La realidad del 6% de la población que no tiene acceso a drenaje en Puebla

Se requiere de mayor inversión para atender el rezago en este servicio, acentuado al sur de Puebla, aceptaron las autoridades

Desde hace 20 años Joaquina gasta 2 mil pesos cada bimestre para drenar la fosa séptica que tiene para su sanitario y, al igual que sus vecinos de la colonia Ampliación Valle del Paraíso, batalla cada temporada de lluvias con las inundaciones que provoca el desbordamiento de estos depósitos, ya que no cuentan con drenaje. Ella forma parte del seis por ciento de la población que no tiene acceso a este servicio público en la capital.

La realidad que enfrentan quienes habitan unas 2 mil viviendas sin drenaje en dicha colonia, catalogada como ejidal, contrasta con la de sus vecinos, ya que desde ese punto de la ciudad es posible apreciar el desarrollo habitacional Lomas de Angelópolis, al otro lado del Río Atoyac.

“Pagamos 2 mil pesos para que Agua de Puebla venga y vacíe bien la fosa, es mínimo cada dos meses que tenemos que hacerlo porque si no se llena y se empieza a salir el agua sucia, a veces vienen a limpiar las fosas, como apoyo, pero cuando no se les paga no la vacían, solo retiran parte del agua, entonces de por si hay que gastar”, comenta la también madre de familia.

Mientras muestra la fosa que construyó su esposo, de oficio albañil, hace 20 años, Joaquina comenta que el agua de la regadera y de la limpieza de su casa no va a parar ahí, porque si no se llenaría más rápido, de tal forma que esa desemboca a la calle y corre por la orilla de la terracería, al igual que las aguas residuales del resto de las viviendas.

Incluso, señala que, a diferencia de la suya, hay viviendas en donde las fosas no tienen tapa, de tal forma que permanecen abiertas y en la temporada de lluvias el exceso de líquido termina por desbordarlas y generar que determinadas calles se inunden de aguas negras.

“Tengo un vecino que ya mejor se fue porque cada que llueve es lo mismo, se inunda muy feo de aguas negras y a él una vez hasta se le contaminó su cisterna y el agua de su tinaco, entonces mejor dejó su casa y la renta, pero quienes llegan no tardan por lo mismo de que hace mucha falta el drenaje” cuenta.

Añade que ha habido ocasiones en que su familia se ha visto obligada a vaciar la fosa séptica con ayuda de cubetas e ir a depositar el agua sucia a lotes baldíos o barrancas, porque el servicio de la concesionaria para acudir a limpiar no siempre está disponible.

La mujer agrega que quienes viven ahí batallan durante todo el año de diferente forma, ya que en la temporada de calor hay demasiados moscos y el olor fétido invade el ambiente; no obstante, no han podido acceder a obras para contar con este servicio porque los predios en los que habitan son ejido.

“A veces quisiéramos ya mejor organizarnos como vecinos para meter nuestro drenaje, ya nos hubiera salido más barato que estar pagando a cada rato para vaciar las fosas, pero no lo hacemos porque sería delito aventar el agua sucia a la barranca”, concluye.

Entre 25 y 30 por ciento de la población no tiene drenaje o lo tiene deficiente

En la capital poblana hay un seis por ciento de la población que no tiene acceso a drenaje, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), además de otra proporción de personas que ya no reciben un servicio de calidad por el deterioro de las instalaciones, indicó el secretario de Movilidad e Infraestructura del ayuntamiento, Edgar Vélez Tirado.

“Hay también algunos drenajes que hay que sustituir ya también por el tiempo que tienen de vida, entonces estamos hablando que entre sustituciones y nueva red estamos hablando de entre un 25 y 30 por ciento (de la gente que falta de drenaje)”, expresa.

Vélez expone que de los 2 mil 500 millones de pesos invertidos en obra pública en lo que va de la actual administración municipal, aproximadamente 500 han sido destinados a la construcción de instalaciones hidrosanitarias, no obstante, acepta que se requiere de mayor inversión para atender el rezago en este servicio, acentuado al sur de Puebla.

“Estamos hablando que faltan cerca de dos mil calles de pavimentar y habría que revisar la situación de cómo está el drenaje. Si falta todavía una inversión muy fuerte”, concluye.


Desde hace 20 años Joaquina gasta 2 mil pesos cada bimestre para drenar la fosa séptica que tiene para su sanitario y, al igual que sus vecinos de la colonia Ampliación Valle del Paraíso, batalla cada temporada de lluvias con las inundaciones que provoca el desbordamiento de estos depósitos, ya que no cuentan con drenaje. Ella forma parte del seis por ciento de la población que no tiene acceso a este servicio público en la capital.

La realidad que enfrentan quienes habitan unas 2 mil viviendas sin drenaje en dicha colonia, catalogada como ejidal, contrasta con la de sus vecinos, ya que desde ese punto de la ciudad es posible apreciar el desarrollo habitacional Lomas de Angelópolis, al otro lado del Río Atoyac.

“Pagamos 2 mil pesos para que Agua de Puebla venga y vacíe bien la fosa, es mínimo cada dos meses que tenemos que hacerlo porque si no se llena y se empieza a salir el agua sucia, a veces vienen a limpiar las fosas, como apoyo, pero cuando no se les paga no la vacían, solo retiran parte del agua, entonces de por si hay que gastar”, comenta la también madre de familia.

Mientras muestra la fosa que construyó su esposo, de oficio albañil, hace 20 años, Joaquina comenta que el agua de la regadera y de la limpieza de su casa no va a parar ahí, porque si no se llenaría más rápido, de tal forma que esa desemboca a la calle y corre por la orilla de la terracería, al igual que las aguas residuales del resto de las viviendas.

Incluso, señala que, a diferencia de la suya, hay viviendas en donde las fosas no tienen tapa, de tal forma que permanecen abiertas y en la temporada de lluvias el exceso de líquido termina por desbordarlas y generar que determinadas calles se inunden de aguas negras.

“Tengo un vecino que ya mejor se fue porque cada que llueve es lo mismo, se inunda muy feo de aguas negras y a él una vez hasta se le contaminó su cisterna y el agua de su tinaco, entonces mejor dejó su casa y la renta, pero quienes llegan no tardan por lo mismo de que hace mucha falta el drenaje” cuenta.

Añade que ha habido ocasiones en que su familia se ha visto obligada a vaciar la fosa séptica con ayuda de cubetas e ir a depositar el agua sucia a lotes baldíos o barrancas, porque el servicio de la concesionaria para acudir a limpiar no siempre está disponible.

La mujer agrega que quienes viven ahí batallan durante todo el año de diferente forma, ya que en la temporada de calor hay demasiados moscos y el olor fétido invade el ambiente; no obstante, no han podido acceder a obras para contar con este servicio porque los predios en los que habitan son ejido.

“A veces quisiéramos ya mejor organizarnos como vecinos para meter nuestro drenaje, ya nos hubiera salido más barato que estar pagando a cada rato para vaciar las fosas, pero no lo hacemos porque sería delito aventar el agua sucia a la barranca”, concluye.

Entre 25 y 30 por ciento de la población no tiene drenaje o lo tiene deficiente

En la capital poblana hay un seis por ciento de la población que no tiene acceso a drenaje, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), además de otra proporción de personas que ya no reciben un servicio de calidad por el deterioro de las instalaciones, indicó el secretario de Movilidad e Infraestructura del ayuntamiento, Edgar Vélez Tirado.

“Hay también algunos drenajes que hay que sustituir ya también por el tiempo que tienen de vida, entonces estamos hablando que entre sustituciones y nueva red estamos hablando de entre un 25 y 30 por ciento (de la gente que falta de drenaje)”, expresa.

Vélez expone que de los 2 mil 500 millones de pesos invertidos en obra pública en lo que va de la actual administración municipal, aproximadamente 500 han sido destinados a la construcción de instalaciones hidrosanitarias, no obstante, acepta que se requiere de mayor inversión para atender el rezago en este servicio, acentuado al sur de Puebla.

“Estamos hablando que faltan cerca de dos mil calles de pavimentar y habría que revisar la situación de cómo está el drenaje. Si falta todavía una inversión muy fuerte”, concluye.


Local

Invitan a donar peluches y pijamas para área de quemados del HNP

La talla no es tan relevante, con esto se le regala una sonrisa a quienes estaban internados, pues muchas veces son de escasos recursos.

Estado

Suman seis suicidios en Tehuacán en lo que va del año

El tema es una alerta social por lo seguido que se han registrado estos casos

Estado

Más de 100 municipios de Puebla en sequía severa y extrema 

Al corte del 15 de mayo, el monitor de sequía ubicó al estado como el segundo más afectado por la falta de agua, únicamente después de Oaxaca

Estado

En Tochtepec, matan a presunto asaltante que llevaba arma de juguete

El hombre había cometido diversos asaltos con la misma mecánica, pero esta vez no salió bien librado

Local

Lluvia en Puebla deja autos atrapados, calles convertidas en ríos y otros daños

Las avenidas principales de la ciudad se convirtieron por varios minutos en ríos ante la cantidad de agua que cayó la tarde de este domingo

Policiaca

Graves, niños atropellados por un elemento de la GN en Puebla

La madre de los menores se reporta con lesiones leves, mientras que el padre fue el que falleció en el lugar de los hechos