/ jueves 2 de marzo de 2023

Hombre se extravía en la Selva Amazónica, así logró sobrevivir durante un mes

Jhonattan Acosta es el nombre de este boliviano que, durante 31 días, permaneció perdido en el bosque tropical del Amazonas

La historia de un hombre perdido en medio de la jungla está comenzando a darle la vuelta al mundo, luego de que se diera a conocer que se extravió en la Selva Amazónica de Bolivia durante un mes, hasta que por fortuna fue encontrado, y así fue cómo logró sobrevivir.

Jhonattan Acosta es el nombre de este boliviano que, durante 31 días, permaneció perdido en el bosque tropical del Amazonas y consiguió vivir para contarlo, luego de que fuera rescatado por un grupo de búsqueda.

Todo comenzó cuando el hombre de 30 años de edad acudió con sus amigos a cazar en el norte de Bolivia, lugar donde por desgracia, se separó de sus acompañantes y terminó perdido en medio de la jungla.

Boliviano sobrevivió comiendo insectos y bebiendo su propia orina

De acuerdo al relato que este martes brindó a diferentes medios de comunicación, Jonattan Acosta declaró que, luego de haberse separado de sus amigos y descubrirse perdido en la Selva Amazónica, las siguientes semanas logró sobrevivir comiendo insectos y gusanos.

Asimismo, para remediar la irresistible sed provocada por el calor, el hombre explicó que tuvo que beber el agua de lluvia que recogía en sus botas de goma, incluso hasta tuvo que consumir su propia orina, casi como de película.

En este sentido afirmó que, durante los más de 30 días perdidos en la selva, pudo salir adelante gracias a que conocía “técnicas de supervivencia”, ya que no solo la comida fue el único problema al que se tuvo que enfrentar, sino también a saber esconderse para no haber sido devorado por animales peligrosos como jaguares y pecaríes, un tipo de mamífero parecido al cerdo.

Me sirvió mucho saber de supervivencia: tuve que consumir insectos, beber mi orina, he comido gusanos y fui atacado por fieras”, afirmó Jhonatan Acosta en entrevista para el canal privado de televisión Unitel.

De igual manera, dijo que también se alimentó de unas frutas silvestres muy similares a las papayas, mismas que en la localidad se conocer como gargateas: “Agradezco mucho a Dios, porque me ha dado una nueva vida”, puntualizó.

Así fue el rescate

Según lo dado a conocer por medios locales, fue a finales del mes de enero cuando se dio a conocer la versión de que Acosta se encontraba perdido desde el día 25 de aquel mes en la Selva Amazónica.

Desde aquel entonces su familia acudía casi a diario a los medios para pedir su búsqueda a cargo de bomberos y rescatistas locales, así como solicitar que ésta no se detuviera. De esta manera, fue como el milagro llegó el pasado sábado 25 de febrero, fecha en la que Jhonattan Acosta logró ser rescatado después de 31 días.

Al ser encontrado, el hombre había perdido 17 kilos, se encontraba deshidratado y tenía un tobillo dislocado, sin embargo, según versiones de las personas que lograron rescatarlo, aún podía caminar cojeando.

Por su parte, el hombre detalló que, al ver al grupo de búsqueda, a unos 300 metros de distancia de él, cojeó hacia ellos en medio de arbustos espinosos y gritó lo más fuerte que pudo para poder llamar su atención.

También relató que, durante su estancia perdido, caminó desorientado cerca de 40 kilómetros para ver si podía contactarse nuevamente con la civilización, sin embargo, todo resultaba en vano, ya que volvía a pasar por los mismos lugares donde había estado antes.

Finalmente, el hermano del hombre contó al diario boliviano Página Siete que, luego de esta terrible experiencia, ahora Jhonattan Acosta ha decidido dejar de cazar y se dedicara a acercarse más al creador: “Va a tocar música para alabar a Dios. Se lo prometió a Dios y creo que cumplirá su promesa”, explicó, luego de detallar que el rescatado también toca la guitarra.


La historia de un hombre perdido en medio de la jungla está comenzando a darle la vuelta al mundo, luego de que se diera a conocer que se extravió en la Selva Amazónica de Bolivia durante un mes, hasta que por fortuna fue encontrado, y así fue cómo logró sobrevivir.

Jhonattan Acosta es el nombre de este boliviano que, durante 31 días, permaneció perdido en el bosque tropical del Amazonas y consiguió vivir para contarlo, luego de que fuera rescatado por un grupo de búsqueda.

Todo comenzó cuando el hombre de 30 años de edad acudió con sus amigos a cazar en el norte de Bolivia, lugar donde por desgracia, se separó de sus acompañantes y terminó perdido en medio de la jungla.

Boliviano sobrevivió comiendo insectos y bebiendo su propia orina

De acuerdo al relato que este martes brindó a diferentes medios de comunicación, Jonattan Acosta declaró que, luego de haberse separado de sus amigos y descubrirse perdido en la Selva Amazónica, las siguientes semanas logró sobrevivir comiendo insectos y gusanos.

Asimismo, para remediar la irresistible sed provocada por el calor, el hombre explicó que tuvo que beber el agua de lluvia que recogía en sus botas de goma, incluso hasta tuvo que consumir su propia orina, casi como de película.

En este sentido afirmó que, durante los más de 30 días perdidos en la selva, pudo salir adelante gracias a que conocía “técnicas de supervivencia”, ya que no solo la comida fue el único problema al que se tuvo que enfrentar, sino también a saber esconderse para no haber sido devorado por animales peligrosos como jaguares y pecaríes, un tipo de mamífero parecido al cerdo.

Me sirvió mucho saber de supervivencia: tuve que consumir insectos, beber mi orina, he comido gusanos y fui atacado por fieras”, afirmó Jhonatan Acosta en entrevista para el canal privado de televisión Unitel.

De igual manera, dijo que también se alimentó de unas frutas silvestres muy similares a las papayas, mismas que en la localidad se conocer como gargateas: “Agradezco mucho a Dios, porque me ha dado una nueva vida”, puntualizó.

Así fue el rescate

Según lo dado a conocer por medios locales, fue a finales del mes de enero cuando se dio a conocer la versión de que Acosta se encontraba perdido desde el día 25 de aquel mes en la Selva Amazónica.

Desde aquel entonces su familia acudía casi a diario a los medios para pedir su búsqueda a cargo de bomberos y rescatistas locales, así como solicitar que ésta no se detuviera. De esta manera, fue como el milagro llegó el pasado sábado 25 de febrero, fecha en la que Jhonattan Acosta logró ser rescatado después de 31 días.

Al ser encontrado, el hombre había perdido 17 kilos, se encontraba deshidratado y tenía un tobillo dislocado, sin embargo, según versiones de las personas que lograron rescatarlo, aún podía caminar cojeando.

Por su parte, el hombre detalló que, al ver al grupo de búsqueda, a unos 300 metros de distancia de él, cojeó hacia ellos en medio de arbustos espinosos y gritó lo más fuerte que pudo para poder llamar su atención.

También relató que, durante su estancia perdido, caminó desorientado cerca de 40 kilómetros para ver si podía contactarse nuevamente con la civilización, sin embargo, todo resultaba en vano, ya que volvía a pasar por los mismos lugares donde había estado antes.

Finalmente, el hermano del hombre contó al diario boliviano Página Siete que, luego de esta terrible experiencia, ahora Jhonattan Acosta ha decidido dejar de cazar y se dedicara a acercarse más al creador: “Va a tocar música para alabar a Dios. Se lo prometió a Dios y creo que cumplirá su promesa”, explicó, luego de detallar que el rescatado también toca la guitarra.


Policiaca

Aumenta a cinco el número de muertos por explosión en San Antonio Mihuacan

La quinta víctima es Jessica Luna Bravo de 16 años de edad, quien se encontraba internada en el Hospital del Niño Poblano

Local

Más de dos mil jóvenes se registraron al proceso de admisión del IPN en Puebla

La SEP informó que la llegada del IPN al estado tuvo un amplio recibimiento por parte de los poblanos

Local

Gobierno alista rehabilitación de inmuebles en recta final del sexenio

A partir del 1 de julio cuando arranquen los trabajos de remodelación y cimentación para diversos proyectos en el municipio de Puebla

Local

Aguas negras de Tlaxcala inundan barranca en Puebla y atenta contra la salud pública y cultivos

Advierten que la infiltración de los desechos afecta los cultivos sembrados en el lado poblano, debido a su cercanía con los pozos de extracción que hay en la zona, tanto de uso agrícola como particulares.

Deportes

Pericos Puebla asegura la serie sobre los Bravos de León

El abridor de los verdes tiró seis sólidas entradas; O'Brien fabricó tres carreras