/ miércoles 5 de junio de 2024

En Punto

Concretada la elección del 2 de junio y conocidos los resultados de la misma, desastrosos para el PAN y el resto de los partidos políticos de oposición, la mirada de los observadores que han comenzado a ocuparse del futuro del blanquiazul se ha dirigido hacia San Andrés Cholula.

Esa es una reacción natural.

En medio de la derrota de Eduardo Rivera Pérez en el estado y de Mario Riestra Piña en el municipio de Puebla, sobresalen los dos triunfos del bloque opositor logrados en San Andrés y en San Pedro Cholula, donde fueron como candidatas Guadalupe Cuautle Torres y Roxana Luna Porquillo.

La diferencia entre una y otra es que la primera emana del PAN, mientras que la segunda del casi extinguido PRD, por lo que para hablar del panismo y hacer futurismo en torno a su condición se mira exclusivamente a San Andrés.

Sin importar contexto, condiciones y circunstancias, una corriente de opinión ha puesto a Edmundo Tlatehui Percino como prospecto para convertirse en presidente del Comité Directivo Estatal de ese partido en sustitución de Augusta Díaz de Rivera, por supuesto, para cuando el calendario oficial de renovación lo mande (dentro de cinco meses, en noviembre).

Tlatehui lo sabe y lo ha de ambicionar, como puede interpretarse a partir de sus propias declaraciones.

El presidente de ese ayuntamiento cholulteca, que en septiembre entregará la estafeta a “Lupita” Cuautle, de quien es esposo, opinó ayer públicamente que el PAN debe de trabajar en su propia reconstrucción, tras la “pesadilla” electoral sufrida el domingo.

La contienda dejó muchas experiencias, enseñanzas, pero también momentos de reflexión y análisis para ver qué fue lo que aconteció, dijo.

Agregó que es prematuro hablar del relevo en la dirigencia, cuando el cambio tiene que darse en noviembre (no falta mucho en realidad) y se reconoció dispuesto a aportar lo que sea necesario para hacer posible que el PAN siga adelante, a través de una reconstrucción que debe tener lugar en los próximos tres años.

Esas palabras sonaron a la reflexión de un aspirante a la dirigencia.

Por tanto, y en seguimiento a lo expuesto un día antes por Augusta Díaz de Rivera, ya le salió el primer contendiente interno a Eduardo Rivera.

* * *

El candidato a gobernador de la alianza oficialista cumplió un pendiente que tenía con él mismo y su estado de salud.

Alejandro Armenta Mier llegó al final de la campaña que ganó y al día de las votaciones con una lesión en el tendón del pie derecho, una fractura que sufrió jugando futbol, pero que no le impidió seguir con las actividades de proselitismo hasta el último minuto.

El hecho trascendió la tarde del lunes, cuando se supo que el virtual gobernador electo de Puebla había sido sometido a una cirugía en una de sus extremidades.

Ayer martes se confirmó el hecho.

Fue el propio Armenta quien divulgó en sus redes sociales una fotografía donde informó que resultó exitosa la intervención: “Pronto estaré al 100 por ciento para seguir con el trabajo, previo a la gran responsabilidad que tendré con las y los poblanos”.

En la imagen se observa a su esposa, Cecilia Arellano, y al arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa, acompañándolo en una habitación de hospital.

* * *

Cuatro mini partidos políticos han desaparecido después de las votaciones del 2 de junio.

Se trata del Partido de la Revolución Democrática (PRD), el partido Pacto Social de Integración (PSI), Nueva Alianza y Fuerza por México.

Dos de ellos, los primeros, compitieron en la coalición opositora y dos más, los segundos, en la oficialista.

Aunque no parezca, porque en la diversidad tendría que haber siempre valores democráticos, su extinción es una buena noticia.

Esos cuatro institutos, como algunos otros que sobrevivieron a la contienda y hasta crecieron en porcentaje de votos recibidos, solo existían para dejar dividendos económicos a sus dirigentes, quienes en cada elección se asociaban a un partido mayor para obtener posiciones y cobrar por ello.

Carlos Navarro Corro, diputado local y propietario del PSI, es uno de los damnificados.

Concretada la elección del 2 de junio y conocidos los resultados de la misma, desastrosos para el PAN y el resto de los partidos políticos de oposición, la mirada de los observadores que han comenzado a ocuparse del futuro del blanquiazul se ha dirigido hacia San Andrés Cholula.

Esa es una reacción natural.

En medio de la derrota de Eduardo Rivera Pérez en el estado y de Mario Riestra Piña en el municipio de Puebla, sobresalen los dos triunfos del bloque opositor logrados en San Andrés y en San Pedro Cholula, donde fueron como candidatas Guadalupe Cuautle Torres y Roxana Luna Porquillo.

La diferencia entre una y otra es que la primera emana del PAN, mientras que la segunda del casi extinguido PRD, por lo que para hablar del panismo y hacer futurismo en torno a su condición se mira exclusivamente a San Andrés.

Sin importar contexto, condiciones y circunstancias, una corriente de opinión ha puesto a Edmundo Tlatehui Percino como prospecto para convertirse en presidente del Comité Directivo Estatal de ese partido en sustitución de Augusta Díaz de Rivera, por supuesto, para cuando el calendario oficial de renovación lo mande (dentro de cinco meses, en noviembre).

Tlatehui lo sabe y lo ha de ambicionar, como puede interpretarse a partir de sus propias declaraciones.

El presidente de ese ayuntamiento cholulteca, que en septiembre entregará la estafeta a “Lupita” Cuautle, de quien es esposo, opinó ayer públicamente que el PAN debe de trabajar en su propia reconstrucción, tras la “pesadilla” electoral sufrida el domingo.

La contienda dejó muchas experiencias, enseñanzas, pero también momentos de reflexión y análisis para ver qué fue lo que aconteció, dijo.

Agregó que es prematuro hablar del relevo en la dirigencia, cuando el cambio tiene que darse en noviembre (no falta mucho en realidad) y se reconoció dispuesto a aportar lo que sea necesario para hacer posible que el PAN siga adelante, a través de una reconstrucción que debe tener lugar en los próximos tres años.

Esas palabras sonaron a la reflexión de un aspirante a la dirigencia.

Por tanto, y en seguimiento a lo expuesto un día antes por Augusta Díaz de Rivera, ya le salió el primer contendiente interno a Eduardo Rivera.

* * *

El candidato a gobernador de la alianza oficialista cumplió un pendiente que tenía con él mismo y su estado de salud.

Alejandro Armenta Mier llegó al final de la campaña que ganó y al día de las votaciones con una lesión en el tendón del pie derecho, una fractura que sufrió jugando futbol, pero que no le impidió seguir con las actividades de proselitismo hasta el último minuto.

El hecho trascendió la tarde del lunes, cuando se supo que el virtual gobernador electo de Puebla había sido sometido a una cirugía en una de sus extremidades.

Ayer martes se confirmó el hecho.

Fue el propio Armenta quien divulgó en sus redes sociales una fotografía donde informó que resultó exitosa la intervención: “Pronto estaré al 100 por ciento para seguir con el trabajo, previo a la gran responsabilidad que tendré con las y los poblanos”.

En la imagen se observa a su esposa, Cecilia Arellano, y al arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa, acompañándolo en una habitación de hospital.

* * *

Cuatro mini partidos políticos han desaparecido después de las votaciones del 2 de junio.

Se trata del Partido de la Revolución Democrática (PRD), el partido Pacto Social de Integración (PSI), Nueva Alianza y Fuerza por México.

Dos de ellos, los primeros, compitieron en la coalición opositora y dos más, los segundos, en la oficialista.

Aunque no parezca, porque en la diversidad tendría que haber siempre valores democráticos, su extinción es una buena noticia.

Esos cuatro institutos, como algunos otros que sobrevivieron a la contienda y hasta crecieron en porcentaje de votos recibidos, solo existían para dejar dividendos económicos a sus dirigentes, quienes en cada elección se asociaban a un partido mayor para obtener posiciones y cobrar por ello.

Carlos Navarro Corro, diputado local y propietario del PSI, es uno de los damnificados.

ÚLTIMASCOLUMNAS
viernes 19 de julio de 2024

En Punto

En Punto

jueves 18 de julio de 2024

En Punto

En Punto

miércoles 17 de julio de 2024

En Punto

En Punto

martes 16 de julio de 2024

En Punto

En Punto

lunes 15 de julio de 2024

En Punto

En Punto

viernes 12 de julio de 2024

En Punto

En Punto

jueves 11 de julio de 2024

En Punto

En Punto

miércoles 10 de julio de 2024

En Punto

En Punto

martes 09 de julio de 2024

En Punto

En Punto

lunes 08 de julio de 2024

En Punto

En Punto

Cargar Más