/ martes 14 de septiembre de 2021

Lo bien hecho es mejor que algo bien dicho

Para poder hablar de lo que pasa en la LXI Legislatura quiero terminar de contarles que sucedió con la LX, la “Legislatura de los improvisados” para algunos, pero la que hace historia para todos y todas.

La Sexagésima Legislatura del Honorable Congreso del Estado de Puebla demuestra que, sí las cosas se quieren hacer se pueden lograr; que si existe la voluntad de que las cosas pasen, sucederán; para muchos fue una gran sorpresa lo que este cuerpo colegiado de 41 personas pudimos lograr; nos enfrentamos con adversidades inimaginables, pero aún con todo eso, se logró brindar gobernabilidad y certeza para las y los poblanos.

Estamos por iniciar una nueva etapa en la vida pública política de nuestro Estado, estamos a días de que la LX Legislatura pase a la historia y que la LXI comience su camino, estoy segura que esta legislatura que inicia será totalmente diferente a su antecesora, en primer razón, porque no se vive el mismo momento histórico, la segunda y más importante, es que en el Estado no había existido un trabajo político como el de nuestro Gobernador Constitucional, Luis Miguel Barbosa Huerta, que ha demostrado la gran capacidad de buscar y encontrar consensos con todas las fuerzas políticas para trabajar por el bien de Puebla.

Estoy muy agradecida por la confianza de mis nuevos compañeros diputados y diputadas, puesto que por mayoría de votos fui nombrada como Presidenta de la Primera Mesa Directiva de esta LXI Legislatura, que por cierto, también hace historia, ya que por primera vez en el Honorable Congreso del Estado, la Mesa Directiva de una legislatura sólo estará conformada por mujeres, sin duda alguna esta Legislatura comienza abriendo una gran brecha para nosotras las mujeres, para que ocupemos cada vez más espacios de decisión, rompiendo techos de cristal, incluyéndonos en cargos públicos de gran importancia.

Confío en que esta legislatura va a ser recordada por valorar más el consenso y el trabajo coordinado.

Como política, creo que están todos los ingredientes para lograrlo y que al interior del Congreso quienes serán coordinadores de las diferentes fuerzas políticas representadas se encuentran en la misma sintonía y los mismos deseos de hacerle bien a Puebla.

Es muy pronto para poder predecir lo que viene, pero estoy segura de que serán cosas buenas para las y los poblanos; que seguiremos legislando con perspectiva de género, trabajando incansablemente para erradicar cualquier tipo violencia hacia las mujeres, de igual modo, legislaremos por una Puebla más verde y ecológica; legislaremos por el bien común, olvidando intereses personales y enfocándonos en los intereses y necesidades de todos y todas.

Esta legislatura va a demostrar que la #4T en Puebla seguirá trabajando desde este Honorable Congreso del Estado para brindarles una Puebla más segura, justa y equitativa. No fallaremos a la confianza que nos fue refrendada por el trabajo que se ha hecho desde el Ejecutivo y Legislativo en pro de todos y todas.


Para poder hablar de lo que pasa en la LXI Legislatura quiero terminar de contarles que sucedió con la LX, la “Legislatura de los improvisados” para algunos, pero la que hace historia para todos y todas.

La Sexagésima Legislatura del Honorable Congreso del Estado de Puebla demuestra que, sí las cosas se quieren hacer se pueden lograr; que si existe la voluntad de que las cosas pasen, sucederán; para muchos fue una gran sorpresa lo que este cuerpo colegiado de 41 personas pudimos lograr; nos enfrentamos con adversidades inimaginables, pero aún con todo eso, se logró brindar gobernabilidad y certeza para las y los poblanos.

Estamos por iniciar una nueva etapa en la vida pública política de nuestro Estado, estamos a días de que la LX Legislatura pase a la historia y que la LXI comience su camino, estoy segura que esta legislatura que inicia será totalmente diferente a su antecesora, en primer razón, porque no se vive el mismo momento histórico, la segunda y más importante, es que en el Estado no había existido un trabajo político como el de nuestro Gobernador Constitucional, Luis Miguel Barbosa Huerta, que ha demostrado la gran capacidad de buscar y encontrar consensos con todas las fuerzas políticas para trabajar por el bien de Puebla.

Estoy muy agradecida por la confianza de mis nuevos compañeros diputados y diputadas, puesto que por mayoría de votos fui nombrada como Presidenta de la Primera Mesa Directiva de esta LXI Legislatura, que por cierto, también hace historia, ya que por primera vez en el Honorable Congreso del Estado, la Mesa Directiva de una legislatura sólo estará conformada por mujeres, sin duda alguna esta Legislatura comienza abriendo una gran brecha para nosotras las mujeres, para que ocupemos cada vez más espacios de decisión, rompiendo techos de cristal, incluyéndonos en cargos públicos de gran importancia.

Confío en que esta legislatura va a ser recordada por valorar más el consenso y el trabajo coordinado.

Como política, creo que están todos los ingredientes para lograrlo y que al interior del Congreso quienes serán coordinadores de las diferentes fuerzas políticas representadas se encuentran en la misma sintonía y los mismos deseos de hacerle bien a Puebla.

Es muy pronto para poder predecir lo que viene, pero estoy segura de que serán cosas buenas para las y los poblanos; que seguiremos legislando con perspectiva de género, trabajando incansablemente para erradicar cualquier tipo violencia hacia las mujeres, de igual modo, legislaremos por una Puebla más verde y ecológica; legislaremos por el bien común, olvidando intereses personales y enfocándonos en los intereses y necesidades de todos y todas.

Esta legislatura va a demostrar que la #4T en Puebla seguirá trabajando desde este Honorable Congreso del Estado para brindarles una Puebla más segura, justa y equitativa. No fallaremos a la confianza que nos fue refrendada por el trabajo que se ha hecho desde el Ejecutivo y Legislativo en pro de todos y todas.


ÚLTIMASCOLUMNAS