/ miércoles 28 de octubre de 2020

Olvídate del miedo al éxito y deja de autosabotearte

Identifica qué te motiva a conseguir algo y después, aunque sientas temor, úsalo como una fuerza motora que genere la energía para cumplir tus sueños

Cuando una persona le teme al éxito o a cualquier situación, el hecho se reduce simplemente al temor a no merecer, a desaparecer, a no pertenecer, a ser rechazado, a dejar a otros en el camino por alcanzar los sueños, a quedar solo y, por lo tanto, a no ser querido, aceptado ni amado.

“El miedo genera incertidumbre y te paraliza, cuando te controla surgen ansiedad, tristeza y frustración porque no te atreves a realizar tus sueños; entonces el miedo termina por controlarte y el éxito se mantiene como un sueño utópico, que se ve bonito, pero es sólo un ideal”, expone Jaqueline Machado Garduño, profesional de la salud mental especializada en Desarrollo de Consciencia.

Refiere que el temor determina en gran medida que consigas lo que anhelas y el miedo te impulsa incluso a tener éxito. El desafío será mantener un equilibrio para que el miedo no te devore y no te autosabotees.

El miedo al éxito se hace presente en la forma en la que piensas y en todo lo que te dices y haces durante el día, es decir, tus emociones sumadas al miedo condicionan tus acciones y es cuando te saboteas para no conseguir lo que quieres.

Primero debes identificar qué te motiva a conseguir algo y después, aunque sientas miedo, lo utilices a tu favor como una fuerza motora que genera la energía y hace que no te quedes estancado en comportamientos saboteadores como: “no urge tanto, lo hago mañana”, “no tengo tiempo para estos sueños guajiros”, o “total no pasa nada si no lo hago”.

“El autosabotaje te mantiene en un estado infantilizado que te da ganancias secundarias y entonces postergas las cosas, te conviertes en víctima y te quejas continuamente, te vuelves criticón, amargado y buscas bloquear a los que sí se atreven a conseguir sus sueños”, advierte.

Se trata de que reconozcas que tienes miedo, lo identifiques y te rindas a él. Así le darás una dirección creativa para controlarlo y no al revés, porque te mantendrá atascado en círculos viciosos de autosabotaje.

Foto: Freepik

EL MIEDO NO ES TU ENEMIGO

La especialista asegura que hacerte responsable de tu vida implica que antes de tener éxito tengas fracasos que te van a desanimar, pero también van a generar en ti una mayor capacidad para percibir aspectos que te darán mayor fuerza, empujándote a afrontar las consecuencias.

“El miedo no es tu enemigo, es un maestro que te empuja a seguir y que simplemente te muestra diferentes caras de la vida”, asegura.

Señala que el fracaso no es ni bueno ni malo, simplemente te muestra que la puerta que abriste no es la correcta, te da un cambio de dirección y te presenta nuevas opciones que te conducen al éxito que quieres obtener.

Pregúntate qué es lo que quieres lograr para tener éxito, deja la duda a un lado y toma la decisión. Cuando lo hagas tu postura corporal será abierta, te sentirás extasiado, te pararás con la espalda recta, te brillarán los ojos, tu tono de voz tendrá tintes de pasión y de motivación. En el caso de tus emociones te sentirás dichoso, lleno de energía, apasionado y excitado por el proyecto.

¡Obsérvate! tus pensamientos irán acorde tu expresión corporal y a las emociones que la acompañan, te dirás cosas como: “claro que puedo”, “me lo merezco”, “no importa las veces que caiga, tengo la capacidad de levantarme”, “me siento empoderado”.

Las personas exitosas muestran pasión, determinación, confianza, seguridad y se vuelven un imán, detalla la psicóloga, y agrega que aunque dentro de las probabilidades de éxito el 99 % sean de fracaso, “este tipo de personas se aferra al 1% de posibilidad de éxito porque creen en ellos mismos; comprenden que el miedo y el fracaso son parte del camino al éxito, que las decisiones que tomaron fueron las que fracasaron y eso no tiene nada que ver con ellos como personas”.

Foto: Drobotdean

EL ÉXITO LO DETERMINAN TU PENSAMIENTO Y ACCIONES

Luego entonces, el miedo al éxito es parte del proceso de la vida y por lo tanto es importante que no lo rechaces cuando llega a ti, porque al no rechazarlo te rindes a él y lo abrazas, sin llegar al grado en el que te domine y te maneje dejándote paralizado.

El fracaso es parte del proceso que te lleva al éxito. Fracasas por ideas o decisiones mal tomadas, y esto te invita a cambiar de camino o de dirección. No debes asociar el fracaso con tu persona, así tu autoestima no se fracturará.

Reconoce que tus pensamientos, emociones y acciones determinan el éxito que vas a tener o el consecuente fracaso si en lugar de expandirte te contraes. La duda y la incertidumbre también forman parte del miedo al éxito, pero si tu autoestima y confianza surgen desde tu interior, estas etapas amargas también las vas a trascender.

No trates de evitar el miedo al éxito porque de todas formas lo vas a sentir. Lo que puedes hacer es conectar tus pensamientos con tus sentimientos, pues se requiere de ambos para que tus acciones sean congruentes y te conduzcas como una persona integral.

“Alguien por ahí dijo ‘la vida no vale nada si vamos a lo seguro, porque obtienes lo menos de lo que en realidad hay para ti’. Eres un ser supremo que nació con todas las potencialidades y de ti depende si la realizas o no”, concluye.

  • El fracaso no es ni bueno ni malo, simplemente te muestra que la puerta que abriste no es la correcta y te presenta nuevas opciones que te conducen al éxito

Cuando una persona le teme al éxito o a cualquier situación, el hecho se reduce simplemente al temor a no merecer, a desaparecer, a no pertenecer, a ser rechazado, a dejar a otros en el camino por alcanzar los sueños, a quedar solo y, por lo tanto, a no ser querido, aceptado ni amado.

“El miedo genera incertidumbre y te paraliza, cuando te controla surgen ansiedad, tristeza y frustración porque no te atreves a realizar tus sueños; entonces el miedo termina por controlarte y el éxito se mantiene como un sueño utópico, que se ve bonito, pero es sólo un ideal”, expone Jaqueline Machado Garduño, profesional de la salud mental especializada en Desarrollo de Consciencia.

Refiere que el temor determina en gran medida que consigas lo que anhelas y el miedo te impulsa incluso a tener éxito. El desafío será mantener un equilibrio para que el miedo no te devore y no te autosabotees.

El miedo al éxito se hace presente en la forma en la que piensas y en todo lo que te dices y haces durante el día, es decir, tus emociones sumadas al miedo condicionan tus acciones y es cuando te saboteas para no conseguir lo que quieres.

Primero debes identificar qué te motiva a conseguir algo y después, aunque sientas miedo, lo utilices a tu favor como una fuerza motora que genera la energía y hace que no te quedes estancado en comportamientos saboteadores como: “no urge tanto, lo hago mañana”, “no tengo tiempo para estos sueños guajiros”, o “total no pasa nada si no lo hago”.

“El autosabotaje te mantiene en un estado infantilizado que te da ganancias secundarias y entonces postergas las cosas, te conviertes en víctima y te quejas continuamente, te vuelves criticón, amargado y buscas bloquear a los que sí se atreven a conseguir sus sueños”, advierte.

Se trata de que reconozcas que tienes miedo, lo identifiques y te rindas a él. Así le darás una dirección creativa para controlarlo y no al revés, porque te mantendrá atascado en círculos viciosos de autosabotaje.

Foto: Freepik

EL MIEDO NO ES TU ENEMIGO

La especialista asegura que hacerte responsable de tu vida implica que antes de tener éxito tengas fracasos que te van a desanimar, pero también van a generar en ti una mayor capacidad para percibir aspectos que te darán mayor fuerza, empujándote a afrontar las consecuencias.

“El miedo no es tu enemigo, es un maestro que te empuja a seguir y que simplemente te muestra diferentes caras de la vida”, asegura.

Señala que el fracaso no es ni bueno ni malo, simplemente te muestra que la puerta que abriste no es la correcta, te da un cambio de dirección y te presenta nuevas opciones que te conducen al éxito que quieres obtener.

Pregúntate qué es lo que quieres lograr para tener éxito, deja la duda a un lado y toma la decisión. Cuando lo hagas tu postura corporal será abierta, te sentirás extasiado, te pararás con la espalda recta, te brillarán los ojos, tu tono de voz tendrá tintes de pasión y de motivación. En el caso de tus emociones te sentirás dichoso, lleno de energía, apasionado y excitado por el proyecto.

¡Obsérvate! tus pensamientos irán acorde tu expresión corporal y a las emociones que la acompañan, te dirás cosas como: “claro que puedo”, “me lo merezco”, “no importa las veces que caiga, tengo la capacidad de levantarme”, “me siento empoderado”.

Las personas exitosas muestran pasión, determinación, confianza, seguridad y se vuelven un imán, detalla la psicóloga, y agrega que aunque dentro de las probabilidades de éxito el 99 % sean de fracaso, “este tipo de personas se aferra al 1% de posibilidad de éxito porque creen en ellos mismos; comprenden que el miedo y el fracaso son parte del camino al éxito, que las decisiones que tomaron fueron las que fracasaron y eso no tiene nada que ver con ellos como personas”.

Foto: Drobotdean

EL ÉXITO LO DETERMINAN TU PENSAMIENTO Y ACCIONES

Luego entonces, el miedo al éxito es parte del proceso de la vida y por lo tanto es importante que no lo rechaces cuando llega a ti, porque al no rechazarlo te rindes a él y lo abrazas, sin llegar al grado en el que te domine y te maneje dejándote paralizado.

El fracaso es parte del proceso que te lleva al éxito. Fracasas por ideas o decisiones mal tomadas, y esto te invita a cambiar de camino o de dirección. No debes asociar el fracaso con tu persona, así tu autoestima no se fracturará.

Reconoce que tus pensamientos, emociones y acciones determinan el éxito que vas a tener o el consecuente fracaso si en lugar de expandirte te contraes. La duda y la incertidumbre también forman parte del miedo al éxito, pero si tu autoestima y confianza surgen desde tu interior, estas etapas amargas también las vas a trascender.

No trates de evitar el miedo al éxito porque de todas formas lo vas a sentir. Lo que puedes hacer es conectar tus pensamientos con tus sentimientos, pues se requiere de ambos para que tus acciones sean congruentes y te conduzcas como una persona integral.

“Alguien por ahí dijo ‘la vida no vale nada si vamos a lo seguro, porque obtienes lo menos de lo que en realidad hay para ti’. Eres un ser supremo que nació con todas las potencialidades y de ti depende si la realizas o no”, concluye.

  • El fracaso no es ni bueno ni malo, simplemente te muestra que la puerta que abriste no es la correcta y te presenta nuevas opciones que te conducen al éxito

Local

Las viudas del coronavirus

Ellas perdieron a sus compañeros de vida y con ellos su estabilidad económica y emocional

Estado

Nadie será excluido, asevera Augusta Díaz al arrancar campaña en Tehuacán

Están combatiendo el fracaso y los malos resultados que se dieron con la actual dirigencia, dijo Ana Teresa Aranda en el evento

Mundo

Malala Yousafzai pide a talibanes permitir regreso de niñas a la escuela

Ha pasado un mes desde que los talibanes islamistas, que tomaron el poder en agosto, excluyeron a las alumnas de volver a la escuela secundaria

Cultura

José María Vitier triunfa en el Teatro Juárez tras su presentación en el FIC

Los asistentes capitalinos agradecieron la excelsa velada con más de tres minutos de aplausos

Virales

Acto de heroísmo, bombero carga un tanque de gas en llamas

Protección Civil informó que 60 personas fueron evacuadas como medida de precaución sin que se presentaran daños significativos

Estado

Excandidatos de Chiconcuautla se dicen amenazados de muerte 

Artemio Hernández, edil reelecto, los ha señalado de alentar a los electores a provocar disturbios, algo que ellos rechazan pues es una inconformidad natural provocada por la actitud del mismo presidente

Estado

Aldo Arvizu solo dejó mil 300 pesos en cuentas de Coxcatlán

Rafael Bringas Marrero, nuevo presidente municipal, señaló que procederán por la vía legal en contra del morenista

Estado

Saquearon alcaldía de Cuyoaco, denuncia Iván Conrado, nuevo alcalde

El priista anunció una estrategia de pacificación que le apueste a la prevención social y a tener policías de confianza