/ lunes 30 de noviembre de 2020

¿Las enfermedades son causadas por la mente?

Estos padecimientos son causados por la psique, pero esto no significa que tú los provoques conscientemente

Todos hemos escuchado que la mente, también conocida como psique, es muy poderosa, tanto que puede ser capaz de “hablar” o “mostrar” todo lo que sucede en nuestro cuerpo mediante signos o síntomas que indican si las cosas están bien o si existe algo que no funciona como debería.

Estas manifestaciones pueden derivar en lo que se define como enfermedades psicosomáticas, aquellas que el cuerpo “muestra” y que aparentemente tienen su origen en una deficiencia biológica u orgánica, es decir, comienzas a sentir cualquier malestar y cuando esto ocurre normalmente vas al médico, porque finalmente en temas de salud lo que pretendes es una estabilidad, ya sea emocional, conductual o física, explica Leticia Miranda, máster en salud mental.

NO SE PROVOCAN CONSCIENTEMENTE

Es muy importante puntualizar, afirma la especialista, que el hecho de que un padecimiento se origine en la mente NO significa que te lo provoques a propósito; nadie quiere tener cáncer o hipotiroidismo. No es algo de lo que una persona pueda estar consciente, pues la psique no se ubica en la corteza del cerebro -que es la parte pensante-, es más bien como una entidad completa que abarca todo nuestro ser, se encuentra en todos los órganos y sistemas de nuestro organismo.

La mente es la que percibe la realidad desde que nacemos hasta la actualidad y además la interpreta, de acuerdo con memorias con las que ya nacemos, genéticas y que le dan continuidad a nuestra cadena evolutiva, a nuestra tribu, a nuestra familia y de ahí que ya traemos ciertas predisposiciones que se afianzan o confirman a lo largo de la crianza, de la educación, de tu núcleo familiar, social o étnico, asevera.

TODAS SURGEN DE LA MENTE

“Estoy convencida de que todos los padecimientos crónicos, agudos, degenerativos, genéticos, congénitos, todos tienen un origen psíquico-mental, que es en donde mora o habita el contenido de toda esta información; está comprobado médicamente, y cualquier médico tiene la obligación desde la bioética, de comunicarles a sus pacientes que todas las enfermedades que terminan en “itis” son de origen psicosomático”, asegura.

“Desde mi experiencia, desde mis aproximaciones, desde la biología, desde la neurobiología, que hoy muestra un montón de evidencia de las enfermedades psicosomáticas, cada vez estamos más cerca de comprobar científicamente que el cuerpo solamente ‘muestra’ o ‘habla’ a través de estados de ánimo, de conducta, de signos de salud, de armonía, de todo lo que está contenido en la psique”, dice Miranda, quien también tiene estudios en tanatología, adicciones y trauma complejo.

Hay algunos signos visibles, medibles, tangibles, que salen en las radiografías, en el termómetro, en las pruebas clínicas y por otro lado están los síntomas que, aunque también existen y la gente los refiere, no se pueden medir: “siento ñañara”, “tengo angustia”, la ansiedad, el hoyo, el vacío, el “oigo voces”, estos no se pueden cuantificar, pero sabemos que son reales, porque los pacientes los experimentan, expone.

Comenta que, por supuesto, la medicina atiende las enfermedades agudas, situaciones súbitas que tienen un resultado contundente: un virus, una bacteria, un órgano dañado que requiere extraerse y hacer un trasplante. Pero de las crónicas, que se suscitan a lo largo de generaciones, los doctores bien a bien no saben el origen -por ejemplo, de la diabetes- aunque entiendan la forma en que afectan al organismo; pueden llevar a la persona a una estabilidad, pero no a una completa sanación, porque el padecimiento sigue presente, explica.

SUS CAUSAS

Tienen su origen, asevera, en el tener una idea muy pobre de lo que somos como individuos; las huellas que dejan una diagnosis o unos criterios muy claros a lo largo del tiempo como la timidez, la vergüenza, el temor, el miedo, el rechazo, la humillación, los secretos de familia, un aborto del que nunca se habló… toda esa información que la psique carga, deja una tensión energética que experimenta todo el organismo a nivel celular y esos eventos tienen sus consecuencias en ciertos signos que el cuerpo muestra.

¿Cuáles enfermedades son psicosomáticas?

La depresión mayor, que es una enfermedad clínica y de la cual no sales tú solo, tiene su origen en la química del cerebro, en los neurotransmisores; el hipotiroidismo, la hipoglucemia, la diabetes; también todas las enfermedades mentales que derivan en signos físicos, como la esquizofrenia, todas las fobias; hasta la gripa, gastritis, colitis, el estrés, obviamente, que causa angustia o ansiedad, se cuentan entre las enfermedades psicosomáticas, menciona Leticia Miranda.

CÓMO SE DEBEN ATENDER

“Con atención integral: la parte clínica, médica y encontrar cuál es la aproximación adecuada para atender el origen psíquico, puede ser a través de psicoterapia, de disciplinas como meditación, mindfulness, yoga… lo fundamental es determinar una diagnosis adecuada para poder hacer las intervenciones adecuadas, para que el sujeto pueda salir adelante de sus situaciones”, afirma.

“Debes acudir con un profesional de la salud mental, tener un orientador, un consejero espiritual, una disciplina, una filosofía, atenderte, voltearte a ver, poner atención de la frontera de tu piel hacia adentro, porque todas las búsquedas las hacemos hacia afuera, siempre queremos que el médico o el psicólogo nos cure, nos sane.

El profesional debe ser un facilitador de esta búsqueda interior, ayudarte a encontrar qué te surge del interior y expresar lo que encuentras en ti, a través del arte, la música, un instrumento, la lectura, la danza, cualquier cosa que te lleve a este autoconocimiento, expone.

CÓMO PREVENIRLAS

Asegura que esto se logra a través de la consciencia de enterarnos, de primera instancia, que la salud mora o habita dentro de nosotros, que no hay nada fuera de la frontera de nuestra piel que brinde la salud que pretendemos buscar, porque “estamos en una búsqueda, que no sabemos qué es, pero estamos buscando”. El trabajo se vuelve una cuestión obsesiva compulsiva, el mundo nos arrastra hacia un consumo de placeres baratos a un precio muy caro, porque pagas con tu salud, sin darte cuenta, y al cabo de la vida el tiempo te pasa factura.

“Entonces el consejo es enterarte de que todos nacemos con esta tarea de autoconocimiento, que debe ser hacia adentro y que es adecuado acudir con facilitadores que nos permitan una manifestación de todo aquello que experimentamos; estar muy atentos a cuáles son los avisos que el cuerpo da, por ejemplo, una jaqueca, migraña, cojera, ‘el dolorcito del huesito’, porque el cuerpo muestra a la psique”, dice la especialista.

“Insisto, la medicina muchas veces se utiliza de manera inadecuada para callar ese síntoma o ese signo, entonces en lugar de tener una corrección de origen adecuada, porque surge de una creencia, de una idea equivocada que tengo de mí, entonces ya no tengo nada que me avise que algo está chueco o retorcido en mi psique, me sigo y esto crece hasta que se vuelve crónico”, finaliza.

Todos hemos escuchado que la mente, también conocida como psique, es muy poderosa, tanto que puede ser capaz de “hablar” o “mostrar” todo lo que sucede en nuestro cuerpo mediante signos o síntomas que indican si las cosas están bien o si existe algo que no funciona como debería.

Estas manifestaciones pueden derivar en lo que se define como enfermedades psicosomáticas, aquellas que el cuerpo “muestra” y que aparentemente tienen su origen en una deficiencia biológica u orgánica, es decir, comienzas a sentir cualquier malestar y cuando esto ocurre normalmente vas al médico, porque finalmente en temas de salud lo que pretendes es una estabilidad, ya sea emocional, conductual o física, explica Leticia Miranda, máster en salud mental.

NO SE PROVOCAN CONSCIENTEMENTE

Es muy importante puntualizar, afirma la especialista, que el hecho de que un padecimiento se origine en la mente NO significa que te lo provoques a propósito; nadie quiere tener cáncer o hipotiroidismo. No es algo de lo que una persona pueda estar consciente, pues la psique no se ubica en la corteza del cerebro -que es la parte pensante-, es más bien como una entidad completa que abarca todo nuestro ser, se encuentra en todos los órganos y sistemas de nuestro organismo.

La mente es la que percibe la realidad desde que nacemos hasta la actualidad y además la interpreta, de acuerdo con memorias con las que ya nacemos, genéticas y que le dan continuidad a nuestra cadena evolutiva, a nuestra tribu, a nuestra familia y de ahí que ya traemos ciertas predisposiciones que se afianzan o confirman a lo largo de la crianza, de la educación, de tu núcleo familiar, social o étnico, asevera.

TODAS SURGEN DE LA MENTE

“Estoy convencida de que todos los padecimientos crónicos, agudos, degenerativos, genéticos, congénitos, todos tienen un origen psíquico-mental, que es en donde mora o habita el contenido de toda esta información; está comprobado médicamente, y cualquier médico tiene la obligación desde la bioética, de comunicarles a sus pacientes que todas las enfermedades que terminan en “itis” son de origen psicosomático”, asegura.

“Desde mi experiencia, desde mis aproximaciones, desde la biología, desde la neurobiología, que hoy muestra un montón de evidencia de las enfermedades psicosomáticas, cada vez estamos más cerca de comprobar científicamente que el cuerpo solamente ‘muestra’ o ‘habla’ a través de estados de ánimo, de conducta, de signos de salud, de armonía, de todo lo que está contenido en la psique”, dice Miranda, quien también tiene estudios en tanatología, adicciones y trauma complejo.

Hay algunos signos visibles, medibles, tangibles, que salen en las radiografías, en el termómetro, en las pruebas clínicas y por otro lado están los síntomas que, aunque también existen y la gente los refiere, no se pueden medir: “siento ñañara”, “tengo angustia”, la ansiedad, el hoyo, el vacío, el “oigo voces”, estos no se pueden cuantificar, pero sabemos que son reales, porque los pacientes los experimentan, expone.

Comenta que, por supuesto, la medicina atiende las enfermedades agudas, situaciones súbitas que tienen un resultado contundente: un virus, una bacteria, un órgano dañado que requiere extraerse y hacer un trasplante. Pero de las crónicas, que se suscitan a lo largo de generaciones, los doctores bien a bien no saben el origen -por ejemplo, de la diabetes- aunque entiendan la forma en que afectan al organismo; pueden llevar a la persona a una estabilidad, pero no a una completa sanación, porque el padecimiento sigue presente, explica.

SUS CAUSAS

Tienen su origen, asevera, en el tener una idea muy pobre de lo que somos como individuos; las huellas que dejan una diagnosis o unos criterios muy claros a lo largo del tiempo como la timidez, la vergüenza, el temor, el miedo, el rechazo, la humillación, los secretos de familia, un aborto del que nunca se habló… toda esa información que la psique carga, deja una tensión energética que experimenta todo el organismo a nivel celular y esos eventos tienen sus consecuencias en ciertos signos que el cuerpo muestra.

¿Cuáles enfermedades son psicosomáticas?

La depresión mayor, que es una enfermedad clínica y de la cual no sales tú solo, tiene su origen en la química del cerebro, en los neurotransmisores; el hipotiroidismo, la hipoglucemia, la diabetes; también todas las enfermedades mentales que derivan en signos físicos, como la esquizofrenia, todas las fobias; hasta la gripa, gastritis, colitis, el estrés, obviamente, que causa angustia o ansiedad, se cuentan entre las enfermedades psicosomáticas, menciona Leticia Miranda.

CÓMO SE DEBEN ATENDER

“Con atención integral: la parte clínica, médica y encontrar cuál es la aproximación adecuada para atender el origen psíquico, puede ser a través de psicoterapia, de disciplinas como meditación, mindfulness, yoga… lo fundamental es determinar una diagnosis adecuada para poder hacer las intervenciones adecuadas, para que el sujeto pueda salir adelante de sus situaciones”, afirma.

“Debes acudir con un profesional de la salud mental, tener un orientador, un consejero espiritual, una disciplina, una filosofía, atenderte, voltearte a ver, poner atención de la frontera de tu piel hacia adentro, porque todas las búsquedas las hacemos hacia afuera, siempre queremos que el médico o el psicólogo nos cure, nos sane.

El profesional debe ser un facilitador de esta búsqueda interior, ayudarte a encontrar qué te surge del interior y expresar lo que encuentras en ti, a través del arte, la música, un instrumento, la lectura, la danza, cualquier cosa que te lleve a este autoconocimiento, expone.

CÓMO PREVENIRLAS

Asegura que esto se logra a través de la consciencia de enterarnos, de primera instancia, que la salud mora o habita dentro de nosotros, que no hay nada fuera de la frontera de nuestra piel que brinde la salud que pretendemos buscar, porque “estamos en una búsqueda, que no sabemos qué es, pero estamos buscando”. El trabajo se vuelve una cuestión obsesiva compulsiva, el mundo nos arrastra hacia un consumo de placeres baratos a un precio muy caro, porque pagas con tu salud, sin darte cuenta, y al cabo de la vida el tiempo te pasa factura.

“Entonces el consejo es enterarte de que todos nacemos con esta tarea de autoconocimiento, que debe ser hacia adentro y que es adecuado acudir con facilitadores que nos permitan una manifestación de todo aquello que experimentamos; estar muy atentos a cuáles son los avisos que el cuerpo da, por ejemplo, una jaqueca, migraña, cojera, ‘el dolorcito del huesito’, porque el cuerpo muestra a la psique”, dice la especialista.

“Insisto, la medicina muchas veces se utiliza de manera inadecuada para callar ese síntoma o ese signo, entonces en lugar de tener una corrección de origen adecuada, porque surge de una creencia, de una idea equivocada que tengo de mí, entonces ya no tengo nada que me avise que algo está chueco o retorcido en mi psique, me sigo y esto crece hasta que se vuelve crónico”, finaliza.

Finanzas

Detectan Mil 25 nuevos infectados de Covid-19 en Puebla

El fin de semana el coronavirus dejó también 135 defunciones

Local

Estas son las actividades que están prohibidas ante la reapertura en Puebla

El servicio de RUTA se suspenderá a las 21:30 horas y sigue restringida la venta de alcohol de jueves a domingo

Finanzas

Reapertura sólo beneficia al 25% de restaurantes en Puebla: Canirac

"El hecho de que solamente se limite a terrazas deja fuera a muchos pequeños negocios", afirma Olga Méndez

Salud

Al límite de su capacidad, así se encuentran cuatro hospitales del IMSS en Puebla ante la pandemia

El ISSSTE presenta una ocupación del 64% de pacientes Covid y el ISSSTEP 79%

Mundo

Moderna asegura que su vacuna es efectiva contra nuevas cepas del coronavirus

La compañía trabajará para desarrollar una dosis adicional con el objetivo de aumentar aún más la protección contra estas variantes

Local

Anuncia Arquidiócesis de Puebla reapertura de templos

Bajo medidas sanitarias, los sitios religiosos recibirán a los fieles con el 20% de aforo

Estado

Muere en la sala de espera de un consultorio de Farmacias del Ahorro

El ahora occiso llegó al lugar con dificultades para respirar

Local

Sin acceso a instituciones de salud, 74% de trabajadores en Puebla

En total un millón 965 mil 802 personas se encuentran en esta situación

Política

Michoacán, sin condiciones para adquirir vacuna Covid-19: Silvano Aureoles

El gobernador dijo que, de pretender adquirir la vacuna, esto podría llevarse a cabo hasta el mes de octubre